21 Jul 2021 - 8:58 p. m.

El Guaviare, sencillamente inspirador

“En el Campo RP”, una empresa familiar del sector agrícola, cuya materia prima principal es el plátano. Serie colombianos berracos.

Sandra Pino Bacca

Desde que Edison Javier Romero Peralta, tuvo uso de razón, recuerda que su abuelito materno le decía: “Mijo sea independiente, no dependa de nadie, logré lo suyo, tenga su propio negocio pero eso sí, jamás olvide sus raíces”. Esas raíces oriundas de San José de Guaviare, donde vive con su familia en una finca, en la cual la pandemia les permitió emprender su gran sueño: “El primero de septiembre del 2020 con gran tristeza por no poder vender los productos de ese año, me entró un desespero horrible y pensé que debía hacer algo en donde mis papás fueran los protagonistas, porque han sido unos guerreros y debía ser yo quien los llevara a flote. Así que me fui a mis ancestros, a mi historia; recordé como mi abuelita por parte de papá procesaba el chocolate, lo tostaba, lo pelaba, lo molía y quedaba sencillamente exquisito. Al acordarme de ese producto, dije, tengo que comenzar a venderlo y necesito otro y vino a mi mente mi mamá, fue entonces cuando se me prendió el bombillo y dije, la harina de plátano, con ese nos criaron. Entonces adivinen que, logramos fundar la primera procesadora de nuestro departamento, donde ya trabajamos la harina y todos sus derivados”. Inspiradores, llenos de alegría y ahora, cuando el alma volvió al cuerpo y el desasosiego desapareció, el negocio a comenzado a dar frutos.

Así, como pariendo un hermoso crío, nació “En el Campo RP”, una empresa familiar del sector agrícola, cuya materia prima principal es el plátano, la cual produce en la actualidad, doscientas unidades de harina, seiscientas de Farina -Yuca- y quinientas de chocolate: “Cuando empecé fue a escondidas. Ya al contarles a mis papás su reacción no fue buena, pero yo le vi demasiada rentabilidad, sabía éramos los primeros que nos atrevíamos a hacerlo. Aun así, sin nada técnico, ni un estudio de mercado yo me lancé, hice la inversión y con un millón de pesos que tenía ahorrados empecé y gracias a Dios ha funcionado”. Es importante recalcar que de las muchas utilidades alimenticias y artesanales del plátano y sus derivados es mucho lo que se desperdicia y también lo que se desconoce. Por ejemplo, de este se sustrae, harina, concentrado animal, hojuelas…hasta telas y tejidos para la confección de muebles, sombreros y demás artesanías.

Lea también: Formas de llenarse de vitalidad en pandemia.

El Guaviare, una región, donde la topografía del terreno es plana a ondulada y corresponde a la zona de transición entre los llanos Orientales de la Orinoquia y la llanura Amazónica, con algunas elevaciones conocidas como la serranía de La Lindosa. Recorren el territorio numerosas corrientes, entre ellas los ríos Guaviare, Guayabero e Inírida, allí estos honorables campesinos, tan auténticos y laburadores como los millones de coterráneos que hacemos patria día tras día, esta familia está logrando extraer de la yuca, la Fariña, una especie de cereal: “En este momento también hacemos granola, pero esa si la empacamos pero con la proyección de agregarle frutas propias de nuestra región, que son apetecidas pero no están siendo aprovechadas”, como lo son el Chontaduro y la Piña.

Algo también vital para la familia Romero Peralta es no perder esa tradición de cultivar la tierra, es por ello que esta nueva etapa de sus vidas, es un valor agregado que les permite estabilidad económica. Generan cuatro empleos directos y diez indirectos: “Emprender no es fácil, lo más duro ha sido poder contactar proveedores, fidelizar clientes, las noches de trasnocho, como joven he tenido que dejar a un lado a lo que estaba acostumbrado, como el deporte. También como son productos nuevos no es difícil posicionarlos, pero gracias a Dios poco a poco vamos avanzando”.

Aprovechando que son la primera industria de este tipo en la región, Edison Javier tiene clara su proyección: “Esperamos que cualquier persona que entre al departamento con la primera empresa que se encuentre sea con la de nosotros. Aparte de eso queremos aportarle a la riqueza del departamento, de nuestros vecinos, de nuestros colegas que son los campesinos, estos campesinos que somos los que llevamos siempre del bulto, y somos los que hacemos el trabajo duro”.

Le puede interesar: Una niña llamada ilusión.

Contentos con lo rápida y asertiva que ha sido su gestión ya están preparados para comenzar la distribución a nivel nacional: “En Colombia tenemos mucha competencia, hay procesadoras de harina de plátano, de chocolate múltiples marcas, de fariña la competencia si es mínima, tenemos un gran potencial con este producto, pero a pesar de toda esa competencia gracias a Dios hemos surgido y apenas llevamos 7-8 meses en donde con nuestra historia nos está dando a conocer y eso nos hace diferentes en el mercado” y como si fuera poco, añaden otro valor agregado, sus empaques son elaborados con materiales biodegradables, una forma amorosa de contribuir con el medio ambiente.

“En nuestro municipio de San José del Guaviare los productos pueden encontrarlos en el fondo mixto de cultura, en las tiendas de artesanía locales, y en el restaurante el diamante. ¿Por qué estos lugares? Porque hemos sido estratégicos para poder posicionarnos, porque ahí es donde llegan los turistas y nuestros productos van dirigidos también a estas personas”, En el campo RP, hace parte en la actualidad del programa Territorios de oportunidad que está ejecutando la Corporación Mundial de la Mujer Colombia, con lo que esperan mejorar todas esas falencias que posee esta procesadora en crecimiento.

Puede encontrar la empresa en redes sociales. Instagram: en_el_campo_rp, Facebook: EnelCampoRp y WhatsApp: 3178159804.

Comparte:
X