Publicidad
18 Aug 2022 - 5:30 a. m.

Aborto y privacidad

Una mujer en Nebraska, Estados Unidos, enfrenta cargos por presuntamente ayudar a su hija a buscar una forma de abortar, algo que, desde hace unas semanas, es ilegal en ese estado. La prueba reina de la policía son unos mensajes privados de Facebook que supuestamente muestran que el aborto no fue espontáneo sino voluntario. Algunas personas se indignaron con Facebook por entregarle a la policía los mensajes, pero la verdad es que en Estados Unidos ningún mensaje es realmente privado para la policía, que puede pedir una orden judicial para ver historial de llamadas, mensajes privados en redes sociales, movimientos bancarios, lo que se les ocurra, siempre y cuando sea con la justificación de estar investigando un delito, y ahora el aborto es un delito en la mitad del país.

En 1972, justo antes de que pasara la sentencia Roe v Wade, internet no existía, así que el rastro de un aborto ilegal era mucho más fácil de esconder. En cambio hoy estamos dejando todo tipo de rastros de datos que pueden corroborar un aborto ilegal, no solo la mensajería en redes sociales, también hay información valiosa en las apps para hacer seguimiento del periodo menstrual, en el historial de navegación, en las apps que se usan para monitorear la salud.

Síguenos en Google Noticias

 

Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.