Por: Antonio Casale

Ingleses y suramericanos

Es la liga que más dinero recibe por derechos de TV y patrocinios. Los ingleses reparten más equitativamente la plata que reciben. Por eso es que no se ven grandes diferencias entre unos y otros. Hay seis equipos top, más que en cualquier otra liga del primer mundo. Es raro ver que el City o el Liverpool pasen por encima, sin piedad, de los que están en zona de descenso.

Pero además los ingleses trabajan muy bien con el talento local. Son vigentes campeones del mundo sub-17 y sub-20 y también semifinalistas del mundial de mayores. Hasta hace poco las estrellas de la Premier eran extranjeros, pero eso ha cambiado. En las nóminas de la final de la Champions, por ejemplo, estarán los siguientes integrantes de la selección absoluta de Inglaterra, haciendo salvedad de la ausencia de algunos por lesión. De todos modos, la mayoría de ellos han sido habituales titulares en la temporada: Danny Rose, Kieran Trippier, Delle Alli, Erick Dier y Harry Kane por el Tottenham; Trent Alexander Arnold, Jordan Henderson y Daniel Sturridge del Liverpool.

En la generalidad apuestan a proyectos largos y no cambian al entrenador a la primera frustración. No solamente fueron los 27 años de Fergusson en el United y los 22 de Wenger como líder deportivo del Arsenal. Es que a Klopp no lo sacaron tras las frustraciones que ha vivido en el Liverpool, adonde llegó en 2015 y todavía no ha conquistado la Premier ni la Champions. Con Pochettino, el técnico del Tottenham, pasa algo similar, pues completará su quinta temporada peleando arriba, pero sin títulos importantes. Los dos van a disputar desde el banquillo la final más importante de sus vidas: la de la Champions. Sus jefes han aguantado sus procesos con paciencia. El Tottenham no fichó un solo jugador para esta temporada. Apostaron con toda su energía a la continuidad de sus hombres.

Para Suramérica el panorama es desalentador. Hasta hace poco los jugadores estelares de los mejores equipos del planeta eran de este lado del mundo, pero la cosa ha cambiado. En el Tottenham el brasileño Moura, héroe de la semifinal, está jugando por la lesión del estelar Kane; Davinson Sánchez, el colombiano, no es habitual titular y lo mismo pasa con Lamela y Foyth, dos suplentes argentinos. En Liverpool sobresalen los brasileños Allison Becker, Fabinho y Firmino, pero las estrellas son el egipcio Salah, el senegalés Mané y el capitán Henderson.

Inglaterra sacó a Colombia del mundial pasado en octavos de final, un año después sus mejores jugadores disputarán la final de la Champions y fueron protagonistas en la Premier. En cambio el 90 % de los integrantes de nuestra selección no tienen definido su futuro para la próxima temporada y no propiamente porque los grandes de Europa se estén pelando por ellos. Con todo y eso, Colombia y Brasil fueron los menos malos de Suramérica en Rusia. Sin embargo, la distancia entre ellos y nosotros es cada vez más grande y lo más grave es que aquí seguimos cometiendo los mismos errores de siempre, en cambio ellos ya aprendieron. ¿Se nota, eh?

860286

2019-05-12T21:58:43-05:00

column

2019-05-12T21:58:43-05:00

[email protected]

none

Ingleses y suramericanos

25

3141

3166

 

Buscar columnista

Últimas Columnas de Antonio Casale

Toma de decisiones

Colombia panamericana

El enemigo de James

Más que fútbol

El tamaño real