Publicidad
Lee este contenido exclusivo para suscriptores

La infinita actividad clientelista de Cabello


Cecilia Orozco Tascón
29 de mayo de 2024 - 05:05 a. m.

Debido a sus funciones públicas como examinadores de la conducta de otros, quienes integran la Rama Judicial (fiscales, jueces, magistrados de tribunales y cortes) deberían ser los mejores ciudadanos: ejemplares, intachables, rectos. Si no, ¿con cuál autoridad califican a los demás? Pero nuestros juzgadores son espejos de los políticos que ellos condenan, al menos en la arraigada práctica del clientelismo corruptor. La clientelista Margarita Cabello está próxima a retirarse de la Procuraduría: su periodo de cuatro años termina el 15 de enero de 2025. Ese día o unas horas antes, el también clientelista Carlos Felipe Córdoba, su más seguro sucesor de acuerdo con lo que se ha sabido por las vueltas malucas en que anda, se posesionará en su reemplazo para hacer un festín con los miles de cargos de esa entidad, más otros 1.200 que ella logró añadir a su nómina el 24 de diciembre del 2021, con la complicidad de su jefe Iván Duque, quien, cual Niño Dios, le entregó ese paquetazo que nos costó, a quienes tributamos, la bicoca de $12.000 millones de entonces. Como llaman en Antioquia los regalos de fin de año, el “traído” de Navidad para Cabello se concretó en el combo de amigos de ese Gobierno que tenía a la exministra de Duque como punta de lanza para prolongar su poder. Lo armaron mediante un decreto que, además de la firma del presidente, llevaba las de sus ministros José Manuel Restrepo, de Hacienda; Wilson Ruiz, de Justicia, y Neiro Alvis, director de la Función Pública (ver). Puesto que el sistema clientelar crece en medio de la maleza, de los compromisos entre compinches y del apoyo a la tribu ampliada de parientes personales o de familiares de amigos de los amigos, la asignación a dedo de los puestos con mayores ingresos pulula. Pues bien, Cabello Blanco ha demostrado que merece ser grado 33 de la masonería. Ella sabe más que cualquiera de métodos politiqueros.

 

Sancho13(17834)08 de junio de 2024 - 09:39 a. m.
Para eso es lo único que ha servido la Cabello y para perseguir a la oposición. Sus Amiguis,tranquilos. Petro debería insistir en terminar la procuraduría, ente que tiene funciones repetitivas con los demás entes de control y por ende no sirve para nada, además con Cabello la desacreditó
Jorge(07007)06 de junio de 2024 - 08:51 p. m.
A petro,democráta o dictador ya se lo comió la corrupción y por ende el presupuesto que nosotros pagamos a travès de los impuestos.Para muestra dos botones :(LOs carrotanques de la Guajira y La unidad Nacional De Gestión del Riesgo.Ahh y lo de Nicolacito(el hijo que no crió )y los 1000 millones de pesos que la señóra gastó en peluquero y asesores de imagen.Esta también es una verguenza nacional.
Fercho(25932)06 de junio de 2024 - 11:19 a. m.
Tras de corrupta, cómplice de la masacre de presos de la cárcel de la Picota cuando "ejercía" como ministra de la injusticia en el gobierno de Duque. Qué horror de mujer.
Leonel(5u51g)06 de junio de 2024 - 06:56 a. m.
Ahi si que me gustaria ver a petro de dictador, para que acabe con toda esa perrateria.
  • Luis(84304)06 de junio de 2024 - 05:08 p. m.
    De verdad? El inepto Petro dictador? Para acabar con esa perrateria pero poner la suya?? Ni unos ni otros.
Pilar(87596)05 de junio de 2024 - 12:49 p. m.
Claras y precisas las columnas y denuncias de Cecilia Orozco. Qué vergüenza y qué mal ejemplo el de la Procuradora Cabello, el excontralor Córdoba, el exfiscal Barbosa. Y a estos corruptos quién los investiga y sanciona? Por funcionarios como éstos el país está postrado en la pobreza, el hambre y la criminalidad.
Ver más comentarios
Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.
Aceptar