¿Rebelión del Congreso por fallo contra el “fast track”?

Un nuevo choque por el procedimiento para implementar el Acuerdo de Paz suscrito entre el Gobierno y las Farc quedó planteado entre quienes apoyan su rápida implementación y los que buscan una deliberación al respecto en el Congreso.

Un nuevo choque por el procedimiento para implementar el Acuerdo de Paz suscrito entre el Gobierno y las Farc quedó planteado entre quienes apoyan su rápida implementación y los que buscan una deliberación al respecto en el Congreso. Después de que la Corte Constitucional tumbara uno de los ejes centrales del acto legislativo que reglamentó el fast track, para permitir a los congresistas proponer modificaciones a los textos firmados con la guerrilla, el Gobierno no ve fácil sacar adelante —al menos no de manera ágil— los proyectos para implementar lo pactado en La Habana.

Por eso, con el fin de contrarrestar los efectos del fallo, la Comisión de Paz del Congreso adoptó ayer los mecanismos que neutralizarán las eventuales trabas a la implementación del Acuerdo que, se prevé, interpondrán los opositores a lo acordado en Cuba.

Según el senador Roy Barreras, copresidente de dicha comisión, se logró un consenso entre las bancadas de varios partidos para lograr las mayorías en los debates y que incluye votar en bloque todas las iniciativas para evitar que se dilate la discusión al votar uno por uno los artículos del proyecto en el Congreso, como lo exige la Corte.

Y para evitar modificaciones en el espíritu del texto de paz, “haremos una proposición para que aquellas que no tengan aval del Gobierno o que desnaturalicen el Acuerdo sean acumuladas y negadas en bloque”, dijo el congresista de la U.

En respuesta, el senador Iván Duque (Centro Democrático), quien salió avante en su demanda contra el fast track, dijo que intentar revivir ese procedimiento afecta la separación de poderes y limita la capacidad deliberativa del Congreso. “Si lo que quieren es convertir al Congreso en un simple notario, no vamos a participar en ninguna deliberación”, advirtió el legislador.

“Hay aquí una rebelión insólita, es un absurdo panorama”, dijo a CM& el congresista uribista Jaime Amín.

También se radicará un proyecto que garantice una partida presupuestal para contratar el cuerpo de escoltas en la Unidad Nacional de Protección, que custodiará a los excombatientes de las Farc y que fue reglamentado por decreto, pero tumbado por la Corte.

Finalmente, los miembros de la Comisión de Paz recorrerán desde la próxima semana las zonas de ubicación donde permanecen las Farc, con el objetivo de extender a la guerrilla el mensaje de que el Gobierno cumplirá lo pactado y que el Legislativo garantizará —con las medidas adoptadas ayer— que la implementación sea ágil.

Temas relacionados