Lasaña, la gata que abandonaron por subir 10 kilos en cuarentena

Noticias destacadas de Cromos

Aunque ya tiene una nueva familia, su historia visibiliza el problema que viven miles de animales que no son tenidos en cuenta en los centros de adopción.

La carne es irresistible para los gatos. Algunos se vuelven locos cuando la huelen. Uno de los errores frecuentes de las personas con mascotas es compartirles comida tradicionalmente asociada a los humanos. Para muchos amos es un hábito reservar un pedazo de proteína animal para el peludo que, insaciable, pide que le compartan algo del plato servido en la mesa.

Una vez cumplen un año, estos felinos tienden a subir de peso. Su metabolismo cambia y por eso algunos no son ni la sombra de lo que eran en sus primeros doce meses. Su aspecto rechoncho les da un aire de ternura que les puede traer consecuencias en su salud.

Le puede interesar: Un estudio concluye que las mascotas ayudan a sobrellevar la cuarentena

Una mala alimentación afecta hábitos fundamentales como acicalarse e ir al baño. Esta historia empieza en la sociedad protectora ACCT, en Filadelfia (Estados Unidos), a la que un día llegó Lasaña porque había engordado durante la cuarentena. Sus desalmados dueños la hicieron a un lado porque la gata ya no podía valerse de sí mismo.

“Desafortunadamente, tiene mucho sobrepeso, lo que puede crear muchos problemas médicos, por lo que esperamos encontrarle un hogar maravilloso. Es muy dulce, pero realmente necesita encontrar un hogar que pueda ayudarle a bajar de peso para que pueda ser una gata sana y feliz”, informó Sarah Barnett, la directora de ACCT.

Gracias a las redes sociales se visibilizó el presente de Lasaña. Miles de usuarios compartieron la tragedia de su abandono, que por suerte tiene un final feliz. “La gente tiende a considerar ‘adorables’ a los gatos con kilos demás. Lo son, pero tener sobrepeso les puede crear un montón de problemas médicos”, contó Sarah Barnett a un medio de comunicación.

La figuración sirvió para que una pareja le abriera las puertas de su hogar. La sociedad protectora oficializó la noticia: “se ha ido con una familia perfecta que se dedicará a ayudarle a recuperar un peso saludable. Gracias a los que compartieron el mensaje, estamos muy felices de saber que recibirá el cuidado (más el apoyo médico y dietético) que necesita”.

Lea también: El aislamiento también afecta a las mascotas

Lasaña representa lo que viven millones de animales en los centros de acogida que no son adoptados por razones como la edad, el color u otra característica especial. “Esperamos que todos aquellos que querían adoptar a Lasaña, o al menos un tercio de ellos, vengan a adoptar a otro o, simplemente, que sepan que estamos aquí cuando estén listos para hacerlo”, recomendó Barnett.

Comparte en redes: