Publicidad

Opinión: Doña Nydia Quintero: ¡Una dama de primera!

En épocas en que se procura enfrentar a los colombianos a partir del odio, la desinformación e impulsando la estrategia de reescribir la historia de Colombia al acomodo de quienes hoy gobiernan, resulta vital y oportuno recordar a una mujer que sin necesidad de títulos gubernamentales efímeros le ha aportado al país su vida y dejará un legado muy difícil de opacar y aún más de superar.

Ricardo Felipe Herrera Carrillo
15 de mayo de 2024 - 04:51 p. m.
La Fundación Solidaridad por Colombia nació del sueño de Nydia Quintero de Balcázar, hecho realidad desde 1975 con el apoyo de colaboradores y donantes
La Fundación Solidaridad por Colombia nació del sueño de Nydia Quintero de Balcázar, hecho realidad desde 1975 con el apoyo de colaboradores y donantes
Foto: Fundación Solidaridad por Colombia

Doña Nydia Quintero no se ha distinguido propiamente por sus irrupciones oportunistas en los espectáculos folclóricos populares, en procura de una fugaz visibilidad mediática y, mucho menos, para dar rienda suelta a sus ansias de poder forzando una figuración pública con fines políticos o simplemente para alimentar su vacía e intrascendente vanidad.

Doña Nydia Quintero no se ha distinguido propiamente por sus irrupciones oportunistas en los espectáculos folclóricos populares, en procura de una fugaz visibilidad mediática y, mucho menos, para dar rienda suelta a sus ansias de poder forzando una figuración pública con fines políticos o simplemente para alimentar su vacía e intrascendente vanidad.

LEA: El primer desafío de la política de protección a moradores: Distrito Aeroportuario

¡No! Ella, doña Nydia entregó su vida a su familia y a Colombia como lo demuestran los hechos durante su larga, en momentos dolorosa y exitosa vida, por encima del coyuntural título de primera dama de la Nación, que le correspondió por ser entonces esposa del presidente Julio César Turbay Ayala, gracias a que ha sido y sigue siendo una dama de primera y sin tacha alguna.

Esta destacada mujer colombiana, huilense, hija de Jorge Quintero Céspedes y Adhalia Turbay, ha mantenido durante toda su vida la convicción de que es vital la formación en valores y ha sido perseverante en la necesidad de contribuir a la causa social, tal y como lo ha hecho durante toda su existencia.

Más información: Masiva protesta de recicladores en el norte de Bogotá, ¿qué le exigen al gobierno?

Tres años antes de convertirse en primera dama de la Nación creó la Fundación Solidaridad por Colombia junto a su hija Diana Turbay, destacada periodista asesinada muchos años después a manos de los bandidos del narcotráfico, luego de haberla secuestrado.

Doña Nydia desde entonces conoció de primera mano la realidad y las muchas necesidades de los colombianos, pero no se quedó destacando y señalando de manera vacía e inane los múltiples problemas que advertía a lo largo y ancho del país, sino que vio la oportunidad de aportar a su solución y desde entonces lo viene haciendo.

Desde 1975, fecha de nacimiento de la fundación Solidaridad por Colombia, doña Nydia ha propendido de manera eficaz por el desarrollo integral de la familia como núcleo de la sociedad, convirtiéndose probablemente y de la mano de su excelente equipo de trabajo y los miles de donantes y colaboradores en la mujer que dio vida a una entidad social que seguramente es la que más ha bridado apoyo a las familias de escasos recursos en educación, nutrición y fortalecimiento de sus sistemas familiares así como ha prestado auxilio a los damnificados de desastres naturales a lo largo y ancho del territorio nacional.

Le puede interesar: Madres comunitarias no estarían recibiendo pagos: concejal pidió investigar

De cara a los momentos complejos que vive hoy Colombia, infestada por demás por el narcotráfico, los grupos ilegales de toda índole, la inseguridad que padecen los colombianos gracias a la carencia de toda autoridad y el fustigamiento constante de odio y división que promueve el gobierno actual entre los conciudadanos, llega como un bálsamo recordar la labor de una mujer y de su Fundación que se traduce en fomentar el entendimiento y la solidaridad entre los colombianos.

Así como la Fundación Solidaridad por Colombia, gracias a la tenacidad de su fundadora y gestora como de quienes la han sucedido en 49 años de historia social, tiene hoy firme presencia en el 100% del territorio nacional beneficiando a miles de familias y millones de colombianos con su labor, el grueso de los colombianos que vemos hoy con incertidumbre el futuro de Colombia debemos impregnarnos de la fuerza, la serenidad y la tenacidad de doña Nydia, para actuar con contundencia pensando primero en Colombia y luchando por ella a partir de la solidaridad de todos para con todos sin titubeos.

La defensa de la democracia, hoy en riesgo a partir de los constantes y confusos anuncios del presidente de la República, se logra con firmeza, unión y solidaridad mutua, como lo ha demostrado durante su larga vida doña Nydia Quintero.

Temas recomendados:

 

Sin comentarios aún. Suscribete e inicia la conversación
Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.
Aceptar