7 May 2021 - 9:51 p. m.

Así está el panorama de los problemas de abastecimiento de combustible

Corredor de abastecimiento en Cali podría restablecer la normalidad entre cuatro y cinco días. Avanzan gestiones para movilizar productos energéticos hacia Cauca y Nariño.

Redacción Economía

Redacción Economía - Negocios

En el noveno día de paro nacional, la situación de abastecimiento de combustible en el país presenta matices, con algunos puntos tendiendo a la normalización y otros con panoramas más complejos.

Cali ha sido uno de los epicentros de la movilización social, así como uno de los lugares con mayores hechos de violencia y denuncias de abusos por parte de las autoridades. En esta ciudad el desabastecimiento de combustibles se comenzó a sentir desde el lunes, con filas en estaciones de servicio y bloqueos que impedían el transporte de gasolina hacia la capital del Valle del Cauca y hacia el resto del suroccidente del país.

Le puede interesar: Cómo amaneció Cali y Barranquilla: conozca el estado de la ciudad aquí

Desde el Ministerio de Minas aseguran que este jueves se logró habilitar un corredor de abastecimiento y se llevaron los primeros carrotanques a esta ciudad. Si la situación se mantiene estable, entre cuatro y cinco días todo podría normalizarse en la capital vallecaucana.

La cartera afirma que también hay afectaciones en Cauca, Nariño y Boyacá, aunque son de menor gravedad.

Para Cauca y Nariño se está negociando el establecimiento de un corredor de abastecimiento a través del segundo departamento, concretamente desde Tumaco, que serviría para suplir de combustibles a los nariñenses y a los caucanos.

De acuerdo con un vocero del Ministerio de Minas, “en el Eje Cafetero también afectaciones, y ya se avanza en el plan para paulatinamente restaurar. Putumayo y Caquetá tenían líos, pero desde Neiva hemos podido llevar algunos carrotanques”.

Sobre la situación en Cali y sus alrededores, en particular, el Ministerio maneja las siguientes cifras. “Ayer se llevaron más de 20.’’' galones a la ciudad y se espera hoy poder movilizar varios carrotanques más para suministras más combustibles. A Jamundí, Yumbo y Palmira también se pudieron llevar ayer más de 20.000 galones de combustible (entre diésel y gasolina a los tres municipios) y 20.000 galones más de Jet al aeropuerto”.

A Nariño llegaron dos barcazas el miércoles con 130.000 galones de gasolina. Y este jueves arribó un buque con más de 19.000 barriles de gasolina y 8.000 de diésel, “que ya están en proceso de cargue en espera de acuerdos para el desbloqueo y poder movilizarlos”.

Sobre el escenario de desabastecimiento, Ecopetrol afirma que en el país hay altos inventarios de diésel y gasolina; las refinerías operan con normalidad y los principales centros de distribución se encuentran “a full”. “Lo que pasa es que hay dificultad para distribuir en algunas zona por los bloqueos, especialmente en el suroccidente del país (Cali , Popayán, Pereira). Por eso se está pidiendo que dejen entrar los combustibles porque de ellos depende el transporte de alimentos y de insumos médicos, entre otros. Lo mismo pasa con el GLP, que también hay líos para llevarlos a zonas del suroccidente. Avanzamos con el tema de cabotajes dese Barranquilla o importaciones de Ecuador”, afirmó un portavoz de la empresa.

Desde Ecopetrol no se reportan problemas en la costa norte del país, ni en Bogotá. La petrolera información que la refinería en Barrancabermeja está operando con más de 200.000 barriles por día, mientras que la de Cartagena lo hace con 150.000. La compañía reporta que hay un cabotaje en camino hacia el sur, que partió desde Barranquilla, con gasolina y diésel, así como acciones en la frontera con Ecuador para reforzar el abastecimiento.

Por su parte, la Federación Nacional de Distribuidores de Combustible y Energéticos, asegura que se han experimentado problemas de abastecimiento de gasolina y diésel principalmente en: Armenia, Cali, Florencia, Ibagué, Neiva, Pasto, Pereira, Popayán, Quibdó, Sogamoso, Tunja, Villavicencio, Yopal. También hay algunos incidentes en municipios de Caldas y Cundinamarca.

A su vez, Juan Pablo Fernández, presidente ejecutivo de la Confederación de Distribuidores Minoristas de Combustibles y Energéticos, asegura que “hay daños a la infraestructura y graves afectaciones en las ventas en este servicio”. Según Fernández, al día, se dejan de vender más de $3.000 millones en combustibles, con caídas en ventas que oscilan entre 30 % y 70 %.

Comparte:
X