24 Mar 2011 - 1:38 a. m.

Secuestro de Íngrid Betancourt complicó relación Colombia - Francia

Cables también dan cuenta de que Chávez era visto como el único capaz de lograr su liberación.

El Espectador

Las relaciones entre Colombia y Francia a principios de 2008 eran "muy malas", según una fuente colombiana citada en un cable diplomático de wikileaks, dando cuenta así de la "obsesión" de Francia por obtener la libertad de Íngrid Betancourt.

El despacho de la Embajada de Estados Unidos en Bogotá, redactado el 5 de marzo de 2008 por un consejero de la misma, cuatro meses antes de la liberación de la franco-colombiana Íngrid Betancourt (ocurrida el 2 de julio), informa de una conversación con el entonces alto comisionado para la Paz, Luis Carlos Restrepo.

"El alto comisionado para la Paz (Luis Carlos) Restrepo nos dijo que la relaciones entre los gobiernos de Colombia y Francia son 'muy malas'. Francia sigue obsesionada por (Íngrid) Betancourt", escribe el consejero en su despacho.

"Restrepo nos dijo asimismo que los franceses intentaron presentar nuevamente su propuesta de confiar a un grupo de países, entre ellos Venezuela, una mediación internacional con vistas a un acuerdo humanitario".

En el mismo cable, el consejero escribe que "los franceses siguen convencidos de que sólo (el presidente de Venezuela, Hugo) Chávez puede liberar a Íngrid Betancourt", secuestrada por las Farc el 23 de febrero de 2002.

El mismo día en que fue redactado el despacho, allegados a Betancourt acusaron desde París al entonces presidente Álvaro Uribe de haber "saboteado" las posibilidades de una liberación de la plagiada al realizar un ataque, el primero de marzo de 2008, contra un campamento de las Farc en Ecuador, en el que fue abatido 'Raúl Reyes'.

Temas relacionados

Íngrid Betancourt
Comparte: