31 Mar 2020 - 3:28 p. m.

Disminuyó el nivel de los embalses que abastecen a la sabana de Bogotá

Según la Corporación Regional Autónoma de Cundinamarca, el Agregado Norte y el Sistema Chingaza, que hacen parte del a cuenca del río Bogotá, han bajado por la disminución de las lluvias.

Redacción Bogotá /bogota@elespectador.com

Las bajas precipitaciones en la parte alta de las montañas, propias de esta época del año, han ocasionado la disminución de los embalses que soportan el abastecimiento de agua para la capital del país y los municipios aledaños, por lo que la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca (CAR) hizo un llamado a los ciudadanos “para que implementen estrategias en los hogares que permitan disminuir el consumo de agua y evitar un desabastecimiento a futuro”.

Según estimaciones de la CAR, con corte a 30 de marzo de 2020, las reservas de agua en varios embalses del Agregado Norte y del Sistema Chingaza están por debajo del 55 % de su capacidad.

Los reportes indican que en el Agregado Norte, el embalse de Nusa tiene un 55 % de su capacidad total (64 millones de metros cúbicos), Sisga un 37 % (34 millones de metros cúbicos) y Tominé un 35 % (218 millones de metros cúbicos), para un total de 316 millones de metros cúbicos.

Vea también: Claudia López: “Debemos mentalizarnos para estar en cuarentena tres meses más”

En cuanto al Sistema Chingaza, la capacidad de agua actual es de 144 millones de metros cúbicos, equivalente al 50 % de su capacidad total, repartidos en dos embalses: en Chuza, en donde la capacidad total es de 53 % (119 millones de metros cúbicos) y en San Rafael, cuya capacidad total es del 35 %, es decir, 24 millones de metros cúbicos. Por otra parte, en los embalses menores de Chisacá-Regadera, la capacidad total es del 86 %, con 8.8 millones de metros cúbicos.

La CAR anunció que, pese a que el nivel actual de los embalses es bastante bajo, “existe la suficiente agua almacenada para garantizar que por el momento no haya desabastecimiento en la Sabana de Bogotá, entretanto se consolide la temporada de lluvias y el nivel de los embalses regrese a la normalidad”, según lo explicó Humberto Hernández, Coordinador de la Red de Monitoreo Hidrometeorológico de la institución.

Le puede interesar: ¿Bogotá sí está lista para una alerta roja de COVID-19?

El llamado de la Corporación es que se adquiera el hábito de hacer uso racional del agua, especialmente durante la cuarentena nacional, por lo que animaron a los ciudadanos para que racionalicen el uso del líquido en sus viviendas.

Diez estrategias para un consumo responsable de agua en casa

1. Intente bañarse en pocos minutos, cinco minutos son suficientes y puede hacer de este un reto familiar.

2. Al lavarse las manos para evitar el contagio de COVID-19, cierre la llave mientras se enjabona.

3. Hacer riego en las primeras horas de la mañana cuando la temperatura aún está fresca, así evitará la pérdida de agua por evaporación.

4. Para limpiar los antejardines o exteriores, haga uso de baldes.

5. Si usa calentador, mantenga un recipiente en la ducha y almacene allí el agua mientras esta se calienta, luego podrá utilizarla en el sanitario.

6. Reutilice el agua de la lavadora, contiene jabón que puede reducir el consumo para labores de limpieza.

7. Revise y controle permanentemente las fugas de agua al interior de su hogar, de esta manera evita perder hasta 30 litros diarios de agua.

8. Utilice un platón para lavar los utensilios de cocina, evite que el agua se vaya por el drenaje y úsela para regar las plantas.

9. Utilice la lavadora únicamente cuando esté totalmente llena, esto le ayudará a ahorrar agua y energía.

10. Enseña a otros cómo ahorrar agua, el mayor impacto de nuestras acciones es cuando logramos convencer a otros con nuestro ejemplo.

*   *   *

Si quiere conocer más sobre lo que pasa en Bogotá, lo invitamos a seguir nuestra página en Facebook

Comparte: