10 Jul 2017 - 2:00 a. m.

El hombre de los robots

Camilo Barrera es ingeniero y especialista en automatización industrial. Ha trabajado con robots durante 15 años y explica sus posibilidades para las empresas colombianas.

Redacción un chat con...

Camilo Barrera es el creador de Robotika, una empresa que busca acercar la tecnología a la industria colombiana. / Gustavo Torrijos - El Espectador
Camilo Barrera es el creador de Robotika, una empresa que busca acercar la tecnología a la industria colombiana. / Gustavo Torrijos - El Espectador

¿Qué es la robótica?

Es un campo de la ingeniería, específicamente de la automatización, que crea máquinas capaces de realizar tareas repetitivas y pesadas para el hombre. Un robot industrial puede hacer lo que hace una mano humana con mayor precisión y velocidad.

¿Y la automatización?

Es un campo de la ingeniería que se basa en los sistemas, la mecánica y la electrónica para crear robots y otras máquinas automáticas que le ayudan al ser humano a ser más productivo en sus tareas diarias.

Usted es un emprendedor. ¿Cómo creó su empresa de robots?

Todo comenzó hace ocho años. Mi papá es administrador de empresas y yo había instalado robots fuera del país. Vimos que Colombia no conocía mucho del tema y decidimos hacer un proyecto familiar de ingeniería, enfocado en robots, que adaptamos a nuestra industria porque acá tenemos necesidades muy específicas.

Antes no había tanta mano de obra a cargo de máquinas. ¿Por qué es algo más común?

En los países en vías de desarrollo hay un paradigma que dice que la automatización reemplaza personas de sus puestos de trabajo. Si eso fuera cierto, países como Alemania, Estados Unidos, Corea y Japón tendrían las tasas de desempleo más altas. Por el contrario, están a la vanguardia en tecnología, los trabajadores sufren menos accidentes y son más productivos.

¿Cómo influyen la automatización y la robótica en el trabajo humano?

Ayudan, permiten que los procesos humanos sean más productivos. Levantar bultos de comida, canastas de jabón o hacer procesos de soldadura son actividades peligrosas para las personas y los robots pueden hacer ese trabajo por nosotros.

Si un robot hace procesos humanos, ¿retira personas de sus puestos de trabajo?

Con un robot, la empresa puede producir, crecer y dar más. Por ejemplo, una industria de bocadillos hace miles de bocadillos, pero si produce más gracias a los robots, puede pensar en competir a nivel mundial y exportar. Así crecerá y tendrá más colaboradores. Además, si no producimos nosotros las cosas, llegarán industrias de otros países a venderlas en nuestro lugar y eso sí va en detrimento de nuestra empleabilidad.

Pero ¿es costoso un robot para la pequeña o mediana empresa, que son las más comunes en el país?

Un robot no tiene el costo de una nave espacial o un avión. Es una máquina que cualquier industria puede tener y ahora es más asequible, sobre todo porque se pueden conseguir máquinas remanufacturadas.

¿Es posible un robot 100 % colombiano?

Somos capaces de crear máquinas, pero falta una cultura de colaboración para hacerlo. Hay brechas entre la academia y las empresas porque, si cada universidad u organización quiere crear su propia máquina, no lo vamos a lograr. Es más fácil que exista una unión entre el conocimiento técnico, la academia y las posibilidades económicas de las empresas para hacer realidad un robot totalmente colombiano.

Síguenos en Google Noticias

Temas relacionados

Empresas colombianasRobots