Publicidad

Una historia sin tapujos

Curadores alemanes reunieron en un solo recinto lo mejor del desnudo desde la antigüedad hasta hoy. Más de 300 cuadros componen la exposición ‘Diana y Acteón: La mirada prohibida de la desnudez’.

Cromos
07 de noviembre de 2008 - 06:29 p. m.

El desnudo como objeto de arte es el tema de la exposición ‘Diana y Acteón: la mirada prohibida de la desnudez’, que se inauguró por estos días en el museo Kunst Palast de Düsseldorf, y en la que se exhiben más de 300 obras de artistas desde la antigüedad hasta hoy.

En una muestra que comprende pinturas, esculturas, grabados, fotografías, dibujos y videos, el espectador puede hacer un completo recorrido a través de las manifestaciones artísticas más significativas en torno al desnudo, desde la antigüedad y pasando por lo mejor del renacimiento, el manierismo, el barroco, el clasicismo, el arte del siglo XX y finalmente el arte contemporáneo.

Por medio de este importante evento, el museo tiene como propósito reflexionar sobre la conducta del voyerismo y las diferentes expresiones del desnudo femenino en un proceso que muestra desde posiciones recatadas hasta otras llenas de sensualidad y libertad. Más de 200 artistas entre los que se encuentran Jan Brueghel, Peter Paul Rubens, Rembrandt, Paolo Veronese, Auguste Rodin, Paul Cezanne, Gustav Klimt y Pablo Picasso ilustran las diferentes épocas de creación erótica para terminar con las miradas contemporáneas de Marlene Dumas, Nobuyosi Araki, Balthasar Burkhard, Andy Warhol y Cindy Sherman, entre otros.

Las obras seleccionadas fueron prestadas por el Thyssen-Bornemiza de Madrid, el Musée d’Orsay de París, la galería Borghese de Roma y el Museo Nacional de Dinamarca, así como de importantes colecciones privadas.

Una visita que entrelaza aspectos sicológicos del desnudo con la sexualidad, la belleza, la verdad, el éxtasis y la muerte. “Esta exposición trata sobre los tabúes y su ruptura, la culpa y la retribución y del conocimiento que no puede tenerse en la inocencia”, explica Beat Wismer, curador de la muestra. Es, ni más ni menos, el cuerpo humano visto como objeto supremo de expresión artística.

Por Cromos

Temas recomendados:

 

Sin comentarios aún. Suscribete e inicia la conversación
Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.
Aceptar