Gobierno sale en defensa de la ley de cuotas

La vicepresidenta Marta Lucía Ramírez rechazó la demanda que busca tumbar la ley 581, mediante la cual se exige que el 30% de los cargos directivos en el gobierno sean ocupados por mujeres.

La vicepresidenta Marta Lucía Ramírez rechazó la demanda que busca tumbar la ley de cuotas.Archivo

“Colombia se ha demorado demasiados años en reconocer que las mujeres colombianas tenemos capacidades, talentos, inteligencia y derechos iguales a los que tienen los hombres. Todo este tema de las leyes de cuotas y la paridad es algo que se ha venido discutiendo en el mundo entero”, manifestó la vicepresidenta Marta Lucía Ramírez con relación a la demanda interpuesta en la Corte Constitucional contra la ley de cuotas.

(También puede interesarle este articulo: “La Ley de Cuotas de género debe ser del 50 %”)

De igual manera, la vicepresidenta de la República sostuvo que gracias a esta norma la participación de las mujeres en cargos directivos ha tenido un importante avance en los últimos años, pero fue enfática, en que la cuota del 30% no puede ser “un techo de cristal”, sino el punto de partida para una sociedad igualitaria.  “Lo que vemos es que la sociedad colombiana todavía sigue siendo machista y excluyente, pero poco a poco tenemos que lograr que las mujeres que tiene cargos de poder, cada una de nosotras, abrir más espacios”, agregó la vicepresidenta recordando que el 51.4% de la población colombiana es mujer.

“La ley 581 fue un comienzo, el punto de partida que exigía que por lo menos el 30% de los cargos directivos estuvieran ocupados por mujeres. Ese proceso de 18 años nos permitió ir evolucionando y hoy tenemos por primera vez un gabinete paritario. Esta convicción que tengo de impulsar los derechos de las mujeres la vamos a mantener hasta el último día de este gobierno; pero lograr los cambios estructurales en la cultura de la sociedad colombiana, lastimosamente tomará mucho más tiempo que este periodo presidencial, por esa razón no estoy de acuerdo en eliminar esa ley de cuotas”, puntualizó la vicepresidenta.

(Esta es la posición editorial de El Espectador sobre la ley de cuotas)

De otro lado, Ana María Tribín, Consejera Presidencial para la Equidad de la Mujer, respaldó la posición de la vicepresidenta Ramírez y pidió al alto tribunal defender los derechos adquiridos de las mujeres colombianas. “Estamos en desacuerdo total con la idea de eliminar las cuotas en los cargos directivos para mujeres en el sector público, porque todavía no estamos en el momento que hay igualdad de oportunidades para mujeres, por eso tenemos que hacer acciones afirmativas. Estoy segura, como economista y como Consejera, que el mercado por sí solo no le da las mismas oportunidades a las mujeres, tenemos que tener estas acciones afirmativas”, concluyó.