12 Oct 2021 - 7:59 p. m.

Familia de menor asesinado en Tibú llega a Medicina Legal en Cúcuta

Los cuerpos del niño de 12 años y del joven de 18 habían estado cuatro días en la morgue del municipio.

En la mañana del 12 de octubre, la familia de uno de los asesinados en el municipio de Tibú, Norte de Santander, acudió a Medicina Legal en Cúcuta para identificar y reclamar su cuerpo. Así lo confirmó el defensor regional de Norte de Santander, Jaime Marthey. De acuerdo con información preliminar, se trata del menor de 12 años.

La emisora W Radio dio a conocer el testimonio de uno de los familiares, quien identificó a una de las víctimas como Alexander José Fernández Rodríguez. “Exijo a las autoridades colombianas que tomen cartas en el asunto (...) No solo es la familia de Alexander, son muchas familias maltratadas”, dijo Darwin Rodríguez, tío de la persona asesinada.

Los asesinatos se perpetraron el pasado 8 de octubre. Según vídeos que circularon en Twitter, las dos personas, al parecer de nacionalidad venezolana, fueron detenidos después de ser señalados por robar una tienda. Aparecieron muertos en la salida hacia el municipio El Tarra, tras ser interceptados por hombres motorizados y armados. El menor de 12 años llevaba un letrero que decía “ladrón”.

El hecho fue rechazado por la Defensoría del Pueblo, la Organización de Naciones Unidas (ONU), el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) y el presidente de Colombia Iván Duque. “El asesinato de un niño y joven en Tibú es condenable y repudiable. Nada justifica un acto de violencia que atente contra la vida o integridad de quienes son la esperanza de construir un país diferente. Existe corresponsabilidad en la garantía de sus derechos”, señaló Lina Arbeláez, directora del ICBF.

Le puede interesar: Defensoría pidió celeridad en investigación por asesinato de niño y joven en Tibú

En el Catatumbo, región a la que pertenece Tibú, confluyen el contrabando, el accionar de grupos armados, el narcotráfico, la pobreza y la falta de acompañamiento de programas sociales. Históricamente, sus pobladores han hecho alusión a la ausencia del Estado para explicar la violencia y la marginación de sus habitantes.

La explotación de recursos naturales, la imposición de políticas poco eficientes para la erradicación de cultivos ilícitos y una elevada presencia militar han sido una constante en la región, sin que esto responda a las necesidades reales de su población. Actualmente, el Catatumbo tiene los peores indicadores sociales de Norte de Santander, situándose por encima del promedio nacional en indicadores de pobreza, mortalidad infantil, embarazo adolescente, cobertura de servicios públicos y saneamiento básico.

Según el DANE, para el 2018, el porcentaje de población que tenía alguna necesidad básica insatisfecha era del 32 por ciento para la población urbana, y del 69 por ciento para la población rural. Por otro lado, de acuerdo con el Conpes (2013), el desempleo sobrepasa el 50 por ciento en la zona rural y la informalidad es del 97 por ciento.

También puede leer: Inventario de las necesidades apremiantes del Catatumbo

Para el 12 de octubre se tiene previsto un consejo extraordinario de seguridad en Tibú. La Fiscalía General de la Nación designó ayer un grupo de investigación para conocer los detalles del caso.

La Fiscalía de Venezuela pidió a Colombia investigar los crímenes cometidos en la región del Catatumbo. “El Ministerio Público informa que remitirá comunicación oficial al fiscal general de Colombia, Francisco Barbosa, a objeto de solicitar sean esclarecidos los hechos y determinadas las responsabilidades en el asesinato de dos niños, presuntamente, de nacionalidad venezolana”, escribió en su cuenta de Twitter el fiscal general de Venezuela, Tarek Saab.

Comparte: