Publicidad
13 Sep 2022 - 1:19 a. m.

“Los Maracuchos” la otra banda responsable de crímenes sistemáticos en Bogotá

Una investigación de siete meses permitió dar con la captura de 10 personas vinculadas a esta organización. De acuerdo con las autoridades, la estructura sería responsable de siete de los 23 casos de cuerpos hallados en bolsas en la capital.
En la operación JOB, como fue denominado este operativo contra la criminalidad, las autoridades capturaron a diez de los 16 señalados delincuentes que integran la red "Los Maracuchos".
En la operación JOB, como fue denominado este operativo contra la criminalidad, las autoridades capturaron a diez de los 16 señalados delincuentes que integran la red "Los Maracuchos".
Foto: Cortesía Alcaldía de Bogotá

Como un gran golpe contra la criminalidad, y sobre todo contra una de las tres organizaciones delictivas que están en guerra en Bogotá, así calificó la alcaldesa Claudia López, el más reciente operativo que permitió la captura de buena parte de los integrantes de “Los Maracuchos”. Esta red criminal estaría librando una batalla a sangre y fuego por las rentas criminales, específicamente en la localidad de Los Mártires.

Las capturas se realizaron este sábado y domingo, luego de una investigación de siete meses, en las que se identificó cómo operaban los señalados delincuentes, cuáles eran las zonas de impacto y cómo estaba conformada su línea de mando. Asimismo, se estableció la ruta de homicidios que habrían trazado.

LEA: Bogotá, escenario de guerras transnacionales

En el operativo conjunto entre la Fiscalía y la Policía, que se desarrolló en el barrio Santa Fe, se incautó un supresor de sonido para pistola 9 milímetros, dos chaquetas sin numeración similares a las de la Policía Nacional-SIJIN, tres gorras de la Policía Nacional, un uniforme del Ejército Nacional, $2.700.000 en efectivo, 1.408 cigarrillos de marihuana, 300 gramos de marihuana sin dosificar, siete celulares de diferentes marcas, una gramera, bolsas ziploc para dosificación, envolturas blancas y cafés para dosificar y dos libretas de notas. Tres de los nueve predios en donde se hicieron los allanamientos quedarán en extinción de dominio.

De acuerdo con el seguimiento que se le venía adelantando a esta red, se evidenció que serían responsable de nueve asesinatos en la localidad de Los Mártires. Entre esos casos, dicen las autoridades, siete habrían tenido relación con la seguidilla de los 23 homicidios que desde principio de año prendieron las alarmas en la capital, los cuales han destacado por la forma sangrienta en la que se ejecutan: torturados y abandonados en bolsas.

Le puede interesar: Recuperar la confianza de la ciudadanía, el reto del general Carlos Triana

Otro dato que precisó la mandataria de la capital da cuenta de que este grupo delictivo habría estado “generando temor” en el barrio Santa Fe desde hace unos tres años, por medio de extorsión y venta de estupefacientes, además “se presume que tendría una relación estrecha y subordinada con el denominado ‘Tren de Aragua’”.

Así estaba conformada “Los Maracuchos”

La organización al margen de la ley estaba liderada por alias Leo, un hombre de nacionalidad colombiana quien, presuntamente, coordinaba la venta de droga y tenía antecedentes por tráfico de estupefacientes, hurto agravado y violación de datos personales. En la línea de mando seguía alias La Mona y alias Lobo, dosificadora y jefe de sicarios de la red, respectivamente.

De los 16 integrantes de la estructura, nueve son de nacionalidad venezolana, mientras que el resto son colombianos. De acuerdo con la Policía y la Fiscalía, además de las diez personas que fueron detenidas, cuatro habrían huido hacia Venezuela y dos más seguirían en territorio colombiano, por lo que la Interpol ya fue notificada, asimismo las autoridades del vecino país, para que exista una cooperación entre naciones y se proceda con la detención de los señalados.

En contexto: Tres bandas trasnacionales están en guerra en Bogotá: Claudia López

Datos revelados por la investigación dan cuenta de que la renta semanal de ganancia de estos señalados criminales sería de unos $400 millones y distribuían unas 38.000 dosis de estupefacientes entre marihuana, cocaína y 2C-B “Tusi”.

Los crímenes de los que serían responsables

El primer asesinato que habrían cometido, por el control de las líneas de tráfico de droga, ocurrió el 13 de enero de este año, la víctima fue Carlos Alberto Castillo Martínez, un ciudadano extranjero al que mataron en la calle 22 con carrera 16, barrio Santa Fé (Los Mártires). Dos meses más tarde, en el mismo lugar, fue asesinado José Leonardo Castellanos Sánchez, también ciudadano extranjero.

Entre el 1° y el 25 de abril habrían ejecutado otros tres homicidios, estos serían los primeros casos que alertaron a la ciudadanía, pues los tres cuerpos fueron hallados en lonas y con signos de tortura. La primera víctima de ese mes fue José Valentín Montero Tambo, el cuerpo de este ciudadano extranjero apareció en la calle 12 con carrera 16. El segundo fue Yofran Wiyordi Roa Dávila, también extranjero, quien fue abandonado en la carrera 30 con calle 26. El tercero corresponde a Alyson Gregorio Gutiérrez Santos, otro extranjero que también fue abandonado esta vez en la calle 13 con carrera 17. Todos estos casos habían sido documentados por El Espectador en el artículo: Los Mártires, una guerra por el microtráfico y el crimen organizado

El 13 de mayo habrían ejecutado el sexto homicidio que lograron documentar las autoridades. Se trató de un hecho ocurrido en la carrera 16 con calle 26, y la víctima fue identificada como Héctor Augusto Devía. Para el 25 de junio ya iban en siete homicidios, en este caso, que ocurrió en la calle 22 con carrera 16, el hombre asesinado fue identificado como Lisandro Vargas Soto, ciudadano extranjero.

El 1° de julio se ejecutó el octavo asesinato, este cuerpo también fue hallado en una bolsa, la cual fue abandonada en la avenida caracas con calle 2, el cuerpo fue identificado como Britney Alejandra Carrillo Camacho, una migrante. El último caso fue el pasado 9 de agosto, cuando el cuerpo de Roberto José Di Pérez Gil, también migrante, fue abandonado en la carrera 30 con calle 49, localidad de Teusaquillo.

Más noticias: El Espectador le explica lo que está pasando en Bogotá con la seguridad

La alcaldesa de Bogotá dio un parte de tranquilidad a los bogotanos, al señalar que ningún territorio de la capital está bajo el dominio de estructuras delictivas. “En donde sea que se encuentren, los vamos a capturar, a judicializar”, indicó la mandataria, quien agregó que la organización “El Tren de Aragua” también está siendo investigada y existe una tercera red criminal transnacional de la cual se reservarán el nombre para no entorpecer las indagaciones.

Para conocer más noticias de la capital y Cundinamarca, visite la sección Bogotá de El Espectador.

Síguenos en Google Noticias
Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.