Publicidad

Marketing cultural de Buenaventura

Daniel Mera Villamizar
12 de febrero de 2016 - 09:14 p. m.

De la imagen de ciudad violenta a la de ciudad de atracciones culturales en el posconflicto.

No hay certeza sobre cómo Buenaventura se librará de los grupos armados ilegales, porque las Farc son solo uno de ellos, pero en cualquier caso la ciudad necesita pensarse a sí misma en una situación de 'normalidad'. Cuando las noticias escabrosas no existan, ¿cómo quiere ser percibida y reconocida Buenaventura por el país y el mundo interesado en ella? La respuesta requiere un proceso colectivo de reflexión y acción que, por fortuna, ya comenzó.

Parte de la respuesta está en la tradición cultural, valorándola, proyectándola y complementándola. Otro componente es la visión económica, que debería estar alineada con ‘Un Valle que se Atreve’, la reciente narrativa de competitividad regional, basada en cinco fortalezas. Como sabe la dirigencia caleña, Buenaventura es uno de los mayores retos para construir esa ‘historia’ ambiciosa de desarrollo.

La 'identidad' económica de la ciudad depende bastante de factores externos, pero no pasa lo mismo con la identidad cultural. La ciudad arranca con unos activos para repensarlos en un horizonte de largo plazo hacia adentro (preservación/fusión) y hacia afuera (promoción). Las fiestas patronales, la procesión de San Buenaventura, el Festival Folclórico del Pacífico, Cantores de Río y el encuentro de la cultura de UniValle son lo que hay. No son un 'circuito', exhiben rasgos de pueblo pequeño, mucho licor y desorden, pero tienen potencial para ser atracciones regionales y nacionales.

El Festival Folclórico del Pacífico, fundado en 1964 por el gran poeta Helcías Martán Góngora, lleva 30 versiones y puede ser una alternativa frente al Petronio Álvarez de Cali. El asunto es que hace dos años no se realiza y carga con malas prácticas organizativas de la alcaldía. Al igual que Cantores de Río, con 16 versiones desde 1995, es un patrimonio de todos sin suficientes dolientes influyentes en la sociedad, probablemente porque no han visto cómo conectar el folclor y la cultura popular con las exigencias de modernidad cultural del desarrollo de la ciudad.

La nueva conversación justamente trabaja ese link. Ante la construcción del Malecón Bahía de la Cruz y del Bulevar, un grupo se propone promover los comportamientos ciudadanos adecuados para su uso y disfrute. Y ante la postración del Festival Folclórico, líderes modernizantes iniciaron un diálogo sobre su rescate en una perspectiva amplia que cobija todos los grandes eventos y procesos culturales de la ciudad. El Comité Pro-Festival del que se habla puede en realidad terminar impulsando un buen capítulo de cultura en el plan de desarrollo distrital 2016-2019.

El músico Junior Jein, anunciado como director del Festival, no estará solo. El periodista Elver Rengifo, director de la emisora Voces del Pacífico; Andrés Ramírez, gerente de la Fundación Sociedad Portuaria; Yuly Fernanda Ríos, gerente cultural del BanRepública local; el reconocido fotógrafo Jorge Idárraga, entre otros, han entrado en un diálogo que buscará a Alexander Micolta, presidente ejecutivo de la Cámara de Comercio; a Comfandi , Comfenalco y UniValle; a Gabriel Ferrer del Canal Telemar y a otros directores de emisoras; a Hugo Montenegro, Juan Pablo Romero y Elcina Valencia; a Luis Gilberto Murillo, director del Programa Presidencial Todos Somos Pazífico; a Moisés Medrano, del MinCultura; a Paula Moreno y Jorge Melguizo de Manos Visibles; a María Helena Quiñonez, bonaverense exsecretaria de Cultura de Cali; a la alcaldía y a la presidenta del Concejo, Ligia Córdoba, sin agotar la lista.

Ese diálogo pretende ser público a través de tres coloquios, programas mensuales en radio y televisión, y notas de prensa escrita, en un movimiento de la sociedad civil que sería de enorme apoyo para Junior Jein. Nadie quiere que se repita el sacrificio personal de Yuri Buenaventura cuando dirigió el Festival en el 2011. Y, de otro lado, nadie hasta ahora descarta que en un plan decenal sea necesario crear nuevos eventos y procesos culturales, especialmente por el lado de la oferta cultural propiamente moderna, y que desde el 2017 cada año se invite a una ciudad de los países de la Alianza del Pacífico para ir probando la relación entre cultura, turismo y negocios. @DanielMeraV 

Temas recomendados:

 

Sin comentarios aún. Suscribete e inicia la conversación
Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.
Aceptar