17 May 2019 - 9:51 p. m.

Centrales obreras invitan a los empleados públicos a la “anormalidad laboral”

La medida busca presionar las negociaciones con el Gobierno en la que piden un incremento de al menos el 10 % en los salarios de estos trabajadores.

Redacción Economía.

Cortesía.
Cortesía.

Aumenta la tensión en las negociaciones entre el Gobierno y las centrales obreras en las que se discute un posible incremento salarial de más de 1,2 millones de empleados públicos. Pero, aunque el Ejecutivo propuso este jueves un aumento del 4 %, los sindicatos no aceptaron la oferta pues exigen un incremento de al menos el 10,18 %. Además, este viernes invitaron a los servidores públicos a realizar medidas de presión para la próxima semana.

También te puede interesar: Con posible huelga, avanza negociación para subir el salario de empleados públicos

“La mesa nacional estatal convoca a los empleados públicos del orden nacional y territorial, a realizar actividades de agitación, denuncia y anormalidad laboral los días martes 21, miércoles 22 y jueves 23 de mayo con el objetivo de exigir al gobierno soluciones al pliego unificado y que muestre la voluntad política para llegar a acuerdos que dignifiquen las condiciones de vida de sus servidores”, indicaron en un comunicado conjunto la CUT, CTC, CGT, CSPC, UTC, CNT, CTU-USTRAC y ÚNETE. 

Los sindicatos denuncian que por muchos años el salario de los estatales estuvo por debajo de la inflación, por esto piden un incremento del 7 % real (o 10 % nominal considerando una inflación del 3%) para que se reactive el poder adquisitivo de los trabajadores públicos. También piden “dar solución concreta a los problemas de la salud, las universidades, el Inpec, la Dian, entre otras, para lo cual se requiere la unidad de los trabajadores estatales”.

Sin embargo, lo que ofrece el Gobierno es no tener un incremento fijo para los próximos dos años, sino uno independiente. Por esto, al inicio de las negaciones el Ejecutivo propuso que para 2019 el aumento sea de 0,5% y, para 2020, de 1,2%.

Desde que se comenzó a negociar el incremento salarial de los trabajadores públicos en 2012, el aumento promedio ha sido de un punto porcentual por encima de la inflación.

Síguenos en Google Noticias