11 Jun 2021 - 2:00 a. m.

En el Cauca ya no hay bloqueos en las vías

El diálogo entre el gobierno departamental y las comunidades logró que se levantaran los bloqueos en la totalidad de las carreteras, incluida la vía Panamericana. Preocupan los problemas de violencia y orden público.

Aunque el departamento del Cauca fue uno de los más afectados por los bloqueos de vías durante los 45 días que lleva el paro nacional, las iniciativas de diálogo con las comunidades que lideraban las protestas han tenido efectos favorables en el desarrollo de la protesta social, y los cierres en carreteras principales y vías secundarias finalmente han sido levantados.

Los campesinos levantaron los bloqueos en el sur del Cauca tras la creación de la Mesa Campesina, Social, Popular y Comunitaria y este miércoles 9 de junio los integrantes del Consejo Regional Indígena del Cauca (CRIC) desbloquearon la vía Panamericana, que estaba taponada en los municipios de Caldono, Santander de Quilichao y Piendamó. “Las dinámicas cambian, pero el paro no termina. Entregamos los puntos de resistencia para volver a nuestros territorios. Le decimos al Gobierno que acabe con los asesinatos de los jóvenes en las protestas o nos veremos obligados a regresar a las vías”, dijo Hermes Pete, consejero mayor del CRIC. Las comunidades indígenas insisten en la necesidad de que se retire el decreto de asistencia militar en el marco del paro nacional.

También puede leer: Levantan bloqueos en la vía Panamericana, en Cauca

Además de los problemas derivados de la protesta social, la violencia sigue en ascenso en el departamento y los asesinatos por parte de grupos armados ilegales continúan. El pasado 9 de junio fue asesinada en Corinto la profesora y lideresa indígena Argenis Yatacué, en hechos en los que también murió su esposo, Marcelino Yatacué. Aunque aún no se conoce quiénes fueron los actores materiales de este crimen, se sabe que en el departamento hay gente del frente Carlos Patiño y las columnas móviles Dagoberto Ramos y Jaime Martínez. También hay integrantes del Ejército de Liberación Nacional (Eln), según la Defensoría del Pueblo. De acuerdo con el Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz (Indepaz), en 2021 han sido asesinados 72 líderes y defensores de derechos humanos, de los cuales diez han sido en el Cauca.

El Espectador habló con el gobernador del departamento, Elías Larrahondo, sobre el desarrollo de las mesas de diálogo y los mecanismos para atender los pedidos de las comunidades.

¿Cómo está el panorama actual del paro nacional en el Cauca?

Hemos hecho un ejercicio concertado entre la institucionalidad y las organizaciones que convocaron las movilizaciones para poder tener este desescalamiento de los bloqueos. Primero tuvimos un avance muy importante en la zona norte del departamento, donde está ubicada la población afro y no tenemos ningún tipo de taponamiento. Hace ocho días hicimos un corredor humanitario y había un anuncio de regreso para este viernes 11 de junio de las comunidades hacia sus territorios, el cual se cumplió un día antes por la creación de la Mesa Campesina, Social, Popular y Comunitaria. En estos momentos hay tránsito vehicular desde el corregimiento de Mojarras, municipio de Mercaderes, hasta llegar a Piendamó, donde hay una variante que conecta con Morales y Suárez y finalmente llega a Santander de Quilichao.

¿Cómo fue el desbloqueo de la vía Panamericana?

Acá en el Cauca, como lo dijimos desde un principio, trabajamos con la articulación y el diálogo. Esto nos dio resultado con las comunidades afros y campesinas, quienes desde hace ocho días han facilitado el tránsito vehicular en los sectores donde están ubicados. Nos quedaba pendiente solo el sector donde estaban las poblaciones indígenas, que era en los municipios de Caldono, Santander de Quilichao y Piendamó. Ellos conversaron y concertaron de manera directa con el Ministerio del Interior y el jueves 9 de junio en la noche lograron desbloquear la vía.

¿Cómo está la situación de desabastecimiento en el departamento?

El Cauca ha ido retomando lentamente su abastecimiento, estamos muy cerca de alcanzar la normalidad en lo básico, porque ya hace ocho días que tenemos varias vías con tránsito. Tenemos un movimiento casi normal por el resto de las carreteras, en especial las que llegan a Popayán y también hay tránsito normal con Nariño, ambas por vías secundarias. Hemos avanzando muchísimo siempre a partir del diálogo. Nos reunimos con jóvenes, afros, campesinos, universidades y mujeres, entre muchos otros grupos, siempre buscando que podamos salir de esto sin tener confrontaciones entre la fuerza pública y los manifestantes que nos dejen heridos de lado y lado.

¿Cómo se han desarrollado las mesas de diálogo con todas estas comunidades?

Nosotros instalamos un Puesto de Mando Unificado (PMU) desde el pasado lunes 3 de mayo y desde ahí, con la participación de toda la institucionalidad y de los delegados del Comité Nacional del Paro del Cauca, estamos evaluando permanentemente lo que va pasando día a día. También tenemos ejercicios de manera individual con cada una de las comunidades. Primero estuvimos con la población afro del norte, después con los campesinos y hemos acompañado algunos servicios con la comunidad indígena, pero estos son liderados directamente por el Ministerio del Interior, teniendo en cuenta que el CRIC tiene una agenda reivindicativa y política con el Gobierno Nacional a partir de las manifestaciones que han tenido en los últimos treinta años.

¿Qué se está haciendo desde la Gobernación para combatir la ola de violencia que tenía a los indígenas en una minga hacia adentro?

Acá hay dos temas muy importantes. El primero son los grupos armados al margen de la ley; ahí con el general John Rojas, comandante del Cauca, y el coronel Novoa, comandante de la Policía del Cauca, hacemos consejos de seguridad donde estamos evaluando lo que ocurre. Hay presencia permanente de los corredores donde están ubicadas estas estructuras y ahí ya las estrategias para combatirlos son propias del Ejército. En estas reuniones activamos los acompañamientos a las víctimas y las recompensas que damos para quien dé información sobre los casos.

¿Cómo están manejando los diálogos sobre la utilización del glifosato?

Dentro de las mesas de trabajo que hemos tenido con las comunidades y con los 42 alcaldes del departamento, hemos hablado de revisar todo el tema del decreto 380. Estamos pidiendo que revisen la aplicación en el Cauca y que esté de conformidad con las concertaciones que se hagan entre el Gobierno Nacional y el Comité Nacional del Paro. Este es un tema clave para las comunidades que están protestando. Nosotros, desde la administración departamental, siempre hemos dicho que acá no hay ambiente para ejecutar la fumigación. Además por el clima social que hay, esto terminaría generando nuevas movilizaciones. Por esto hicimos un documento con los alcaldes expresando la voz de la comunidad para que no se aplique la fumigación hasta que haya un plan de sustitución que incluya políticas sociales y económicas para las comunidades.

Le puede interesar: La Cruz Roja llevará a cabo jornada de donación de sangre el 11 de junio

¿Cómo fue la visita y las reuniones con la CIDH?

Nos reunimos con ellos e instalamos una mesa para presentarles el informe que tenemos. Además ellos se reunieron también con las comunidades y organizaciones para escucharlas también. Nosotros contamos lo que ha sido la mecánica de los 45 días que llevan las protestas. Después hubo una reunión con la Secretaría de Gobierno, que es la institución encargada de todo el tema. Presentamos las actas del PMU desde donde hicimos el seguimiento día a día de las manifestaciones y ese fue el balance que se presentó.

Comparte:

Regístrate al Newsletter de hoy

Despierta con las noticias más importantes del día.
Al registrarse, acepta nuestros T y C y nuestra Política de privacidad.
X