Publicidad
Redacción Cromos / 17 Oct 2021 - 9:12 p. m.

¿Qué es la depresión, cuáles son sus síntomas? Descubre si la padeces

La depresión es la principal causa de discapacidad en todo el mundo, según la Organización Mundial de la Salud (OMS). Puede afectar a adultos, adolescentes y niños.
¿Qué es la depresión, cuáles son sus síntomas? Descubre si la padeces
Foto: GettyImages
¿Qué es la depresión, cuáles son sus síntomas? Descubre si la padeces
¿Qué es la depresión, cuáles son sus síntomas? Descubre si la padeces
Foto: GettyImages

En entrevista con la revista Cromos Blanca Mery Sánchez, Máster en neurociencia aplicada de la Universidad de Valencia y Neurocoach nos comparte todo lo que debemos saber sobre la depresión.

Te invitamos a leer más contenidos como este aquí

Puedes leer: Ansiedad: qué es, cuáles son los síntomas y por qué se produce

¿Qué es la depresión y sus síntomas?

La depresión es la principal causa de discapacidad en todo el mundo, según la Organización Mundial de la Salud (OMS). Puede afectar a adultos, adolescentes y niños.

La depresión es un trastorno del estado de ánimo que implica un sentimiento persistente de tristeza y pérdida de interés. Es diferente de las fluctuaciones del estado de ánimo que las personas experimentan habitualmente como parte de la vida.

No siempre es fácil detectar la depresión en uno mismo porque las personas la experimentan de forma diferente en función de su edad y de la situación a la que se enfrentan en ese momento.

Es importante saber que sentirse triste en algunas ocasiones es una parte normal de la vida. Todas las personas pasamos por acontecimientos tristes y perturbadores. Pero, si se siente tristeza o desesperanza por más de dos semanas, podría estar entrando en depresión y sería conveniente consultar con un profesional de la salud mental.

¿Cuáles son los síntomas de la depresión? ¿Cuáles son los síntomas en mujeres, hombres y niños?

Los síntomas de la depresión se pueden experimentar de manera diferente entre hombres, mujeres y niños.

Los hombres pueden experimentar todos o algunos de los siguientes síntomas:

· Alteraciones en su estado de ánimo, incremento de emociones como ira, agresividad, irritabilidad, ansiedad, inquietud

· Reducción de su bienestar emocional, sentirse vacío, triste, desesperanzado y ver de manera pesimista el futuro.

· Comportamiento, pérdida de interés en temas que antes eran apasionantes, ya no encontrar placer en sus actividades favoritas, sentirse cansado fácilmente, pensamientos relacionados con la muerte, beber en exceso, consumir drogas, participar en actividades de alto riesgo.

· Reducción del deseo sexual, disfunción eréctil.

· Alteraciones en las habilidades cognitivas, como incapacidad para concentrarse, dificultad para completar tareas, respuestas tardías durante las conversaciones, sensación de lentificación en el pensamiento.

· Cambios en los patrones de sueño, como insomnio, sueño inquieto, somnolencia excesiva, sueño interrumpido.

· Menor bienestar físico, como fatiga, dolores musculares, dolor de cabeza, problemas digestivos.

Puedes leer: Ghosthing: qué es, descubre si te lo hacen y cómo prevenirlo

Las mujeres pueden experimentar síntomas como:

· Alteraciones en su estado de ánimo, incremento de emociones como ira, ansiedad, tristeza.

· Reducción de su bienestar emocional, como sentirse triste o vacías, ansiosa o sin esperanza

· Presentar comportamientos, de pérdida de interés en las actividades, retraimiento de compromisos sociales, pensamientos de suicidio

· Alteración de sus habilidades cognitivas, como pensar o hablar más lentamente y no lograr concentrarse

· Cambios en sus patrones de sueño, como dificultad para dormir toda la noche, despertarse temprano, dormir demasiado

· Bienestar físico, como disminución de energía, mayor fatiga, cambios en el apetito, cambios de peso, dolores, dolores de cabeza, calambres, bruxismo.

Los niños pueden experimentar síntomas relacionados con:

· estado de ánimo, como irritabilidad, ira, cambios de humor, llanto

· bienestar emocional, como sentimientos de incompetencia (por ejemplo, “No puedo hacer nada bien”) o desesperación, llanto, tristeza intensa

· comportamiento, como meterse en problemas en el colegio o negarse a ir a estudiar, evitar amigos o hermanos, pensamientos de muerte o suicidio

· Alteraciones en las habilidades cognitivas, como dificultad para concentrarse, disminución del rendimiento escolar, cambios en las calificaciones

· Cambios en los patrones de sueño, como dificultad para dormir o dormir demasiado

· bienestar físico, como pérdida de energía, problemas digestivos, cambios en el apetito, pérdida o aumento de peso

¿Cuál es la causa de la depresión?

Existen diferentes causas para presentar depresión. Pueden variar desde biológicos hasta circunstanciales.

Las causas más comunes incluyen:

1· Historia familiar. Tiene un mayor riesgo de desarrollar depresión si tiene antecedentes familiares de depresión u otro trastorno del estado de ánimo.

2· Trauma de la primera infancia. Algunos eventos afectan la forma en que su cuerpo reacciona ante el miedo y las situaciones estresantes.

3· Estructura cerebral. Existe un mayor riesgo de depresión si el lóbulo frontal de su cerebro está menos activo. Sin embargo, los científicos no saben si esto sucede antes o después de la aparición de los síntomas depresivos.

4· Condiciones médicas. Ciertas afecciones pueden incrementar el riesgo, como enfermedades crónicas, trastornos del sueño, dolor crónico o trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH).

5· El consumo de drogas o alcohol. Aproximadamente el 21 por ciento de las personas que tienen un problema de uso de sustancias también experimentan depresión.

¿Cuáles son los factores de riesgo de la depresión?

Además de estas causas, otros factores de riesgo de depresión incluyen:

· Dialogo interno negativo o autocrítica

· Antecedentes de enfermedad mental

· El uso de algunos medicamentos

· Eventos estresantes, como la pérdida de un ser querido, problemas económicos, un divorcio o diagnóstico de enfermedad.

La interacción entre diferentes factores externos e internos, y las estrategias de afrontamiento de la persona pueden influir en los sentimientos de depresión, así como en quién desarrolla la afección y quién no.

¿Qué le pasa a una persona con depresión?

La depresión es una afección grave que afecta negativamente la forma en que una persona piensa, siente y se comporta.

Los científicos siguen sin saber si la depresión se produce antes o después de que la persona presente los síntomas. Sin embargo, parece que existe un mayor riesgo de desarrollar un trastorno depresivo mayor si la actividad del lóbulo frontal disminuye debido al envejecimiento y a otros factores como la falta de habilidades para gestionar los factores de estrés de la vida laboral o personal.

Los científicos han podido determinar algunas teorías sobre por qué las personas desarrollan ciertas enfermedades mentales como el Trastorno Depresivo. Una de las teorías sugiere que la depresión se produce cuando experimentamos acontecimientos negativos, pero no conseguimos gestionar nuestra respuesta debido a una función cognitiva deficiente; esta carencia nos lleva a sentirnos desesperanzados sobre nosotros mismos, lo que da lugar a la depresión.

¿Qué hacer para combatir la depresión?

-Es hora de hablar de la salud mental. Los estados de ánimo, los pensamientos y los comportamientos forman parte de la condición humana: ¡son parte de la vida! Pero a veces enfrentamos situaciones que pueden ser difíciles tanto para nosotros como para nuestros allegados y es allí donde necesitamos del apoyo de un profesional calificado.

-Es necesario hacer psicoeducación sobre la depresión y difundir herramientas científicamente validadas para no generar confusión en las personas y ayudarlas a entender la importancia de la salud mental.

-La clave para vencer la depresión está en aceptar que es una condición como cualquier otra y que presentarla no hace que la persona sea menos valiosa.

-Nuevos estudios han descubierto que la clave para prevenir la depresión es generar “espirales ascendentes”, los cuales alteran los neurotransmisores y evitan que los pensamientos negativos se apoderen de nosotros, algunas de las actividades que tienen mejores resultados son:

- Movimiento: la actividad física es fundamental para mejorar la depresión, y si no tiene mucha energía para empezar puede ser realmente útil. Salir a pasear en un día soleado es una forma fácil de incrementar la vitamina D mientras cambia la actividad cerebral.

- Encuentra razones para agradecer: cuando las personas agradecen se reduce la ansiedad. Nuestro cerebro sólo es capaz de centrarse en unas pocas cosas a la vez, así que cuando estás agradecido por todo lo bueno que pudiese ocurrir en el futuro o que tienes en este momento la gratitud sustituye los sentimientos negativos y la preocupación desaparece.

- Aumenta el disfruté: incorporar en la rutina desde conversaciones con personas que nos agradan, hasta saborear un buen te o leer un libro inspirador nos ayuda sentirnos un poco mejor.

- Acudir a terapia: existen múltiples estudios que demuestran la capacidad de la terapia cognitiva para superar la depresión al modificar los patrones de pensamiento para cambiar los estados de ánimo y los comportamientos.

¿Cómo salir de la depresión sin medicamentos y de manera natural?

Existen acciones complementarias a la terapia que pueden ayudar a mejorar la depresión

· Mejorar la higiene del sueño: El sueño y el estado de ánimo van de la mano. Esto significa que mantener horarios constantes para acostarse y despertarse, preparar la habitación para un sueño profundo (oscura, tranquila y fresca), crear una rutina relajante a la hora de acostarse y alejarse de las pantallas mínimo una hora antes de ir a la cama.

· Obtenga más vitamina D: Existe alguna evidencia de que una deficiencia de este importante nutriente podría desempeñar un papel en la depresión. Si no obtiene suficiente vitamina D a través de su dieta y exposición al sol, pregúntele a su médico si debería incluir un suplemento.

· Mejore su vida espiritual: Los estudios también sugieren que diferentes tipos de prácticas meditativas de atención plena (mindfulness) también pueden ser efectivas en el tratamiento de la depresión. Puede empezar con un ejercicio muy fácil de hacer

- Siéntese cómodamente

- Cierre sus ojos

- Respire naturalmente

- Concéntrese en cómo se siente su cuerpo mientras respira

- Cuando su mente divague, vuelva a dirigir la atención a su respiración.

Mueve tu cuerpo: hacer ejercicio es clave, no tiene que correr una maratón, pero realizar una media hora más o menos de actividad de baja intensidad cada día, que se ha demostrado que es eficaz para mejorar el estado de ánimo y la calidad de vida. y mucho mejor si es al aire libre. La suma de aire fresco y sol son especialmente curativos. Puede empezar poco a poco e invitar a un amigo o familiar a ejercitarse juntos para hacerlo más entretenido.

Cuide su segundo cerebro: cada vez son más contundentes los resultados de las investigaciones sobre la conexión intestino cerebro y como el consumo de probióticos beneficia la recuperación de la depresión, puede incluir en su dieta algunos como kombucha, kefir y kimchi siempre consultado previamente con su medico si padece alguna alergia.

Así como la depresión es causada por múltiples factores su recuperación también implica ajustar el estilo de vida y mejorar diferentes hábitos.

Síguenos en Google Noticias
Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.