10 Jul 2021 - 12:55 a. m.

ICBF denuncia demora en activación de código fucsia en caso de niños de Medellín

Según Lina Arbeláez, directora del Instituto, la Alcaldía de Medellín se demoró más de una semana para notificar a la entidad luego de conocer la primera denuncia por posible abuso sexual contra algunos menores de un jardín infantil de Santa Cruz, Comuna 2 de la capital antioqueña.

El domingo 18 de junio se conoció la primera denuncia que alertaba sobre posibles abusos sexuales en el Centro Infantil Pequeños Exploradores B., ubicado en Medellín. Diez días después el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) fue notificado de los hechos por parte de la Alcaldía. Por este motivo, Lina Arbeláez, directora de la entidad se pregunta a qué se debió la demora para ser alertados de los hechos, lo cual, a su vez, conllevó a una demora en la activación del código fucsia, el cual busca atender a víctimas de violencia sexual.

Según Arbeláez, el jardín “es un hogar de la Alcaldía de Medellín, y la Alcaldía debe tener total control de los jardines infantiles y la prestación de los servicios de primera instancia en la ciudad, claramente hubo una demora en la activación del código fucsia el cual se está investigando”.

También puede leer: Alias Manolo: ¿se entregó o fue capturado?

Mientras tanto, Daniel Quintero, alcalde de Medellín, señaló que una vez se conocieron las denuncias se alertó a la Fiscalía, pero no al ICBF. El mandatario reconoció que no existe el reporte que indique que el Instituto fue alertado al mismo tiempo que la entidad investigativa.

Pero esta no es la primera denuncia por demoras o negligencia en este caso. La madre del primer menor que denunció abusos por parte de Ismael Darío Lopera, alías Manolo, manifestó que al pedirle explicaciones a Coomulsap, operadora encargada de la administración del centro infantil, recibió un trato negligente e incluso ofensivo.

También puede interesarle: Los hechos que desencadenaron las denuncias de abuso sexual en jardín de Medellín

Luego de conocerse esta queja por parte de la madre, el alcalde Quintero anunció que se iniciaría un proceso sancionatorio contra la empresa ya que fue “evidente que hubo negligencia por parte del operador, si una persona viola e incluso dormía en el lugar, hay negligencia por todas partes, pero además tiene orden de captura esta persona, pero no hubo verificación por parte de la Fundación”.

Contra Lopera se habían emitido ordenes de captura por los delitos de acceso carnal abusivo con menor de 14 años y actos sexuales abusivos con menor de 14 años agravados. Hasta el momento se han interpuesto 22 denuncias por abuso sexual en contra de los menores de cinco años del jardín del barrio Santa Cruz.

Comparte: