31 Aug 2018 - 3:43 p. m.

Crece el uso de contenedores en comercio exterior colombiano

Datos Maersk, la empresa naviera, dan cuenta de una rápida expansión en el uso de estos dispositivos durante el segundo trimestre del año, impulsado por la actividad comercial con EE.UU., la Unión Europea y la Alianza del Pacífico, principalmente.

Redacción Economía.

Bloomberg
Bloomberg

Según datos de un reciente informe de Maersk, la empresa naviera, el comercio con contenedores en Colombia creció para el segundo trimestre de este año al doble del ritmo que se registró en los primeros tres meses de 2018, 6,2 % frente a 3,1 %, respectivamente.

En volumen de contenedores Estados Unidos sigue siendo el principal socio comercial de Colombia (18,3 %), seguido de cerca por Europa (17,3 %) y los países de la Alianza del Pacífico (16,7 %).

Para este año, la compañía espera que su negocio crezca entre 4 % y 5 %.

“Un crecimiento en las exportaciones superior al 10% impulsa una buena primera mitad de año para el comercio colombiano en contenedores, que crece 5% en general. Al cierre del segundo trimestre, la Unión Europea y la Alianza Pacífico superaron a China en el volumen de intercambio de contenedores con Colombia, ubicándose como el segundo y el tercer socio comercial, respectivamente, debido a una continua diversificación hacia esos mercados, sumado a una caída en las importaciones del gigante asiático”, se lee en el documento.

Según las más recientes cifras del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE), las exportaciones crecieron en el primer semestre del año (14,7 % entre enero y junio de 2018) y también lo hicieron en el periodo conocido como 12 meses móviles (julio de 2017 y junio de 2018), cuando el indicador se ubicó en 15, 6 %. Entre enero y junio de este año, el principal destino de las ventas colombianas en el exterior fue Estados Unidos.

Los datos del DANE muestran que Colombia sigue exportando, en su mayoría, productos derivados de la explotación de hidrocarburos y asociados con las industrias extractivas: 57,2 % de las exportaciones registradas en junio corresponden a estos sectores, mientras que las manufacturas participaron con 21,5 % y los productos agropecuarios, alimentos y bebidas lo hicieron con 17,8 %.

Para Juan Camilo Vásquez, gerente de ventas de Maersk Line en Colombia, “detrás de estas cifras de crecimiento tanto de exportaciones como de importaciones a Europa está el Tratado de Libre Comercio –TLC– entre la Unión Europea, Colombia y Perú que acaba de cumplir su quinto aniversario. Este pacto ha permitido a los exportadores colombianos consolidar mercados maduros como Alemania, Reino Unido y España, y también abrir nuevos mercados como Holanda, Bélgica e Italia, que cada vez reciben más productos de nuestro país”.

Ahora, si bien el TLC con la Unión Europea (UE) ha arrojado beneficios, la balanza comercial colombiana en este frente sigue siendo negativa para el país. En otras palabras, importamos más de lo que vendemos en este mercado. En 2013 se registraba un superávit comercial de US$1.678 millones, mientras que el 2017 cerró con un déficit de US$1.138 millones. Y en 2018 la tendencia se mantiene.

En una entrevista pasada para este diario, Christoph Saurenbach, jefe de la sección de comercio de la delegación de la Unión Europea en Colombia, comentó que “esperamos que en los próximos años se pueda explotar más el TLC. Para Colombia hay gran oportunidad para los productos agropecuarios como el banano y la piña, al igual que para los textiles (como trajes de baño)”.

Uno de los aspectos positivos del comercio entre el país y la UE es el crecimiento de las exportaciones no minero-energéticas. El informe de Maersk señala sobre este punto que “en el año 2013, en dólares americanos, Europa representaba el 11 % de las exportaciones colombianas no relacionadas con petróleo, mientras que en 2017 esta cifra ascendió a un 18 %”.

El reporte también da cuenta del crecimiento de exportaciones agrícolas más allá de las tradicionales (como café, flores y banano). Según la naviera, los despachos de contenedores con productos como la piña, aguacate y cítricos, entre otros, han igualado a los enviados con café. “De hecho, en el segundo trimestre de 2018, por segundo trimestre consecutivo, se invierte el protagonismo, y con 1.261 unidades las exportaciones de frutas frescas (sin incluir banano) superaron al número de unidades de café (1.220). Esta tendencia no sólo obedece al aumento en la producción de fruta, sino también a una caída en la de café por segundo trimestre consecutivo, debido a los bajos precios internacionales y la falta de políticas internas de subsidio”, asegura el documento.

De acuerdo con la naviera, Buenaventura sigue liderando la actividad en los puertos colombianos, con la recepción de 50 % de los contenedores que llegan al país, mientras que por Cartagena salen 30 % de las exportaciones que van en estos dispositivos. Así mismo, el uso de contenedores refrigerados registró crecimientos de dos dígitos, tanto en importaciones como exportaciones, con 22 % y 14 %, respectivamente.

"Para el segundo semestre del año, se espera cumplir con el pronóstico de que Colombia crezca entre 4% y 5% este 2018. Crecimiento impulsado por el continuo incremento en las exportaciones de productos agrícolas, así como por una recuperación de las importaciones de Asia puesto que se espera un aumento de la confianza del consumidor que afectará favorablemente la compra de bienes raíces y automóviles que hasta hace poco estaba a la espera de los resultados electorales que ya se definieron", concluye el documento.

Síguenos en Google Noticias