Publicidad

Con simuladores de realidad virtual inmersiva previenen riesgos laborales

Optimizan el aprendizaje con tiempos de entrenamiento inferiores a metodologías tradicionales, generando memorias basadas en emociones que protegen a los trabajadores ante una posible situación de riesgo.

Tatiana Gómez Fuentes
16 de mayo de 2023 - 03:00 p. m.
Él es Diego Ramírez, el emprendedor detrás de Waygroup.
Él es Diego Ramírez, el emprendedor detrás de Waygroup.
Foto: Cortesía Waygroup

“Con Waygroup salvamos vidas a través de la integración de tecnologías disruptivas, llevando a los trabajadores expuestos a tareas de alto riesgo experiencias que jamás se olvidan y que cambian su comportamiento frente al mismo. En muy corto tiempo aprenden más que sentados en un escritorio varias horas. También estamos llevando productividad a los empresarios, ya que los trabajadores se ausentan mucho menos para recibir su capacitación.

Estamos cambiando la forma tradicional de educar, capacitar y entrenar a través de la integración de modelos disruptivos de educación inmersiva. Los capitanes de vuelo siempre han aprendido a pilotear sus aviones en simuladores hápticos, donde también les avalúan si tienen la capacidad de manejar crisis”, así empieza Diego Ramírez, el ceo de Waygroup las bondades de su idea de negocio en 23 preguntas para emprendedores y sus emprendimientos. Hablamos con él y así fue como nos contó de qué se trata:

1. ¿Cuántos años tengo? Qué estudié?

51 años, Economía.

2. ¿Cuál fue mi idea y cuándo nació?¿Qué fue lo que creé?

La idea principal o el propósito principal siempre ha sido salvar vidas a través de la prevención de riesgos laborales y la educación con procesos de transformación digital. La educación inmersiva es una metodología de enseñanza que utiliza tecnologías avanzadas como la realidad virtual y aumentada para crear entornos virtuales que permiten a las personas interactuar con contenido educativo de manera más realista e inmersiva.

Esta tecnología permite a los estudiantes experimentar y aprender de una manera más participativa y visualmente atractiva que la educación tradicional.

3. ¿Cómo logré hacerla realidad y llevarla a los hechos?

Todas las empresas privadas y públicas siempre hablan de innovación y transformación digital, la primera pregunta fue cómo una empresa de consultoría y capacitación en riesgos laborales lograba la transformación digital, teniendo en cuenta que es la principal causa de accidentalidad en tareas de alto riesgo en el mundo. La segunda fue qué hacemos para aumentar los niveles de conciencia frente al riesgo.

En ese momento la formación, capacitación y entrenamientos, todos, tenían una metodología muy similar, contenidos, e-learning, instructor con presentaciones, PowerPoint, videos, exámenes escritos, listas de asistentes, horas de capacitación, las prácticas muy reducidas y exámenes escritos, los resultados siempre los mismos: tasas de accidentalidad altas por el mal comportamiento de las personas, así que había que innovar.

Si está buscando más historias de emprendimientos, sus creadores y creadoras están aquí, en Emprendimiento y liderazgo de El Espectador.

4. ¿De dónde saqué la plata para ponerla a andar y cómo la pagué?

La empresa siempre ha sido autosostenible, con resultados financieros positivos, los excedentes se invirtieron en innovación, capitalización, créditos con los principales bancos del país. para empezar a desarrollar simuladores de realidad virtual con integraciones, donde ponemos a interactuar como mínimo la vision, la audición y el tacto.

5. ¿Qué estoy logrando con mi emprendimiento? ¿Qué estoy cambiando con mi idea?

Con Waygroup salvamos vidas a través de la integración de tecnologías disruptivas, llevando a los trabajadores expuestos a tareas de alto riesgo experiencias que jamás se olvidan y que cambian su comportamiento frente al mismo. En muy corto tiempo aprenden más que sentados en un escritorio varias horas. También estamos llevando productividad a los empresarios, ya que los trabajadores se ausentan mucho menos para recibir su capacitación.

Estamos cambiando la forma tradicional de educar, capacitar y entrenar a través de la integración de modelos disruptivos de educación inmersiva. Los capitanes de vuelo siempre han aprendido a pilotear sus aviones en simuladores hápticos, donde también les avalúan si tienen la capacidad de manejar crisis.

6. ¿Soy feliz?

Exageradamente feliz, nada vale más en la vida que cumplir el propósito superior, de servirle al mundo, de dejarle un legado a los hijos, de trabajar para aportar y cuando logras el resultado técnico con la calidad y el amor que le pongas a tu proyecto, lo económico es una consecuencia. No la meta. Me motiva más el ser que el tener.

7. ¿Vendería mi emprendimiento, mi empresa?

No, este es un proyecto relativamente “nuevo”. Salimos con los primeros simuladores en abril del 2019, habíamos logrado metas maravillosas. 8.500 trabajadores habían usado nuestros simuladores en unas 125 empresas de diferentes sectores, el impacto fue impresionante. En ventas vamos exageradamente bien con este producto, ha superado más del 65 % del total de los ingresos de nuestra organización en tan solo 2 años de trabajo en campo.

8. ¿Qué tan duro fue para mí emprender?

La verdad nunca le he tenido miedo al emprendimiento, siempre me he concentrado es en ver cómo se hacen las cosas de una manera diferente, con resultados diferente, siendo disruptivos, con calidad, llevando tecnologías de productividad para los empresarios, beneficio para el trabajador o alumno, sin copiarnos para vender más barato, así es como tradicionalmente se dañan los grandes emprendimientos, por simples que sean

9. ¿Cumplí mi sueño? ¿ Qué me hace falta?

Los sueños nunca dejan de cumplirse, a la meta no se llega fácil, siempre habrá camino para seguir descubriendo, apenas empiezo a descubrir un mundo que está lleno de oportunidades que me motiva a seguir dándola toda siempre con el propósito superior en mente, salvar vidas. Soy muy feliz con lo que hago, trabajo y trabajo y nunca me canso.

Me hace falta más tiempo para sacar más proyectos como estos, para compartir más con un equipo de trabajo maravilloso que tengo, para compartir más con mi familia, el tiempo es oro. No me hace falta nada más.

Puede interesarle: La diseñadora que creó una tienda virtual de comida saludable y consciente

10. ¿Y ahora qué? ¿Qué sigue?

Seguir soñando y materializando estos sueños, apenas estamos empezando, falta un camino grande por recorrer, me encanta generar ideas disruptivas que detrás de estas ideas se viene la generación de nuevos empleos, nuevas soluciones para los empresarios, nuevas formas de acompañar a los trabajadores, alumnos, aportar mi grano de arena para que Colombia sea un país lleno de oportunidades y con productos para exportar al mundo.

11. ¿Mi emprendimiento es escalable?

Totalmente escalable em todos los países del mundo, lo explico en un ejemplo concreto. La seguridad vial es un problema de salud pública a nivel mundial, la estrategia es reducir en un 50 % los accidentes de tránsito en la agenda 2020 – 2030, lo que podría salvar millones de vidas y prevenir muchas más lesiones.

12. Para crecer, ¿recibiría inversión de un desconocido? ¿Le cedería parte de mi empresa?

No con desconocidos, lo haríamos en el momento de tener un inversionista que aporte en el crecimiento de la empresa, en la expansión, no solo inversión de capital, sino industrial también, con un fondo de inversión que nos ayude a definir un buen socio, o un empresario reconocido en el mercado y con trayectoria.

Si está contemplado ceder parte de la empresa a futuro. Entraríamos a mirar detalles de gobierno corporativo que no vayan en detrimento con las ganas que se tiene hoy de seguir innovando y llevando soluciones de valor a las empresas en el mundo.

13. ¿Qué no volvería a hacer?

Hacer sociedades rápidas sin análisis de todo el entorno, y el aporte que cada cual estaría en capacidad de dar, las sociedades son como una lotería y hay que saber jugarle y apostarle.

14. ¿Quién me inspiró?¿A quién me gustaría seguir?

Mi mamá, una madre soltera, una mujer que siempre ha estado a mi lado, que me ha enseñado el significado real de la lealtad, el amor y la fe en Dios. Hoy me inspiro en mis hijos, Emiliano que está en el cielo, Valentín de 7 años y Clemente de 5 años, hoy todavía duermen conmigo y mi esposa

Admiro muchísimo la disciplina de Cristiano Ronaldo, el trato y amor que le da a su madre y el valor t que le da a su familia e hijos.

15. ¿Fracasé en algún momento? ¿Pensé en tirar la toalla?

Sí, y fue siendo empleado de una aseguradora muy grande en Colombia. Un día después de casi 10 año de trabajar con ellos me invitaron a un desayuno en un gran hotel para decirme gracias, que la compañía ya no necesitaba más de mis servicios sin justa causa, simplemente porque llegó un presidente nuevo con su equipo. Con el tiempo me di cuenta que esto, hizo que amara y admirara más mi emprendimiento, hoy estoy donde estoy por ellos, por haberme sacado de la zona de confort, gracias infinitas por enseñarme lo que hoy hago con tanto amor. en resumidas cuentas hoy esta empresas es de nuestros mejores clientes.

Claro que he pensado en tirar la toalla. Cuando inicias un emprendimiento debes ser resiliente, y es lo que más mata las ideas de negocio, darse golpes de rechazo, de novato, de inexperiencia, de llegar a competir con mercados donde todos te quieren sacar, no es fácil. También cuando los recursos son escasos y muy medidos. Hay que estar convencido que lo vas a lograr, aclaro algo, siempre estamos en la búsqueda de lograrlo, solo hay que saber mantenerse.

Visite la sección de Emprendimiento y Liderazgo de El Espectador

16. ¿Hago parte de algún tipo de comunidad que me ayuda en este camino de emprender?

No, no he encontrado una comunidad que me de confianza, que no sea competitiva, que sus órganos directivos generen el resultado esperado. Siempre he sido muy solo en las decisiones y me he apoyado mucho del equipo de trabajo que necesitamos para cada proyecto.

17. ¿Lo que estoy haciendo trasciende?¿Podrá impactar a nuevas generaciones?

Totalmente. Hoy en día impactamos con la mismas tecnologías y el modelo de educación inmersiva con integraciones hápticas todas las generaciones, el nivel de satisfacción es muy alto, el joven porque dice que es “buena tecnología”, el adulto porque dice “no sabía que esto existía”, y ambos porque pueden estar a gusto con la forma de la capacitación experiencial.

18. ¿Cómo me veo en 10 años y cómo veo a futuro mi emprendimiento, mi empresa?

La veo exageradamente bien, mínimo en todos los países de América y varios países de Europa, con muchísimos proyectos enfocados a tecnologías disruptivas, ahí tenemos muchísimo que explorar y poner al servicio e empresarios y la comunidad en general

19. ¿Qué papel han jugado mi familia y mis amigos?

El más importante, mi esposa, hijos, madre y hermanos son un verdadero trampolín.

20. Yo lo logré. ¿Ayudaría a otros emprendedores a que lo logren?

No lo he logrado, he avanzado muchísimo, he recorrido un camino largo y de muy buenos resultados, seguiré mejorando cada vez lo que he hecho, explorando nuevos proyectos por la vía de las tecnologías disruptivas y claro que estaría feliz de poder ayudar a emprendedores, además de ellos aprendemos mucho. Ya lo hemos hecho y han salido adelante.

21. ¿Qué papel jugó mi equipo?¿Quién es?

Sin un buen equipo no ganas el partido, ser técnico tiene ventajas y desventajas, las primeras, si tienes un buen equipo ganas muchos partidos y son ellos los campeones, el técnico no es nombrado ni reconocido, cuando se pierde un partido el malo es el técnico, los jugadores no tienen la culpa. En mi equipo todos son igual de importantes, los negocios son cadenas que se mueven con piñones, con que se rompa un eslabón se daña todo el proceso.

22. ¿Cuál es mi sello personal?¿Qué me diferencia del resto?

Estar siempre exageradamente bien. La actitud más que la aptitud.

23. ¿Qué he aprendido de todo esto?

Que en la vida hay que tener claro en cualquier ámbito cuál es tu propósito superior, por ejemplo en lo laboral salvar vidas, en lo familiar cuidar, proteger y educar a mis hijos y en lo personal vivir feliz y en paz con Dios.

Si conoce historias de emprendedores y sus emprendimientos, escríbanos al correo de Edwin Bohórquez Aya (ebohorquez@elespectador.com) o al de Tatiana Gómez Fuentes (tgomez@elespectador.com). 👨🏻‍💻 🤓📚

Temas recomendados:

 

Sin comentarios aún. Suscribete e inicia la conversación
Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.
Aceptar