7 Jan 2009 - 2:43 a. m.

El declive: ex comisionado Camilo Gómez

¿Qué recuerda usted de la famosa silla vacía hace diez años?

El Espectador

Ese fue un episodio que marcó una etapa en la historia y que finalmente llevó al desarrollo de una estrategia integral de paz. Allí lo importante no era la silla vacía, sino que al mismo tiempo se dio inicio a una estrategia de fortalecimiento de las Fuerzas Militares y de recuperación de las relaciones internacionales.

¿Cuál fue la lectura que le dio el presidente Pastrana al incumplimiento de ‘Tirofijo’?

La misma que se da hoy. Lo importante  no era si estaba o no Marulanda ahí sentado, sino que Colombia iniciaba una etapa que marcó un cambio fundamental en el rumbo histórico del país y estamos viendo las consecuencias. Las Farc en ese momento empezaron su debilitamiento  político y militar.

¿Cuál era la excusa de la guerrilla?

En ese momento lo que esgrimía era que había problemas de seguridad y que Marulanda no podía asistir. Hace dos años me enteré de que la razón real que había tenido para no ir, según se la comentó a unos delegados, era que no quería dar una señal de que la paz estaba cerca y que su saludo ante la comunidad internacional iría a generar una sensación de que la paz estaba avanzando, cuando no era así.

Después de 10 años, ¿cree que ‘Marulanda’ cometió el peor error?

No dudo en afirmar que ese día empezó el declive de la guerrilla. Lo que sucedió a partir de ese momento fue un decaimiento, porque el Estado colombiano se fortaleció y porque la guerrilla desperdició la oportunidad política nacional e internacional.

¿Qué opinaba la comunidad internacional de ese episodio?

Fue la primera señal que tuvo la comunidad internacional, que en muchos casos veía a las Farc como a una especie de Robin Hood, y ahí empezaron a ver que no eran así y no cumplían con la palabra de asistir al inicio de un proceso de paz que tenía el acompañamiento de la comunidad internacional.

¿Qué le dice usted a la guerrilla?

Creo que desperdiciaron una enorme oportunidad, que no volverán a tener, y hoy tienen que estar convencidos de que el camino que escogieron no los conduce a nada. Aquí el único camino es que busquen la paz. Ellos mismos marcaron su propia agonía y lo que se ve venir es esa confirmación.

Temas relacionados

Proceso de paz
Comparte: