18 Nov 2009 - 3:17 a. m.

Piden alerta amarilla por El Niño

Acolgen considera que hay que aplicar medidas para evitar problemas.

Redacción Negocios

Aunque el fantasma del racionamiento desapareció con la llegada de las lluvias de las últimas dos semanas y ya no será necesario sacrificar  los alumbrados navideños, tanto el Gobierno como las empresas del sector solicitaron a los colombianos hacer un uso racional del líquido y la Asociación Colombiana de Ingenieros, Aciem, teme que con la llegada del año nuevo resurgan las dificultades energéticas.

Si bien hoy los embalses están en 70,02%, nivel óptimo para atender la generación de energía, lo que no provocará problemas de racionamiento en lo que resta del año, el pronóstico es que el fenómeno de ‘El Niño’ será muy fuerte en 2010 y por ello habrá que tomar medidas preventivas.

De acuerdo con Aciem, el Gobierno debe declarar una alerta amarilla temprana para evitar que se presente algún tipo de racionamiento en el primer trimestre del año entrante.

Para Julián Cardona Castro, presidente de Aciem, el Ministerio de Minas y Energía debe diseñar una política educativa de ahorro de energía eléctrica y de agua, con metas enmarcadas en el concepto amplio de gestión de la demanda (siguiendo el ejemplo de Brasil en 2002), en la que  los consumidores, especialmente del nivel residencial, tendrán una alta responsabilidad para lograr tal objetivo.

“Creemos que estas medidas permitirían ahorrar agua en los embalses, disponibles para la generación hidráulica. Asimismo, este ahorro preventivo evitaría llegar a situaciones críticas de racionamiento”, explicó el dirigente.

De igual manera, Cardona recomendó, en el mediano plazo, no desestimular el uso de las plantas de generación térmica, porque el sistema eléctrico quedaría soportado, en su gran mayoría, en la generación hidráulica afectada en la actualidad por los factores climáticos, dejándolo en alta vulnerabilidad.

Entre tanto, el Gobierno mantiene su posición de que no habrá ningún apagón y que pese a los problemas que se presentarán no se repetirá la crisis del 92.

El ministro de Minas y Energía, Hernán Martínez, señaló que se está trabajando para que se hagan ahorros de agua y que de esta forma los embalses no bajen su nivel en la temporada de sequía. De igual manera, se han implementado planes de ahorro de energía en las entidades oficiales y la comunidad. Incluso, en Bogotá los alumbrados navideños se apagarán a las 12 de la noche.

Al mismo tiempo, XM, operador del sistema energético del país, cree que Colombia está preparada para enfrentar un fenómeno de ‘El Niño’ tan fuerte como el del período 97-98.

Según Pablo Corredor, director de la empresa, si bien la época de verano generará ciertas dificultades, el parque térmico que hay en el país y el que está listo para entrar a operar permitirá que no exista ningún tipo de apagón.

Actualmente, la cota de embalses como El Peñol y Chivor están en niveles entre 80 y 90%.

Corredor espera que los niveles de los embalse puedan subir dos puntos más en la temporada de invierno, con lo que no habría inconveniente alguno. Sin embargo, pidió a la comunidad que haga uso racional del agua y de la energía de manera responsable.

Hoy, el país consume 160 GW hora/día y está exportando a Ecuador 4 GW hora/día para superar la emergencia que vive el vecino país. Además, las plantas de Cartagena y Barranquilla están funcionando con diésel para brindar el servicio a Venezuela.

Los protagonistas

Al 16 de noviembre el nivel de los embalses era del 70,02% y se espera que en lo que resta del año pueda subir entre dos y cinco puntos más.

En el departamento de Antioquia el nivel de los embalses es de 84,06%.

Miel I 69,66%; Miraflores 96,77%, El Peñol 85,02%, Playas 53,56 %, Porce II 56,76%, Punchina 63,33%, Riogrande 91,52%, San Lorenzo 88,72% y Troneras 54,82%.

En el Caribe el promedio de los embalses es de 79,45%, que es el nivel de Urrá I.

En la zona central, Betania tiene un nivel de 90,60%, Muña 100,05%; Prado 100,91%.

Otros embalses son: Neusa 60%, Sisga 65,39% y Tominé con 47,99%, para un promedio de 51,37 %.

En la zona Oriental tienen un nivel de 76% en promedio. El nivel del embalse de Chuza es de 72,19%, Esmeralda 89,66% y Guavio con 76,60%.

En el Valle del Cauca el nivel es de 59%, uno de los más bajos del país.

Alto Anchicayá 29,99%, Calima I 82,38% y Salvajina 39,55%. Este sector es el que más problemas podría tener.

Comparte: