31 Dec 2008 - 3:00 a. m.

El desempleo se disparó en noviembre

Pasó de 9,4 a 10,8%. Actualmente más de dos millones de colombianos no tienen trabajo.

Redacción Negocios

Las malas noticias de la economía no dejaron de llegar en los últimos dos días del año. El Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE) dio a conocer que en noviembre pasado el desempleo llegó a 10,8%, un aumento de 1,4% con respecto al mismo mes de 2007.

En otras palabras, el mes pasado la cifra de desocupados en el país se ubicó en 2’102.000 personas, lo que significa un crecimiento de 12,6%, en comparación con noviembre de 2007, mientras que los ocupados se redujeron 3,4% y pasaron de 17,9 millones el año anterior a 17,3 millones.

“El aumento en el desempleo nacional se debe básicamente a que la economía ha crecido a un ritmo mucho más lento que en 2007 y sectores como la industria y el comercio, que pesan bastante en la dinámica económica (representan el 30% del Producto Interno Bruto —PIB—), han presentado crecimientos negativos en el tercer trimestre de 2008”, explicó el director del DANE, Héctor Maldonado.

Pero la situación es mucho más preocupante, pues la mayoría de los indicadores de empleo mostró resultados negativos: en las 13 áreas urbanas la desocupación pasó de estar en 10,6% en noviembre del año anterior a ubicarse en 11% en el mismo mes de este año. De la misma manera, el desempleo en la zona rural llegó a 7,6% el mes pasado, mostrando un incremento de 0,7%, con respecto a noviembre de 2007 (6,9%).

Las ciudades del país con el mayor número de desocupados son Ibagué (19,4%), Manizales (14,2%) y Pasto (13,8%). Las que registraron las menores tasas de desempleo fueron Cúcuta (9,3%), Bucaramanga (9,5%) y Bogotá (10,1%).

“Este es el resultado de dos situaciones: ya estamos sintiendo los rigores de la desaceleración económica, y las cifras del PIB y de empleo demuestran que vamos a seguir en ese ritmo difícil de crecimiento; y por otro lado, sigue habiendo un problema en la estructura económica del país y es que a los empresarios le sigue siendo costoso generar empleo, por la carga tributaria y fiscal que eso significa”, asegura Mauricio Reina, investigador asociado de Fedesarrollo.

El único indicador que mostró un comportamiento aceptable fue el subempleo nacional; el objetivo (buscando un empleo formal) pasó de 9,4% en noviembre de 2007, a 9,2% en el mismo mes de este año. Mientras tanto el subjetivo (sin planes inmediatos de cambiar de actividad) se redujo de 36,5, en noviembre de 2007, a 26,6% registrado el mes pasado.

Las cifras del crecimiento económico y el dato de desempleo hacen prever que en 2009 la desocupación seguirá en aumento y que la meta del gobierno Uribe de lograr bajar el desempleo nacional a un dígito no se va a cumplir antes de 2010, pese a los millonarios planes de reactivación económica anunciados por el Ejecutivo y que contemplan un número importante de obras de infraestructura.

De acuerdo con Reina, “la construcción y la infraestructura son sectores intensivos en mano de obra, pero los proyectos anunciados no van a ser suficientes para compensar la contracción de la industria y el comercio, actividades productivas que no parecen que vayan a tener una recuperación inmediata en el corto plazo”.

Y agrega: “El Gobierno debe avanzar en la aplicación de una buena estrategia en materia de infraestructura, porque además de generar muchos empleos, ayuda a la reactivación de otras actividades económicas, lo que significa una doble ganancia, pero el problema es que, desafortunadamente, la gestión de obras públicas de este Gobierno ha sido muy pobre y eso genera una preocupación mayor, porque significa que existe ausencia de programas definidos y concretos en esta materia que jalonen la economía hacia arriba.

Aumento del salario, igual a inflación oficial

El Gobierno expidió el martes en la noche el Decreto 4868, que establece que el aumento del salario mínimo para 2009 será igual a la cifra oficial de inflación causada en 2008.

Este dato se conocerá el próximo 2 de enero y se espera que la cifra esté alrededor del 7,5%. Eso significaría que el salario pasaría de $461.500 a $496.200.

El Ejecutivo aclaró que si la cifra llega a contener alguna fracción se ajustará al alza, para que la misma sea cerrada.

El subsidio de transporte se incrementará en el mismo porcentaje. Es decir, quedará en $55 mil.

Temas relacionados

DaneDesempleo
Comparte: