Publicidad
En Vivo24 Jun 2022 - 12:54 a. m.

Reviva el perdón de los exFarc por secuestros cometidos por control territorial

En el tercer día de audiencias de reconocimiento ante la JEP, los siete miembros vivos del antiguo secretariado de la guerrilla reconocen los secuestros cometidos con fines de control territorial. Es decir, los plagios de personas que buscaban atemorizar y aleccionar a las poblaciones que controlaba el grupo armado.

Redacción Judicial

23 Jun 2022 - 3:16 p. m.
24 Jun 2022 - 12:54 a. m.
Cinco de los siete miembros del antiguo secretariado de las Farc. De izquierda a derecha: Julián Gallo, Pastor Alape, Rodrigo Londoño, Rodrigo Granda, Milton Toncel.
Cinco de los siete miembros del antiguo secretariado de las Farc. De izquierda a derecha: Julián Gallo, Pastor Alape, Rodrigo Londoño, Rodrigo Granda, Milton Toncel.
Foto: Mauricio Alvarado Lozada

Tras reconocer y pedir perdón por los miles de secuestros que cometieron para presionar un canje por guerrilleros presos y para financiar su guerra, los exjefes de las Farc vuelven este jueves ante la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) a reconocer otro patrón de este crimen: los secuestros cometidos con la finalidad de controlar las poblaciones donde ejercían su poderío. Según ha determinado la Sala de Reconocimiento de Verdad, en las zonas del país que fueron retaguardia de la guerrilla, miles de personas fueron privadas de su libertad para atemorizar y aleccionar a civiles.

(En contexto: Extorsiones y pescas milagrosas: reviva el segundo día de perdón de Farc en la JEP)

Actualización clave23 Jun 2022 - 7:52 p. m.

El secuestro es “una carga deshonrosa para las Farc”: “Timochenko”

Al finalizar la audiencia, Timochenko aseguró que esto era un hecho histórico. “Es una siembra de esperanza cuyos frutos serán para las víctimas del secuestro y para nuestros jóvenes. Queremos una paz llena de justicia y derechos para las víctimas. Queremos una Colombia en la que podamos abrazarnos todos en un abrazo de reconciliación”.

El excomandante de las extintas Farc pidió perdón y aseguró que el secuestro no lo enorgullece. “Consciente de los daños que cometimos, queremos afirmar que el secuestro jamás ha sido algo que nos enorgullece. Es una carga deshonrosa sobre nuestros hombros. Queremos que, tras los esfuerzos que estamos realizando, se nos cubra con el manto del perdón”.

Al final agradeció a los otros comandantes que se encuentran en la mesa: “gracias a mis camaradas que aún siguen en esta mesa. Que no se han parado y que no nos vamos a parar”. También agradeció a las diferentes organizaciones que han apoyado este proceso, a los medios de comunicación, a los miembros de la sociedad civil, la academia, a los diferentes garantes del proceso y a las víctimas.

Actualización clave23 Jun 2022 - 7:29 p. m.

Pastor Alape se compromete a fortalecer el proceso de paz

Pastor Alape le respondió al exalcalde de Cimitarra (Santander), Domingo Navarro, sobre su secuestro y las razones detrás de este. “Yo fui quien dio la orden de su secuestro. No iba a dar la orden de matarlo. En ningún momento lo catalogamos de paramilitar. Usted fue secuestrado por facilidad, por la ubicación donde hizo campaña”.

El excomandante además le agradeció al exalcalde de Cimitarra por su perdón y se comprometió a fortalecer la legitimidad de este proceso de justicia transicional. “Quedo muy agradecido por el perdón que usted nos concede. Tenemos que mostrarle a usted que efectivamente este Acuerdo debe vindicar a las poblaciones afectadas por el conflicto que quedaron fuera de este acuerdo. Le agradezco su sinceridad”.

