‘Forza’, la niña italiana que en cuatro exámenes ha dado positivo para coronavirus

Noticias destacadas de Cromos

Aunque ya no representa un riesgo para sus familiares, las pruebas científicas manifiestan lo contrario. Su desesperada madre contó la historia a un periódico italiano.

¿Positivo para siempre? Ese el fantasma que persigue a una menor italiana que en marzo presentó síntomas de coronavirus. Medios de su país la llaman “Forza”, como su madre ha pedido que la denominen, para evitar que la estigmaticen.

Su historia comenzó en el mes en que la humanidad empezó el clic hacia la nueva normalidad. En marzo Forza, de cuatro años, manifestó síntomas leves de coronavirus, que le permitieron recuperarse en su casa.

Pero los catorce días no fueron suficientes para que la primera prueba certificara que había dejado atrás la enfermedad.

Le puede interesar: Los nacimientos de bebés prematuros disminuyeron durante la pandemia

Su situación se complicó con la aparición de manchas en sus brazos. Su mamá decidió llevarla al hospital, en el que la sometieron a un examen que, según el diario Corriere della Sera, resultó “débilmente positivo para coronavirus”.

Desde entonces, mediados de mayo aproximadamente, el diagnostico se convirtió en lastre. El primer resultado se repitió en otras tres pruebas más, lo que da como resultado un encierro que se ha convertido en crónico.

El “débilmente positivo para coronavirus” choca con el requisito para retomar la vida de antes. “Se necesita un hisopado doblemente negativo para liberar a mi hija de manera legal, pero ya no quiero someterla a este estrés. La atormentan las pesadillas, se despierta gritando, habla de monstruos y malos médicos”, manifestó la madre al Corriere della Sera.

El caso de Forza pone en aprietos a las autoridades sanitarias italianas, para quien la menor, a más de cien días del comienzo da la emergencia mundial, no representa un peligro. Pero las pruebas dicen lo contrario.

Lea también: Unai Bustinza, el futbolista que inspira a los enfermos en pandemia

“Todos me han confirmado que la niña ya no es contagiosa, pero nadie se ha hecho cargo o asumido la responsabilidad de liberarla de la cuarentena”, dijo la madre, que asegura que su hija de a poco retoma las actividades cotidianas, pero que el día que vuelva al jardín tendrá problemas porque la medicina no puede certificar su negativo.

Comparte en redes:

 

Te contamos que estamos trabajando en nuestra plataforma tecnológica para que sea más fácil de disfrutar, por eso no podrás hacer comentarios en los artículos. Estarán activos próximamente. Gracias por tu comprensión.