Publicidad
11 Aug 2021 - 2:39 p. m.

“La humillación” de la Federación Colombiana de Atletismo a Bernardo Baloyes

El presidente de la entidad, Ramiro Varela, le habría pedido, de manera humillante, de vuelta los viáticos y uniformes tras lesionarse y no competir en Tokio 2020. Los deportistas, en grupo, se quejaron públicamente.
Bernardo Baloyes no pudo correr en las pruebas de los 200 metros por una lesión.
Bernardo Baloyes no pudo correr en las pruebas de los 200 metros por una lesión.
Foto: Archivo

Hubo un altercado entre algunos deportistas y el presidente de la Federación Colombiana de Atletismo, Ramiro Varela. El dirigente, de acuerdo a Bernardo Baloyes, le habría exigido, de forma humillante, que le devolviera los uniformes y los viáticos luego de que por una lesión no haya podido competir en los 200 metros de los Olímpicos de Tokio.

Le interesa: MinTic, Karen Abudine, citada a debate de control político en el Senado

“Estoy muy triste por todo lo que pasó, porque Ramiro Varela me pidió de manera no adecuada que le devolviera los viáticos y el uniforme que nos dieron. Es una humillación brutal. Un atleta olímpico no se prepara para que lo traten así. Caterine estaba brava con él. Merezco respeto”, le dijo Baloyes a la Revista Semana.

Lea: “Se nos va Caterine, pero gracias a Dios llegó Anthony Zambrano”

Tras lo sucedido, Anthony Zambrano y Caterine Ibargüen, tomaron la vocería para hacerle saber al presidente su malestar. Ibargüen y Mauricio Ortega, diploma olímpico en lanzamiento de bala, incluso se quejaron en redes sociales. “Es vergonzoso, los atletas merecemos respeto”, fueron las palabras de Lorena Arenas, medallista de plata en los 20 kilómetros de marcha, en su llegada al país junto a Zambrano, quien dijo: “Es feo, yo me tuve que rebelar”.

Lea: La ira de Sandra Lorena Arenas

Otros deportistas también se quejaron de que Varela les pidió de vuelta los uniformes luego de utilizarlos en sus competencias.

Frente a estas denuncias, Varela, en un comunicado oficial argumentó que la lesión del velocista venía de tiempo atrás.

“Según el médico, la lesión no ocurrió en el entrenamiento previo a competencia, como lo observó en la ecografía, era antigua; no hubo arranque de soberbia al atleta, ni se le humilló y menos públicamente. Fue una conversación pausada, en el apartamento, sin testigos, lo único fue que no se despidió; tampoco de le dijo que se fuera de la Villa Olímpica, ni que devolviera “toda” la plata. Intervención de otros atletas no hubo con el COC o la Federación”.

(Lea también: Del amateurismo al profesionalismo: el cambio de chip de los Juegos Olímpicos)

Eso sí, este suceso permitió develar algunas molestias de los atletas frente a la gestión que lleva Varela al frente a la Federación Colombiana de Atletismo.

Síguenos en Google Noticias

 

Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.