23 Jun 2022 - 7:23 p. m.

Pablo Catatumbo asegura que secuestro de líder sindical no tenía fundamento

En respuesta a Éibar Meléndez, Pablo Catatumbo aceptó su responsabilidad como miembro del secretariado y personalmente como comandante de la extinta guerrilla por su secuestro. “Actuamos con soberbia al querer repartir justicia en los territorios. Nosotros cometimos un crimen. Desde la política de control territorial es responsabilidad del secretariado, este secuestro se orquestó desde el estado mayor del bloque 59 en desarrollo del control territorial. Reconozco que hubo graves afectaciones a su salud física por el secuestro que tuvo consecuencias para usted y su familia. Es más duro el daño que se le hizo a su dignidad”.

El excomandante de las extintas Farc también le afirmó al líder sindical que no tenía clara la labor de los civiles a los que este se refirió. “No sé quién pudo haber estado detrás de su secuestro, pero nuestro compromiso es ayudar a desentrañar la verdad. Hasta donde he averiguado con los que integraban ese frente, me han dicho que, de manera ligera y tal vez alardeando de la fuerza que disponíamos, lo acusamos de corrupto con las consecuencias graves que esto trajo. Hoy vengo a reconocer los daños que hemos causado y pedirle perdón. No teníamos conocimiento de que nuestras acusaciones fueran ciertas, por eso cuando llegó esta información al secretariado usted fue liberado. Aun así, no hay derecho a secuestrar a nadie ni siquiera un día”.

“Usted no es un corrupto y nunca tuvimos evidencias de que lo fuera. Queremos resarcir su nombre y por eso digo que nos equivocamos. Queremos recuperar su honra para que pueda dejarle el legado que usted quiere a sus hijos”, dijo Pablo Catatumbo sobre las razones de este secuestro. Al final, Meléndez les dijo a los comandantes que su familia y él los podían perdonar.

Actualización clave23 Jun 2022 - 7:06 p. m.

Exalcalde de Cimitarra exige resultados a la JEP

El exalcalde de Cimitarra (Santander) Domingo Navarro hizo un recuento de sus más de cuarenta días de secuestro. “No sé si agradecerle a Dios o a Pastor (Alape) porque no me mató. Nosotros no fuimos formados para la guerra. Yo vi cómo los entrenan, pero a nosotros no. No nos acostumbramos al ruido de la selva. Cuando uno está libre quiere que la Policía y el Ejército lo protejan, pero en la selva que ni se aparezcan porque uno termina muerto”.

El político, además aclaró el sentimiento suyo y de varias víctimas del secuestro. “Lo que más hace sufrir a un secuestrado es no saber qué va a pasar con uno, porque los guerrilleros no pueden hablar con uno. Lo más indigno es no saber cuando va a salir de ahí”. Además dijo sentir incertidumbre por el Acuerdo: “Yo soy escéptico del proceso de paz. Trato de entender a la JEP y trato de entenderlos a ellos. Soy franco y digo la verdad. Desde el caso de Santrich los miro con recelo. Yo quiero esperar los fallos para decirles que ustedes hicieron historia. Están andando un camino que nadie ha andado. Ustedes tienen que mirar cómo caminan”.

“Queremos más espacios a las víctimas. Como yo, muchos quisieran hablar y decirles a ellos lo que piensan. Sería bueno que a muchos los escucharan. No quisiera ser injusto con los que no han podido hablar”. Y le hizo un llamado al excomandante del Bloque Magdalena Medio a limpiar su nombre: “Cuando me soltaste —le dijo a Pastor Alape— todos pensaron que yo había hecho acuerdos con ustedes y por eso no votaron por mí. Quiero que aclare por qué me soltó”, afirmó el exalcalde secuestrado. Al final de su intervención, se refirió al proceso de paz y sus repercusiones. “Yo tengo una segunda vida. Es que yo soy de los pocos en Colombia que la guerrilla soltó (...) antes de venir aquí yo no los quería, pero ahora los quiero un poquito”.

