12 Oct 2021 - 5:00 p. m.

Paleta Drácula: la historia del icónico helado de Halloween

Con la llegada del día de las brujas, también vuelve uno de los productos que ha hecho historia en el sector de los helados. Así fue como la paleta Drácula se posicionó en esta época por más de 30 años.

Hay sabores que permanecen tan inalterados en el tiempo que siempre consiguen transportarnos a épocas mejores, quizá años o décadas atrás. En Colombia, varios dulces y postres tienen esa magia, pero hay un producto que logra transformar a más de un adulto en niño cuando se acerca el día de las brujas. Esa es Drácula, la paleta de temporada que marca el inicio del Halloween en el país.

Aunque este helado ha estado dirigido principalmente a un público infantil, lleva 32 años en el mercado nacional, por lo que muchos adultos y jóvenes, encuentran en él una excusa para volver a los sabores de la infancia. ¿Cómo llegó a ser tan icónica una paleta que no se vende durante todo el año?

Le puede interesar: Consumo de los hogares crece 9,9 % en septiembre de 2021

La historia de este producto se remonta a los años ochenta, cuando la marca Crem Helado realizó un estudio de mercado en el que concluyó que el conde Drácula era el personaje con el que más se identificaban los colombianos en Halloween.

El conde de Transilvania, protagonista de la novela epistolar “Drácula” (1897), de Bram Stoker, es el arquetipo de los vampiros en la cultura popular: no soporta la luz del sol, se alimenta de sangre humana y su figura no tiene reflejo en los espejos. Y así como ha inspirado un sinnúmero de obras y productos culturales que lo han consolidado como ícono del terror, Drácula inspiró también la imagen y el sabor de la paleta colombiana, que vio la luz en 1989.

El helado original tenía crema de vainilla con salsa de fresa e incluía hologramas o juguetes de plástico. Su empaque llevaba el rostro de un conde Drácula de tez verde y cejas prominentes. Esta figura también fue recurrente en comerciales de televisión: el conde de Crem Helado era un vampiro asustadizo que dormía en ataúdes y siempre era sorprendido por los niños a su alrededor.

Con los años, la receta cambió. Pasó de tener crema de vainilla a fresa, con una salsa del mismo sabor y cobertura de chocolate, mezcla que se convirtió en su distintivo hasta el día de hoy.

En palabras de Mario Alberto Niño, presidente del negocio de helados de Meals de Colombia, “la inspiración en el personaje se reflejaba en el empaque, en la sorpresa y también en la paleta, pues la salsa representa la sangre que el conde necesita para sobrevivir”, le dijo a El Espectador en 2019.

Para volver a leer: Drácula, la paleta que cumple 30 años endulzando el Halloween en Colombia

En sintonía con la época del día de las brujas, los helados pronto circularon con accesorios como colmillos, uñas, ojos y antifaces, pensados para complementar los disfraces de los niños. Tiempo después, la paleta incluyó juguetes pegajosos, ataúdes, figuras y tarjetas coleccionables de monstruos.

30 años endulzando el Halloween

En 2019, con motivo de los 30 años de la paleta Drácula, Crem Helado sacó una edición especial con la imagen “retro” que tenía originalmente y que incluye al conde de tez verde que se exhibía en las primeras paletas.

“Colombia entera ha crecido con Drácula. Hemos visto que es una marca reconocida y querida en todas las regiones del país. Esto lo vemos no solo en las unidades vendidas año tras año, sino también en cómo se fortalece la comunidad en las diferentes ciudades”, aseguró Luisa Fernanda Carrizosa, gerente de mercadeo de Meals de Colombia.

Según la marca, la versión de 2019 estableció un nuevo récord de ventas, con un crecimiento de 40 % sobre el récord anterior.

Al año siguiente, con la pandemia, la marca aprovechó para fortalecer sus canales de comercio electrónico, ventas por catálogo, domicilios y programas para vender helado en los barrios del país.

“La pregunta que nos hicimos fue cómo hacer de Halloween una época memorable en medio de las medidas de prevención que se debían mantener. Entonces, la decisión fue reinventar Halloween, ampliando nuestra colección”, señaló Carrizosa. “Las restricciones y medidas de cuidado que adoptamos no fueron un impedimento, más bien fueron oportunidades”, agregó.

En 2021, la paleta abrió la temporada de Halloween con la misma receta de siempre y en forma de capa, para diferenciarse de otros helados. En esta edición llega con 20 “refugios tenebrosos”, que son los típicos monstruos de plástico de Drácula y sus respectivos escondites, como castillos, armarios y neveras, todo asociado a la idea de refugiarse en la pandemia.

La marca espera que este año sus ventas crezcan 20 % frente a la temporada del año anterior.

“Nuestro objetivo es continuar fortaleciendo el vínculo de cercanía con las generaciones que crecieron con la paleta Drácula de Crem Helado y que cada año esperan su llegada con alegría y nostalgia. Paralelamente, queremos seguir conquistando nuevas generaciones, buscando siempre nuestro propósito de llevar sonrisas a todo el país”, concluyó Carrizosa.

Comparte: