Publicidad
23 Sep 2022 - 5:30 a. m.

Guerras y envidias

Dos cosas me gustaron muchísimo del discurso del presidente frente a la Asamblea General de las Naciones Unidas: su llamado a hacer un trueque verde —es decir, a que los países ricos financien, por una vía u otra, la conservación del Amazonas— y su furioso ataque a la guerra contra las drogas. Hoy me concentraré sobre el segundo tema; espero volver al primero en los próximos meses.

La rabia de Petro contra aquella guerra está totalmente justificada. Los colombianos hemos vivido en carne propia lo que ha significado durante décadas. Que el presidente diga que fue y está siendo una pesadilla, y en los términos en los que lo hizo, devuelve dignidad y sentido a generaciones enteras de compatriotas.

Síguenos en Google Noticias