Publicidad
30 Oct 2020 - 5:35 p. m.

Caso Reficar: Procuraduría llamó a juicio disciplinario a Nicolás Isaksson

El Ministerio Público también señaló que no había mérito para seguir investigando a otros ocho directivos y cerró el expediente definitivamente. La indagación se realizaba por los supuestos sobrecostos que existieron en la construcción en la refinería de Cartagena.
Nicolas Isaksson, xjefe del grupo jurídico de Reficar. Archivo El Espectador.
Nicolas Isaksson, xjefe del grupo jurídico de Reficar. Archivo El Espectador.

La Procuraduría General archivó definitivamente la investigación disciplinaria que adelantaba contra Carlos Gustavo Arrieta por el caso Reficar. El exprocurador fue miembro de la junta directiva de la refinería entre 2014 y 2015. El Ministerio público abrió la pesquisa en junio de 2017 contra él y otros ocho directivos por el aumento en el presupuesto del proyecto de US$ 3.777 a US$ 8.016 millones.

Vea: Nicolás Isaksson, investigado por caso Reficar, pidió perdón a Ecopetrol

Las presuntas irregularidades concretamente se dieron, según la Procuraduría, en el aumento del presupuesto para la ampliación de la Refinería de Cartagena y la extensión en el cronograma para la ejecución del millonario proyecto. El Ministerio Público busca establecer las las circunstancias que llevaron al aumento en el presupuesto de la obra y la relación que tuvieron los miembros de la Junta Directiva y el personal administrativo en los controles de cambios hechos al proyecto.

Le podría interesar: Nicolás Isaksson Palacios, la pieza clave para la investigación contra directivos de Reficar

Por estos hechos la Procuraduría abrió la investigación hace tres años contra Gloria Inés Cortés, Uriel Salazar, Astrid Martínez, Natalia Gutiérrez, Hernando Zerda y Carlos Erazo, como miembros de la Junta Directiva y Nicolás Isaksson y José Alfonso Marrugo Roa, líder del Grupo Legal y vicepresidente administrativo de Reficar, respectivamente. La reciente decisión de la Procuraduría a favor de Arrieta también benefició a las otros directivos. Excepto Isaksson.

Sobre el conocido garganta profunda del caso Reficar en la Fiscalía y de origen danés, la Procuraduría determinó llamarlo a juicio disciplinario porque "se convirtió en el hombre de confianza del presidente Reyes Reinoso, para gestionar, elaborar y adelantar todos los trámites necesarios para culminar con la suscripción del acuerdo, incluso fue un elemento clave en la presentación del acuerdo a la Junta Directiva”,

El Ministerio Público agregó que Isaksson nunca “advirtió a sus superiores jerárquicos de las consecuencias que se podrían generar al suscribir el PIP (...) que sin duda despertaba preocupación sobre la forma en la que Reficar iba a poder recuperar dineros pagados sin el lleno de requisitos por parte de CB&I (empresa encargada de adelantar las obras)”.

Isaksson, dice la Procuraduría, jugó un rol principal, teniendo en cuenta que su jefe inmediato, el vicepresidente jurídico, ya había anunciado su inconformidad con el mismo y los riesgos legales y patrimoniales a los que se exponía la compañía. “Isaksson se convirtió en el hombre de confianza del presidente Reyes Reinoso, para gestionar, elaborar y adelantar todos los trámites necesarios para culminar con la suscripción del acuerdo, incluso fue un elemento clave en la presentación del acuerdo a la Junta Directiva”, asegura el Ministerio Público.

Y añadió que “Así mismo, esta Procuraduría . no encuentra razón al argumento expuesto por el investigado en su versión libre dentro de este expediente, relativo a la jerarquía y rol de su cargo, teniendo en cuenta, que en la misma adujo que la responsabilidad debía recaer solo sobre aquellos que pudieran comprometer a la entidad, mientras que su cargo no contemplaba dicha función y él solo asesoraba a sus jefes en los procesos que le asignaban”.

Síguenos en Google Noticias

 

Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.