Publicidad
Redacción Cromos / 2 Aug 2022 - 11:00 p. m.

Mateo Stivelberg y la nueva era de la televisión colombiana

Cromos conversó con el director Mateo Stivelberg sobre su recorrido en el cine y la televisión y sus posturas de este medio en el país.
El cineasta conversó con Cromos sobre su carrera.
Foto: Instagram - Mateo Stivelberg

Las producciones audiovisuales en Colombia cada vez alcanzan un nivel más alto y Mateo Stivelberg es uno de los responsables de este logro nacional. El director es conocido por producciones como ‘La Esclava Blanca’ o ‘Siempre Bruja’, este año estrenó uno de los grandes éxitos de Caracol Televisión, ‘Las Villamizar’ y próximamente estrenará la serie de Prime Video, ‘Cochina Envidia’.

Lee también: Selección Colombia Femenina vs Brasil: la historia detrás de Leicy Santos

Aquí encuentras más contenidos como este

Como uno de los agentes de cambio de la televisión colombiana, resulta interesante conocer cuál es su historia y cuáles son esas ideas que habitan en su creativa cabeza, Cromos entrevistó al director y empezó narrando sus primeros años.

El colombiano es hijo de la legendaria actriz María Cecilia Botero y del productor y director argentino David Stivel. Su crianza ocurrió entre teatros y sets de televisión, allí fue absorbiendo el entorno y el interés fue creciendo poco a poco.

“Desde los once años yo empecé con una cámara a hacer cositas muy chiquitas, por supuesto amateurs, como grabando a mi perro y cosas por el estilo”, recordó Stiverlberg.

Más adelante tomó la decisión de estudiar literatura, sin embargo, se terminó decidiendo por el cine, pasión que lo llevó a mudarse a Argentina para emprender sus estudios académicos.

El lado que algunos no conocen de Mateo Stivelberg

“Que mucha suerte. Por supuesto fue un completo apoyo”, fue lo que respondió el protagonista de esta historia al responder cuál fue la actitud de su madre, sin embargo, él era consciente del riesgo que es dedicarse a las artes.

Curiosamente, algo que muchos no recuerdan es que Mateo Stivelberg empezó probando suerte en la actuación, trabajó en la serie ‘Conjunto Cerrado’ en los noventa, luego compartió pantalla con Botero en ‘A.M.A la Academia’ y su último proyecto como actor fue en 2010, en la película ‘El Páramo’.

Esta experiencia le dio una perspectiva especial a la hora de dirigir, “Creo que es muy importante para los directores, en estos momentos, a la hora de dirigir a un actor, haber probado lo que se siente subirse a un escenario, estar en un set, cómo se comportan. Pero en estos momentos creo que no hay chance de volver”, advirtió.

Una reflexión sobre los contenidos en la región

Por otro lado, Stivelberg hizo referencia a cómo las personas que estudiaron y que se desenvuelven en países como Colombia han pasado a otro tipo de plataformas debido a que, según él, la forma de consumir el séptimo arte, ha cambiado en los últimos años:

“Creo que antes uno decía que el lenguaje cinematográfico opacaba al resto y era mucho más artístico, yo creo que eso ha cambiado muchísimo desde que se le ha dado mucha libertad a los creadores, a los directores, entonces creo que hoy en día las miniseries también se vuelven, de alguna manera, mucho más cómodas para los realizadores para poder contar las historias, porque en noventa minutos te da la sensación de que no alcanzas, en una novela es demasiado largo, por eso es que el formato de miniserie, de seis o siete episodios, es perfecto, entonces, como eso ha empezado a pasar aquí en Colombia, que han venido apareciendo este tipo de producciones, pues me parece para mí, hasta ahora, es lo más interesante que hay”.

Además: Actor de Stranger Things fue detenido en el aeropuerto

Otros proyectos de Stivelberg

A continuación, el director explicó que uno de sus géneros favoritos a la hora de trabajar es el humor negro, aunque recientemente ha destacado por las producciones de época:

“He hecho humor negro y a mí me encanta, ahorita hice una para Amazon que se llama ‘Cochina Envidia’ que la escribió Carolina Cuervo y ese tono me parece muy interesante de explorar porque creo que está muy relacionado con toda la condición humana, creo que es lo más parecido a lo que nosotros somos como especie, como desnudando esos tabúes, hablando las cosas claras y riéndose al mismo tiempo de eso”.

Uno de los próximos proyectos que tiene Mateo Stivelberg es ‘La Primera Mujer’, una serie ambientada en la Bogotá de los años setenta, una producción para Netflix y en la que actuarán Federica Gutiérrez, Santiago Alarcón, ‘Chichila’ Navia y Verónica Orozo:

“Es uno de los proyectos más lindos que he tenido la oportunidad de hacer por cómo está escrito, todo esto lo escribió Dago (García) y da la sensación de que es una historia muy personal, hay varios elementos biográficos y además yo creo que Bogotá es una de esas ciudades, curiosamente, desde la ficción, menos explorada en eso, es decir, todos sabemos en los ochenta qué pasó en Medellín y en Cali, las producciones se han encargado de eso (…) Es una carta de amor a la literatura, al cine, a la música. El elenco de esos chicos jóvenes, supremamente talentosos, que están empezando también me pareció algo esperanzador”.

Un mensaje para los futuros creativos del país

Para terminar, el director compartió un mensaje dedicado a todos los jóvenes colombianos que quieren dedicarse a su labor:

“Esto es un ejercicio de paciencia, es lo que le digo a todo el mundo, es una carrera que no son los 100 metros planos, estos son como los 2 mil metros, hay que saberlos correr, hay que aprender a aceptar muchas veces que a uno le dicen ‘no’, digamos, con Las Villamizar, que es un proyecto escrito por mí, con mi socio Juan Carlos Aparicio, es lo primero que más o menos nos sale después de diez años de estar tocando puertas.

Creo que es un ejercicio de resistencia muy grande y eso es un poco lo que le diría a la gente que se quiere meter en esto. Por fortuna, yo tengo 38 años, entonces creo que no estoy tan viejo, pero definitivamente todavía alcancé a agarrar una generación en la que todavía el internet estaba en términos de la exposición y de la cantidad de contenido que uno puede llegar a producir, pues a mí no me tocó, yo cuando me gradué de la universidad y salí a trabajar el concepto de influencer todavía no existía y el concepto youtuber hasta ahorita, entonces creo que ahora hay unas plataformas con las que yo no contaba que creo que funcionan muy bien, sobre todo, para hacerse notar y es realmente increíble la cantidad de talento, ya uno no necesita que le hagan el favor de nada porque creo que ahora hay unas ventanas sumamente poderosas para exponerse, entonces que las aprovechen”.

Síguenos en Google Noticias