Publicidad
20 Oct 2021 - 4:00 p. m.

Creó un juego digital de toma de decisiones financieras

Victor Morales creó Alfi, una plataforma que conecta a las personas con productos financieros de acuerdo a su perfil. Hoy en día tienen presencia en Chile, Perú, Colombia y México con operaciones y en Bolivia con intervenciones. Su negocio busca impactar a usuarios por medio de la educación lúdica, permitiéndoles manejar de forma apropiada sus finanzas personales.
Victor Morales, CEO de la startup de educación financiera Alfi.
Victor Morales, CEO de la startup de educación financiera Alfi.
Foto: Cortesía

“Inicié buscando una forma lúdica de enseñar finanzas, luego creé un juego de mesa hasta convertirlo en la primera versión de una plataforma”, así lo cuenta Victor Morales, el CEO de la plataforma digital peruana Alfi. En 23 preguntas para emprendedores y sus emprendimientos, Morales relata qué fue lo que hizo, cómo ha logrado ejecutarlo y cuál ha sido el impacto de su idea de negocio en el mercado internacional.

1. ¿Cuántos años tengo? ¿Qué estudié?

Tengo 30 años, estudié Administración de Empresas y me especialicé en Inversiones Bursátiles.

2. ¿Cuál fue mi idea y cuándo nació? ¿Qué fue lo que creé?

Romper las barreras que impiden a las personas ingresar al mercado financiero y lograr su bienestar a través de los instrumentos del mismo. Una plataforma de educación e inclusión financiera gamificada, conectando personas con productos financieros de acuerdo a su perfil y entendimiento de estos.

3. ¿Cómo logré hacerla realidad y llevarla a los hechos?

Inicié buscando una forma lúdica de enseñar finanzas, creé un juego de mesa hasta convertirlo en la primera versión de una plataforma.

Si está buscando más historias de emprendimientos, sus creadores y creadoras están aquí, en Emprendimiento y liderazgo de El Espectador.

4. ¿De dónde saqué la plata para ponerla a andar y cómo la pagué?

Fondos propios y grants de Startup-Chile.

5. ¿Qué estoy logrando con mi emprendimiento? ¿Qué estoy cambiando con mi idea?

Democratizar el acceso a contenidos y productos financieros, empoderando al usuario final frente al sistema financiero actual y buscando crear un nuevo mercado financiero sostenible.

6. ¿Soy feliz?

¡Si!

7. ¿Vendería mi emprendimiento, mi empresa?

Si digo “no”, quedaría muy mal frente a futuros inversionistas pero quedaría muy bien en el tema de romantizar el emprendimiento. Si digo “sí” quedaría muy bien con inversionistas pero mal con el perfil idealista del emprendedor. Así que diré, tal vez.

8. ¿Qué tan duro fue para mí emprender?

Vengo de un mundo corporativo donde se manejan diferentes tipos de términos y los procesos son más lentos, me costó adaptarme a las terminologías anglo y a procesos propios de las startups.

Puede interesarle este emprendimiento: Productos orgánicos y naturales que resaltan los cultivos del campo colombiano

9. ¿Cumplí mi sueño? ¿Qué me hace falta?

En camino, esperamos cumplir algunas métricas de impacto hacia generaciones futuras.

10. ¿Y ahora qué? ¿Qué sigue?

Avanzar e incluir nuevas personas de LATAM y el mundo.

11. ¿Mi emprendimiento es escalable?

Si, desde el inicio buscamos un modelo de negocio escalable. Hoy estamos en Chile, Perú, Colombia y México con operaciones y Bolivia con intervenciones.

12. Para crecer, ¿recibiría inversión de un desconocido? ¿Le cedería parte de mi empresa?

Idealmente no, pero apuntamos a hacer un IPO por lo que el modelo se acomoda para que cualquier persona pueda invertir de forma masiva.

13. ¿Qué no volvería a hacer?

Creo que de todo se ha aprendido y ha ayudado a crecer como emprendimiento, equipo y persona. Por lo que no cambiaría nada, acierto y errores.

14. ¿Quién me inspiró? ¿A quién me gustaría seguir?

Mi familia, padres y abuelos. Saliendo del esquema de cercano, Michael Bloomberg o hasta mi socio Carlos Vargas, creo que son ejemplo a seguir.

15. ¿Fracasé en algún momento? ¿Pensé en tirar la toalla?

Si, al parecer es una constante en el mundo del emprendimiento estar al límite siempre. Alto riesgo es la premisa, lo importante es la resiliencia.

16. ¿Hago parte de algún tipo de comunidad que me ayuda en este camino de emprender?

Creamos una comunidad propia y fomentamos la aparición de comunidades en los países en los que estamos.

17. ¿Lo que estoy haciendo trasciende? ¿Podrá impactar a nuevas generaciones?

Si, buscamos impactar en las personas a través del conocimiento de productos financieros.

No deje de leer: Crearon un comercio digital de ventas a crédito

18. ¿Cómo me veo en 10 años y cómo veo a futuro mi emprendimiento, mi empresa?

Haciendo un IPO en Wall Street, es el camino que hemos trazado.

19. ¿Qué papel han jugado mi familia y mis amigos?

Fundamental para aguantar los vaivenes del emprendimiento.

20. Yo lo logré. ¿Ayudaría a otros emprendedores a que lo logren?

Si, siempre busco y buscamos apalancar a nuevos emprendedores para hacer crecer el mercado.

21. ¿Qué papel jugó mi equipo? ¿Quién es?

Fundamental para crecer y avanzar.

22. ¿Cuál es mi sello personal? ¿Qué me diferencia del resto?

Buscamos crear un nuevo mercado financiero, con enfoque a las personas, un mercado financiero sostenible.

23. ¿Qué he aprendido de todo esto?

La confianza y resiliencia son la base de todo éxito, el camino del emprendedor se basa en pequeños micro éxitos día a día, hasta lograr algo sumamente trascendental.

Si conoce historias de emprendedores y sus emprendimientos, escríbanos al correo de Edwin Bohórquez Aya (ebohorquez@elespectador.com) o al de Tatiana Gómez Fuentes (tgomez@elespectador.com).

Síguenos en Google Noticias