21 Mar 2017 - 10:03 p. m.

¿Está Rediba ocultando pruebas de contaminación en ciénaga de San Silvestre?

El basurero que se habría extralimitado en las coordenadas de la licencia ambiental realizó movimientos “extraños” dentro del vaso del relleno durante el fin de semana. Habitantes denuncian fuertes olores.

Silvia Margarita Méndez Manosalva - @silviamendez94

Los habitantes de ‘Patio Bonito’, vereda aledaña al relleno sanitario ‘Yerbabuena’, en Barrancabermeja, denunciaron este martes que durante el fin de semana se presentaron olores muy fuertes en la zona, al parecer por movimientos “extraños” que estaba realizando Rediba S.A., la empresa de recolección dueña del basurero construido en zona de protección de la ciénaga de San Silvestre. (Lea: Los males que amenazan de muerte a la Ciénaga de San Silvestre)

Como se puede observar en imágenes tomadas por la Corporación Yariguíes desde un dron, la empresa parece estar modificando la celda principal de disposición de basuras, alteración que ambientalistas consideraron un “ocultamiento de pruebas”.

“Están borrando evidencia porque saben que el Ministerio, la Corte Constitucional y la misma Procuraduría están encima de ellos”, dijo el médico y ambientalista Yesid Blanco Calvete, quien agregó que cuando fueron a tomar las fotos, la compañía le disparó con arma de fuego al dron que estaba sobrevolando la zona.

Los hechos se dan luego de que el Ministerio de Medio Ambiente pidiera apoyo de Planeación Municipal (ver carta) para tomar las coordenadas del área de sustracción de la licencia ambiental, sobre la cual el relleno se habría extralimitado aproximadamente siete hectáreas como lo denunció El Espectador el pasado 12 de marzo.

Pero hay otro dato: dichos movimientos comenzaron este viernes 17 de marzo, justo un día después de que en sesión plenaria la Asamblea Departamental de Santander pidiera cuentas sobre la situación, y en donde el mismo alcalde de la ciudad, Darío Echeverry, culpó a la autoridad ambiental por otorgar la licencia a sabiendas que ‘Yerbabuena’ continúa operando por la declaratoria de emergencia sanitaria del municipio. 

De acuerdo con el secretario de Ambiente de Barrancabermeja, Alejandro Bohórquez, “ya verificamos la información que suministró la comunidad y efectivamente vimos que se están haciendo unos trabajos, unos movimientos dentro del mismo vaso del relleno sanitario que han hecho que se levanten olores y vapores muy fuertes. Hay que revisar el Plan de Manejo Ambiental a ver si allí está contemplado este movimiento del vaso porque, o si no, Rediba no tendría cómo soportar esta actividad”. Desde finales de 2016 Yerbabuena tiene orden de cierre provisional emitido por la Corporación Autónoma de Santander (CAS), precisamente por incumplir dicho plan. 

Bohórquez además agregó que Rediba dijo que los trabajos que habían realizado eran para "compactar la basura".

Por su parte el ministro de Medio Ambiente, Luis Gilberto Murillo, dijo en entrevista con la W Radio que desde que salió a flote la denuncia, él mismo dio instrucciones para hacerle seguimiento al tema. “Lo que voy a hacer, porque no veo muchos avances, es mirar el informe que se le pidió a la CAS y a acompañarlos más de cerca. Personalmente voy a visitar la zona y voy a definir un plan de trabajo conjunto entre el gobierno Nacional y la Corporación”, explicó Murillo.  

Más movimientos

El desplazamiento de basura en la celda y los fuertes olores no son lo único que Rediba parece haber modificado en los últimos días. Entre las obras de dispersión ilícitas que realizó la empresa para expandir sus zonas de operación también se intervino el cauce del caño El Moncholo, que alimentaba a la Ciénaga y era la principal fuente de captación de agua de los habitantes de Patio Bonito.

Sin embargo, ahora, como se evidencia en la parte norte del relleno, Rediba parece haber hecho un canal en la tierra para que El Moncholo deje de represarse aguas arriba. “Se había denunciado una ocupación ilegal de cauce y ahora resulta que lo destaponaron. ¿Coincidencia?”, reclamó Blanco Calvete.

El director de la CAS, Gabriel Álvarez García, anunció que en los próximos días la Corporación realizará una visita sorpresa al relleno para documentar lo denunciado. “Si ellos están moviendo algo van a quedar secuelas. Nosotros estamos esperando los resultados del topógrafo que mandamos la semana pasada para confirmar la extralimitación”, concluyó Álvarez García.

Comparte: