10 May 2021 - 11:16 p. m.

¿Por qué no fuimos a pajarear este año?

La decisión de no participar este año del Gran Día Mundial de las Aves en solidaridad con lo que está pasando en Colombia ha despertado debate. En este texto dos usuales participantes explican sus razones.

Luis Fernando Castillo* y John Edward Myers**, especial para El Espectador

El sábado 8 de mayo se celebró de nuevo el Global Big Day, o Gran Día Mundial de las Aves, un evento de ciencia participativa, amigablemente competitivo entre los países, que comenzó en 2015. Durante los últimos cuatro años Colombia ha “ganado” el evento, siendo el país que logró registrar la mayor cantidad de especies de aves en el mundo.

Durante las seis versiones previas del evento hemos participado en la “pajareada más grande del mundo” desde varias localidades en Colombia.

(Puede leer: https://www.elespectador.com/ambiente/la-pajareada-mas-grande-del-mundo-desde-el-guaviare-mas-que-un-tricampeonato-article-860375/)

Este año, y como gesto de solidaridad y empatía con el pueblo colombiano, varias personas y organizaciones decidimos no participar; esto como forma de hacer visible la situación social que se está viviendo en el país.

Fue nuestra forma de protestar. El reportar menos especies hizo que pajareros de otros países se interesaran en saber la razón de esto y que, así, se enteraran de lo que está pasando en Colombia.

El GBD se organiza cada año, vendrán otros. Por el contrario, el país atraviesa una coyuntura inédita que no puede pasar inadvertida y exige la unión de todos los sectores de nuestra sociedad para seguir adelante.

Durante los últimos días, los personajes e instituciones del mundo pajarero han expresado una variedad de posturas frente la idea de no participar en la actividad este año. Podemos decir sin la menor duda que existe una diversidad de opiniones al respecto. Y nosotros respetamos la decisión de nuestros compatriotas de participar en el evento. Varias entidades tenían compromisos previos con comunidades y no querían sacar el trasero.

Uno de los argumentos que escuchamos en estos días fue que deberíamos “tener cuidado” para no espantar al mercado y perjudicar más la precaria recuperación económica y turística tras los efectos de la pandemia. Y con este punto queremos ser sensibles y empáticos.

Pero si bien queremos decir con algún grado de seriedad que Colombia es el país más acogedor del mundo, como dice el nuevo eslogan de ProColombia, entonces deberíamos empezar siendo un poco más acogedores con uno y entre nosotros mismos como colombianos, ¿no?

(También puede ver: Las increíbles fotografías de pájaros que dejó el Global Big Day en Colombia)

Estamos en un escenario excepcional que nos ha llevado a cuestionarnos y a que pensemos sobre temas en los que normalmente no nos involucramos; esto es sin lugar a duda, una oportunidad. Como pajareros nos caracterizamos por ser observadores y sensibles a lo que sucede en nuestro entorno, por lo que no podemos escapar al contexto histórico y al criterio que el momento nos está exigiendo como actores que conocemos el país, algo fundamental para volver a volar.

* Luis Fernando Castillo es el Director de la Asociación Calidris (BirdLife en Colombia).

** John Edward Myers es un politólogo, conservacionista y escritor de Minnesota, Estados Unidos.

Comparte:

Regístrate al Newsletter de hoy

Despierta con las noticias más importantes del día.
Al registrarse, acepta nuestros T y C y nuestra Política de privacidad.
X