18 Mar 2020 - 2:02 p. m.

Teletrabajo, un voto de confianza

Por estos días las medidas para frenar la propagación del coronavirus llevaron a las empresas a implementar esta modalidad. Experta en desarrollo de equipos de alto desempeño habla de cómo se puede potencializar a las personas y empoderarlas en este tiempo.

* Redacción Especiales

En los momentos de crisis, por lo general, el ser humano logra desarrollar nuevas habilidades y destrezas que no creía poseer. Por estos días, con las noticias de la propagación del coronavirus y las órdenes del Gobierno Nacional para frenar su expansión, las empresas han volcado su mirada hacia el teletrabajo. Una medida que se reguló en 2008 pero que en la práctica pocas instituciones utilizan porque creen que la productividad y efectividad entran en riesgo.

Una creencia limitante que impide la oportunidad de aprovechar las herramientas digitales y el desarrollo de habilidades blandas. Pero que hoy, por la obligatoriedad de la medida, les permitirá a las empresas experimentar un método de trabajo que, sin duda alguna, traerá beneficios que impactarán de forma positiva en la rentabilidad y el clima organizacional. En palabras de Jimena Fajardo Maldonado, Training Director Latam Americancol Sac y Master Certified Coach, “lo primero es quitar ese miedo de creer que si no estamos mirando a los trabajadores ellos no harán bien su trabajo y apostarle a un nuevo liderazgo”.

Atrás quedó ese liderazgo autoritario que tenía que estar el jefe con los ojos vigilantes en el colaborador para que realizara sus labores. Ahora las empresas están en la transición a un liderazgo que se basa en la confianza y que le apuesta al desarrollo de cada integrante de la organización. “Volvimos a pensar en el ser humano y en sus propósitos tanto personales como laborales”, dice Eduardo Braun, experto en temas de felicidad, cultura organizacional y autor del libro “Las personas primero” en el que habla de las ventajas de pensar en las personas, empoderarlas y alinear el propósito personal con el de las empresas.

Y es que el teletrabajo, es uno de esos primeros pasos en los que se genera una nueva cultura de trabajo. Porque lleva a los integrantes de los equipos a plantear nuevas dinámicas en el que la comunicación asertiva, el empoderamiento y la toma de decisiones serán las protagonistas. Cuando las personas cuentan con más libertad y se les da ese voto de confianza, es un multiplicador en la productividad y rendimiento. “Esto afianza las relaciones entre los integrantes de los equipos y genera un engagement más potente, saca a flote el liderazgo individual y las personas dan lo mejor de sí mismas”, señala Jimena Fajardo.

Según la Guía Salarial de Hays, el 69% de los empleadores considera que la transformación digital es una de las tendencias que más van a impactar el mercado laboral en los próximos años. "En este sentido, es posible ver cómo una herramienta como la tecnología permite desarrollar nuevas formas de realizar las labores profesionales, por ejemplo, a través del teletrabajo", dice Ramiro Bado, director regional de Hays Colombia

La Guía también evidencia que cuando las empresas tienen beneficios como flexibilidad de horario y home office (teletrabajo), la productividad de sus empleados aumenta, favoreciendo la retención de talento. Así, es posible observar que 52% de los empleadores en Colombia está implementando estas medidas actualmente.

De igual forma, los trabajadores consideran que estos beneficios extrasalariales tienen un peso significativo a la hora de elegir un empleo. Según datos de Hays, 72% de los empleados en Colombia valoran la posibilidad de tener un trabajo con horarios flexibles, mientras que 53% considera que la posibilidad de hacer home office o teletrabajo es un plus que hace más atractiva una oferta laboral.

El manejo del tiempo, la organización, el trabajo por objetivos y los acuerdos mutuos son clave para optimizar el teletrabajo y potenciar el talento de cada para lograr esa efectividad. El líder o jefe que esté al frente de los equipos será quien guíe a las personas en esa nueva dinámica. Por ejemplo, citar a reuniones virtuales, en las que todos puedan participar, proponer y crear espacios más creativos y productivos. La virtualidad permite tener una dinámica de trabajo que se basa en el cumplimiento de objetivos y estar retados todo el tiempo.

Después  del coronavirus, seguramente quedarán enseñanzas valiosas para que el teletrabajo sea una opción definitiva para algunos sectores de la sociedad. Jimena Fajardo Maldonado da algunos tips para los jefes y colaboradores que por primera vez se enfrentan con el teletrabajo para que logren esa productividad al 100%.

Líderes – jefes

Llevar una agenda clara de trabajo para manejar reuniones efectivas para que las personas puedan construir y aprovechar el tiempo.

Un líder que lleve al equipo a dar lo mejor de sí.

Que lidere con el ejemplo.

Habilidad de hacer preguntas difíciles para direccionar el camino.  

Colaboradores

Mantener rutinas de trabajo.

Tener un espacio para las actividades laborales.

Es importante tener el mismo método como si se fuera a la oficina

Capacidad de adaptación. 

Madurez para asumir las responsabilidades. 

Comparte: