23 Mar 2020 - 2:17 p. m.

Su vida más allá de los tableros

Tanto familiares como personas que han compartido espacios con Nicolás, concuerdan en que las cualidades académicas y ajedrecísticas del niño no lo cierran en su vida social. Sus padres dicen que es un niño inquieto, que le gusta compartir con sus primos y que constantemente se sensibiliza por lo que sucede con las demás personas.

El Espectador

Sus más cercanos reiteran que es muy solidario con quien puede y que a pesar de su corta edad, intenta formar lazos de empatía con aquellos que siente que atraviesan un momento delicado.

Le habla a su padre todos los días del espacio y de la ciencia que puede haber más allá del planeta Tierra y aunque por cosas del destino nació en Estados Unidos, jamás deja de lado que es “colombianísimo”.

Su familia sabe que solo el tiempo dirá qué tan lejos llegará su carrera, pero también tienen la certeza de que a él más que trasnocharlo la idea de ser el mejor del mundo, le preocupa ser el mejor para ellos.

Comparte: