Con incertidumbre arrancó último paso de la reforma tributaria por el Congreso

El Gobierno llamó a sesiones extras para evacuar, principalmente, esta iniciativa legislativa. El debate arrancó en forma en la Cámara, en donde fue aprobada la ponencia positiva. En el Senado no hubo discusión del proyecto.

La Cámara aprobó la ponencia positiva del proyecto, con 89 votos a favor y 48 en contra.Cristian Garavito - El Espectador.

Con el freno de mano puesto arrancó el estudio de la Reforma Tributaria en la Cámara de Representantes, en donde se evacuaron los impedimentos de los congresistas, mientras el Senado tomaba el mismo sendero.

El Gobierno se mantiene a la expectativa, pero confiado, de que el proyecto saldrá adelante y, entre otras cosas, que a partir de 2021 se le devolverá a las familias de menores ingresos el valor del IVA, que según cálculos del Ministerio de Hacienda tiene un costo fiscal de $2,2 billones.

Cumplió con la citación a sesiones extraordinarias del 17 al 20 de diciembre, fechas en que se estudiarán proyectos como la Ley de Crecimiento Económico y Fomento a la Generación de Empleo (más conocida como la reforma tributaria) y exenciones para la Copa América. Se aprovecharán las sesiones para darle el visto bueno a un crédito por más de US$400 millones.

Con la tributaria el Gobierno espera recaudar cerca de $11,5 billones en 2020 producto de la normalización tributaria, del impuesto al patrimonio, el IVA plurifásico, el impuesto a la renta de las personas naturales que ganan más de $35 millones y a los que ganan más de $100 millones con una tarifa de 39%. Del total recaudado, $8,5 billones valen los beneficios ya aprobados en la pasada Ley de Financiamiento, que quedó sin piso jurídico en la Corte Constitucional. Esos beneficios se tienen que descontar de lo recaudado en 2020.

En el Senado, el debate no fluyó este lunes ante la presencia de un importante número de proyectos que tienen que ser evacuados ante el peligro de que se hundan. 

Lea también: Senado elimina la casa por cárcel para los corruptos

Una vez se clarificó la suerte de los impedimentos, la Cámara baja le dio paso al estudio de la ponencia alternativa y de archivo, en medio de una docena de avisos de miembros del Partido Liberal anunciando que no votarán la tributaria. David Racero, representante de la lista de Decentes, indicó que la oposición se opone al proyecto porque, a diferencia de lo que sucede en otros países que presentan reformas para expandir la economía, acá se hacen para "cuadrar caja". Además, advirtió que la propuesta fiscal va a generar un déficit de $10 billones en los siguientes tres años, un punto en el que coincide con lo dicho por un grupo importante de analistas. 

Katherine Miranda, representante a la Cámara por el Partido Verde, advirtió que esta reforma no llevará bienestar a los colombianos de menores ingresos y que las exenciones tributarias no han dado los resultados esperados en materia de generación de empleo y de crecimiento económico. 

“La riqueza se sigue concentrando en las empresas más grandes del país, dejando de lado a las microempresas, que son las verdaderas creadoras de empleo en el país”, sostuvo en su intervención la representante Miranda. 

La legisladora descalificó la propuesta de los tres días sin IVA porque, asegura, no beneficia a las familias de bajos ingresos. "Se están riendo de los colombianos", dijo la congresista al recordar que en algunas ciudades de Estados Unidos han sido desmontados estos beneficios. Invitó a archivar el proyecto de la reforma tributaria que presentó la administración Duque, al tiempo que propuso bajar el IVA del 19% al 2% para ayudar a las familias con menores ingresos y estimular el consumo. 

Le puede interesar: Fiscal general (e) denuncia posible 'mico' en la reforma tributaria

Catalina Ortiz, también representante a la Cámara por el Partido Verde, llamó la atención sobre la situación del desempleo juvenil. “Necesitamos que cuando hayan exenciones se sepa la función que cumplen y los resultados que generan”, dijo Ortiz. 

Juanita Goebertus (Alianza Verde) advirtió que faltan más recursos para la implementación de los acuerdos de paz llevando educación y salud a los territorio donde no hace presencia el Estado. Para recaudar recursos para esos propósitos es que se requiere hacer una reforma tributaria. 

Por su parte, Juan Carlos Losada, del Partido Liberal, colectividad que se apartó de apoyar la iniciativa, calificó la propuesta de populista y antiética y que le paga favores a los financiadores de la campaña del presidente Duque, como la empresa atunera Van Camp's. 

Mientras en Cámara las intervenciones subían de tono, en el Senado fue levantada la sesión dejando para el martes el inicio del debate del proyecto fiscal. 

Le sugerimos leer: Los préstamos que el Gobierno busca en las sesiones extras del Congreso

Finalizando el estudio de las ponencias alternativa y de oposición fue declarada la sesión informal en la Cámara para escuchar a algunos promotores del paro. Diógenes Orjuela, presidente de la CUT (Central Unitaria de Trabajadores), invitó a no aprobar la tributaria. Anticipó que el descontento generalizado va a seguir en diferentes sectores de la población. Una vez se volvió a la sesión formal fue votada negativamente la ponencia de archivo.

Seguido a esto fue leído el informe de la ponencia mayoritaria, que defendió Christian Garcés, del Centro Democrático. El proyecto, con 152 artículos, comenzó su tránsito por la plenaria de la Cámara que entonces registraba un apretado quórum. Al final, la Cámara aprobó la ponencia positiva del proyecto, con 89 votos a favor y 48 en contra.

Los representantes del Partido Liberal reiteraron su voto negativo por la reforma. Jhon Jairo Roldán, representante a la Cámara por esta colectividad, indicó que a pesar de que apoyaron la ponencia votan negativo porque es la decisión de la bancada liberal.

En igual sentido se pronunció Alejandro Carlos Chacón, representante liberal, al denunciar los beneficios que trae la iniciativa para fortalecer las grandes empresas y las clases más pudientes. Resaltó que la carga impositiva a las cesantías debe desaparecer porque es un ahorro de los trabajadores. “Las cesantías eran un bien exento y tenemos que devolverlo a su origen, se volvió ingreso y se va a la renta y puede terminar generando impuesto al ciudadano del común. No permitan que le graven las cesantías al colombiano trabajador”, dijo el legislador.

896193

2019-12-16T22:10:50-05:00

article

2019-12-16T22:32:52-05:00

vcortes_255962

none

Redacción Economía.

Economía

Con incertidumbre arrancó último paso de la reforma tributaria por el Congreso

82

6890

6972