Publicidad
29 Dec 2021 - 11:15 p. m.

Se presenta motín en la cárcel municipal de Mocoa por condiciones de hacinamiento

Según la gobernación del Putumayo, los presos derrumbaron los muros de la carceleta. Las autoridades contemplan un traslado de presos hacia antiguas instalaciones del Inpec en esa ciudad.
Los presos denuncian condiciones de hacinamiento.
Los presos denuncian condiciones de hacinamiento.
Foto: Cortesía Gobernación

Javier Rosero, coordinador de Derechos Humanos del departamento, indicó que en la tarde de este jueves 29 de diciembre se registró un motín en la carceleta municipal de Mocoa (Putumayo), en el suroccidente del país. “Los presos denuncian condiciones de hacinamiento, condiciones infrahumanas, hay mucha gente ahí”, detalló Rosero.

También puede leer: Defensoría recomienda no hacer fiestas presenciales ante la llegada de ómicron

El funcionario señaló que de acuerdo con la normatividad vigente la solución propuesta desde la Gobernación es ocupar las antiguas instalaciones del Inpec, que tuvieron que ser cerradas después de la avalancha de 2017 en Mocoa. Sin embargo, cumple con los requerimientos técnicos que se necesitarían para realizar el traslado de los reclusos.

La Gobernación adelantará una junta técnica con la Procuraduría, Defensoría del Pueblo, la Alcaldía de Mocoa y el secretario de Gobierno departamental para evaluar las instalaciones del Inpec y determinar si se cuenta con el aval jurídico para realizar la ocupación. “En las condiciones en que estaban los presos se podría ver una violación de derechos humanos, queremos tomar la decisión para poder habilitar un sitio con condiciones dignas”, manifestó Javier Rosero.

También puede leer: Se mantiene alerta naranja en el Atlántico por fuertes vientos

A principios de este año se presentó un intento de motín en la carceleta, que fue controlado después de unos minutos por las autoridades. En esa ocasión, los presos también denunciaron las condiciones de hacinamiento, la no implementación de las medidas de bioseguridad contra el covid-19 y mala alimentación. Los detenidos exigían condiciones de vida dignas.

El 9 de abril de 2018, se tomó la decisión de cerrar el centro penitenciario, tras realizar consultas con la Unidad Nacional de la Gestión del Riesgo y Desastres y la Corporación para el Desarrollo Sostenible del Sur de la Amazonia (Corpoamazonia), quienes advirtieron que este lugar se encontraba en una zona de alto riesgo.

Síguenos en Google Noticias