Publicidad
Redacción Cromos / 2 Feb 2021 - 8:58 p. m.

Ex de “La Toti” quiere quedarse con sus embriones

Nick Loeb se ha convertido en una verdadera pesadilla para Sofía Vergara. A pesar de que la relación de pareja se terminó en 2014, el hombre insiste en quedarse con los embriones congelados de la actriz para cumplir su deseo de ser padre. Fue hasta el estado de Louisiana pero nuevamente desestimaron su petición.
Ex de “La Toti” quiere quedarse con sus embriones
Desde el 2015 Sofía está casada con el actor norteamericano Joe Manganiello; sin embargo, la batalla legal con su ex por sus embriones continúa.
Desde el 2015 Sofía está casada con el actor norteamericano Joe Manganiello; sin embargo, la batalla legal con su ex por sus embriones continúa.
Foto: Fitzroy Barrett/Splash News

El exnovio de “La Toti” esperaba encontrar una respuesta positiva en el estado de Louisiana, uno de los más conservadores en Estados Unidos y en el que los embriones son considerados personas jurídicas, pero para fortuna de la barranquillera el tribunal de apelación desestimó la petición de Nick Loeb e incluso le “jalaron las orejas”.

Luego de analizar el caso, el juez determinó que el empresario no vive allí ni tendría intención de hacerlo en un futuro y llegó a la conclusión de que el caso de Loeb debe desecharse porque se convirtió en una “burla del sistema legal de Luisiana”. La corte también criticó la presentación de Loeb en Luisiana como “abominable” y dictaminó que todos los documentos del caso no se sellaron; sin embargo, según informó el abogado del hombre no se piensa rendir e interpondrá una nueva apelación ante el tribunal supremo de Louisiana.

Te puede interesar: El costoso divorcio de Phil Collins

Sofía terminó con Nick, oficialmente en 2014 y a pesar de que un año más tarde contrajo nupcias con el actor Joe Manganiello, Loeb ha insistido en que le sean entregados los embriones que congelaron mientras eran novios. Su idea es acudir al método de vientre subrogado para convertirse en padre.

Entre tanto, “La Toti”, abrió otro frente en California hace tres años para conseguir que los juzgados ratifiquen el contrato que su ex y ella firmaron en su momento, según el cual ninguno de los dos podría utilizar los embriones sin el consentimiento del otro. Nick ha insistido en que, de conseguir su objetivo, no le reclamaría a su ex ninguna ayuda financiera para afrontar la educación de los bebés.

También puedes leer: Pamela Anderson es acusada por la ex de su nuevo esposo

Recibe alertas desde Google News