Publicidad
Redacción Cromos / 24 Mar 2022 - 4:51 p. m.

3 consejos cuando las redes sociales no dejan poner fin a una relación sin futuro

Las redes sociales se han convertido en la plataforma para revelar las relaciones sentimentales, los momentos más dulces en pareja, pero también las dolorosas rupturas. ¿Cómo darle fin a la relación publicándola en redes sociales?
3 consejos cuando las redes sociales no dejan poner fin a una relación sin futuro
Foto: Pexels/ GettyImages
3 consejos cuando las redes sociales no dejan poner fin a una relación sin futuro
3 consejos cuando las redes sociales no dejan poner fin a una relación sin futuro
Foto: Pexels/ GettyImages

Martha Silva Pertuz, psicóloga. PhD en Ciencias Sociales con magister en en Desarrollo Familiar y representante del Campo Psicología y familias – Zona Norte (Caribe) del Colegio Colombiano de Psicólogos nos cuenta por qué las redes sociales hoy en día se han convertido en una excusa para no dar por terminada una relación de pareja.

Puedes leer: En relaciones como la de Riaño y Manotas: ¿Cómo decir adiós sin rencor?

Te invitamos a leer más contenidos como este aquí

¿Por qué hay una necesidad de las parejas de contar su relación en redes sociales?

Las redes sociales tienen aspectos positivos y negativos, dependerá del uso que les sea dado.

La parte positiva o favorable es que son muy útiles para enviar mensajes a la pareja, recordándole o reiterándole que se la/lo quiere o que se la/le extraña; siendo así posibilita nutrir o mejorar el vínculo emocional con la otra persona.

No deben ser sobrepasados o transgredidos los límites de exposición / control al otro miembro de la pareja. Si son los dos quienes “viven” subiendo a las redes material personal habrá que conocerse o ser indagados los motivos que subyacen a esa necesidad de constante exposición (rasgos, estilos o trastornos en una o varias áreas de las relaciones interpersonales online. Existen muchas parejas que visibilizan en sus perfiles de redes sociales fotografías con su pareja, lo cual puede analizarse desde variadas ópticas, muchas acuden a estas demostraciones amorosas/sentimentales/románticas por estar muy satisfechas con su/s pareja/s.

Puedes leer: 4 cambios que afectan la dinámica de la pareja con la llegada del bebé

Sin embargo, estas demostraciones no necesariamente, en otros casos, suelen ser para “conectar” con la otra persona (algunas demostraciones podrían ser una manera de compensar deficits o amenazas sentidas por baja satisfacción en una relación o por inseguridades personales, por celos fundados e infundados); en otros casos tienden a publicar acerca de su relación para presumirle a los demás (depende del temperamento, carácter y acuerdos -o no- entre miembros de la pareja).

Se les está diciendo a otros/as: se le comunica a los demás, a quienes rodean a la persona/pareja que ya se está “ocupado-a/os/as” o al presumir la relación en las redes, también se le está avisando a rivales potenciales que la pareja está ya “reservada/apartada” (se territorializa para el público la relación).

Como dirían los psicólogos sociales “somos seres gregarios y territoriales” (en el afecto, el sexo y la compañía, más aún) y, anunciando o mostrando fotos y mensajes sobre y con la pareja, otras/os posibles interesados no sería/n receptiva (o (as-os) a los “avances, coqueteos y lances” de otras personas.

¿Cómo anunciarlo allí puede alargar la decisión de terminar la relación?

Sin algunos límites acordados y explicitados entre la pareja, pueden acabar siendo motivo de discusiones o incluso de rupturas / demandas jurídicas (o en el menor de los casos reclamos emocionales persistentes) por uno o los dos miembros de la pareja.

Hoy se escucha dentro y fuera de la clínica (consultoría de casos, psicoterapia) que más uno/a que el otro/a suele estar “todo el día” enganchada/o al celular, la tablet o el computador, que “no se separa” de éste sintiendo que se les está quitando momentos de pareja (hasta rivalizando con el dispositivo tecnológico y otras personas que por estos puedan acercarse, coquetear o hasta quitar a la pareja), pero alguno de los dos no suele darse cuenta o aceptarlo, o porque “ya siente seguro-a” de la persona que tiene por pareja presencial (offline).

¿Cómo la presión social frena esas decisiones personales en pareja?

En muchas ocasiones las redes sociales pueden absorber o quitarle gran parte del tiempo de uno o los dos miembros de la pareja, tiempo que podría ser muy valioso dedicándolo a actividades en pareja de manera presencial –salir de paseo, montar en bicicleta, bailar, ir a cine, ver películas en casa, compartir un hobbie / deporte, asistir a eventos artístico-culturales, según los gustos de los miembros de la pareja (redes offline).

Esto en muchas relaciones sino se conversa y se llegan a acuerdos, suele convertirse en motivaciones y motivos frecuente de demandas (emocionales, jurídicas, sociales, familiares, entre otros ámbitos), así como de riñas y discusiones, que en algunos casos puede terminan en ruptura de la pareja o en infidelidades (con parejas más discretas), menos “adictas” a publicar en sus perfiles y mesuradas en el uso de las redes sociales.

3 consejos cuando las redes sociales no dejan poner fin a una relación sin futuro

  1. Respete siempre la intimidad propia y del otro en cuanto a lo que se publica.
  2. Tenga en cuenta que hay información que puede resultar delicada o representar un riesgo si se hace pública para algunas personas.
  3. Como en otros aspectos de la vida en pareja es recomendable que haya un consenso en cuanto a publicar algunos aspectos de la vida de pareja
Síguenos en Google Noticias