23 Jun 2022 - 6:45 p. m.

Sindicalista secuestrado exigió que se limpie su nombre

Éibar Meléndez, secuestrado mientras era el presidente del Sindicato del Magisterio de Nariño (Simana), le exigió a los exjefes de las Farc que esclarezcan las circunstancias de su secuestro. “Su reconocimiento no me devuelve mi buen nombre ni mi dignidad, no logra decirle a los demás que ustedes se equivocaron. Por eso solicito a la JEP y a ustedes que clarifiquen estas cosas. Quiero morir en paz y quiero dejar en mis hijos el legado de honradez y honestidad que me dejaron mis abuelos”.

El expresidente de Simana increpó a los comandantes para que le entregaran las razones de su secuestro “¿El secretariado dio orden para mi secuestro? Si no fueron ustedes, ¿Quiénes fueron? ¿Qué civiles estuvieron inmiscuidos en este secuestro?. Cuando pregunto por los civiles comprometidos en mi secuestro, hubo un grupo de personas en contraposición de una determinación que como presidente tome frente una propuesta del Ministerio de Educación”.

Al final pidió a la JEP que llamara a los civiles que, según él, planearon su secuestro. “Solicito que se llame a los señores que movilizaron el movimiento en contra de los directores del sindicato en ese momento. (..) De ustedes queremos que reconozcan su culpa, que nos reconozcan como víctima. Mi nombre fue vilipendiado”, afirmó el líder sindical.

La magistrada Marcela Giraldo le explicó que la JEP no puede llamar a terceros que no se hayan sometido a esa jurisdicción. Sin embargo, le aseguró que iniciarán las labores de búsqueda de información entre los excombatientes que sí tuvieron que ver con su secuestro.

Actualización clave23 Jun 2022 - 6:22 p. m.

Pastor Alape pidió perdón por toma de Jardín (Antioquia)

En respuesta a los hechos relacionados con la toma de Jardín y el secuestro de Héctor Muriel, habitante de ese municipio, el exjefe guerrillero Pastor Alape reconoció sus reclamos: “Usted estaba trabajando, fue nuestra gente la que actuó de esta manera tan cobarde de atacar a una comunidad que no se encontraba haciendo nada malo. Le pedimos perdón por todo el sufrimiento de su esposa durante el proceso de gestación mientras sucedían estos hechos. Le generamos dos episodios de dolor y de violencia directa donde usted debe ser testigo del asesinato de Guillermo Mesa el día de la toma de Jardín. Todo ese tormento del secuestro es lo que reconocemos hoy. Fueron graves crímenes de guerra”.

Para cerrar su respuesta, Pastor Alape asumió la responsabilidad de la toma de Jardín, y reconoció el dolor del reclamante. “Los asesinatos de sus amigos fueron nuestra responsabilidad por hechos realizados por el antiguo Bloque Noroccidental. Vamos a asumir la responsabilidad de los hechos que sucedieron en jardín. Quiero repetirle que los criminales fuimos nosotros, no usted. Cuando uno pierde un amigo siente el dolor. Usted no lo mató, fuimos nosotros”, afirmó el excomandante Pastor Alape.

23 Jun 2022 - 6:05 p. m.

Rodrigo Granda pide perdón por secuestros en retenes ilegales

El compareciente Rodrigo Granda le respondió a Augusto Hinojosa, víctima del Cesar, sobre su secuestro y el de sus familiares. Durante su respuesta, aceptó su responsabilidad: “El secuestro, la tortura, el desplazamiento, la toma de su pueblo, de su comunidad, la muerte de su padre a causa de estos sufrimientos, el dolor de no ver regresar a sus familiares, Todo esto es mi responsabilidad y lo asumo también en el marco de este crimen”.

Al final de su intervención, pidió perdón a la familia Hinojosa: “Le pido perdón a su familia, a su padre, que aunque no esté aquí, ojalá me escuche y podamos seguir en esta posibilidad del perdón. Lamento decir que este caso ocurrió en el marco de otro hecho repudiable, el de la cacica Araujo. Todas las víctimas son igual de importantes. Hoy debemos decir que fuimos responsables del asesinato de su hermano y su primo” afirmó el excomandante guerrillero.

23 Jun 2022 - 5:53 p. m.

Milton Toncel reconoce su responsabilidad en secuestro de geólogo

Al momento de responderle a la familia del geólogo Gerardo Alberto Arandia, Milton Toncel se comprometió a tener la información recogida por la familia como punto de partida en la búsqueda del geólogo. “No desecharemos la información que ustedes han recopilado, sino que serán un punto de referencia para nuestra investigación. Reconocemos su búsqueda y su lucha. Estas expresiones de dolor y de tanto amor son las que nos impulsan a la búsqueda”, afirmó el excomandante.

El exmiembro del último secretariado de las Farc reconoció los daños que creó este secuestro en la familia Arandia. “No alcanzo a imaginar la angustia y malestar de no encontrar respuestas esclarecedoras y contundentes que permitan dar cierre a este sufrimiento. Espero poderles aliviar ese peso. Soy consiente que una desaparición forzada constituye una muerte gota a gota de los familiares del desaparecido, porque siempre están a la espera del reencuentro con ese ser cuya imagen sigue intacta para sus familiares”, les dijo a la hija y la esposa de Arandia, Daniela Arandia y Martha Ospina.

Al finalizar, el excomandante del Bloque Sur se comprometió a seguir aportando a la verdad en este caso de secuestro y desaparición. “Todo su esfuerzo me ha permitido cuestionarme para poder continuar con el proceso de búsqueda. No seré el único inmerso en la búsqueda, sino que otros estarán participando para encontrar la verdad. Espero contribuir a que esta herida no se abra más. Esta audiencia no puede ser la última, sino la primera para que nos permitan aportar elementos que nos permitan llenar el vacío que como jefe de bloque sur no he podido saciar. Reconozco mi responsabilidad como jefe del Bloque Sur”.

23 Jun 2022 - 5:25 p. m.

“¿Por qué no hicieron la paz antes?”: Augusto Hinojosa, secuestrado en un retén ilegal

Durante la intervención de Augusto Hinojosa, secuestrado por la exguerrilla de las Farc, le pidió a los exjefes de las Farc claridad sobre las circunstancias de su secuestro. “Quiero que admitan que fui secuestrado, y que mi primo y mi hermano también lo fueron. Quiero que lo digan porque mi papá nunca pudo saber lo que pasó con su hijo amado”, aseguró el joven, quien en Patillal (Cesar) ya había vivido también una toma guerrillera que hicieran las Farc.

Hinojosa manifestó que ya había perdonado a los excombatientes de la antigua guerrilla: “para poder vivir y sentir amor por alguien, para criar mis hijos, tuve que perdonar. O sientes odio o sientes amor, por lo tanto, yo los perdoné, esto no quiere decir que yo vaya a olvidar lo que hicieron. Mi arma fue un papel y un bolígrafo para estudiar en nombre de mi hermano”.

Al final de su intervención, Hinojosa le reclamó a los exjefes de las Farc por el destino de su hermano y su primo, secuestrados por ese mismo grupo armado. Hinojosa le recriminó a los comparecientes por su voluntad de paz y de entregar la verdad. “¿Por qué se demoraron tanto para firmar la paz? Se hubieran ahorrado ese caminar tan lento y pesado que llevan ahora”, manifestó la víctima.

23 Jun 2022 - 4:53 p. m.

Secuestrado de la toma de Jardín exige verdad

Héctor Darío Muriel, secuestrado por las extintas Farc durante la toma de Jardín en el 2001, se dirigió a los excombatientes para exigirles la verdad sobre la toma guerrillera en este municipio de Antioquia. El habitante de este pueblo pidió la verdad sobre las acciones y las órdenes de esta toma. “Quiero que me respondan por las cosas que no están claras. ¿Quién preparó la toma en el municipio de Jardín? ¿Quién dio la orden? ¿Por qué mataron a estos rehenes, a Javier Vélez, a Germán Jaramillo y a don Guillermo Mesa Rojas? Este último fue el que asesinaron en el Hotel Hacienda Balandú”.

Al final de su intervención, Muriel les pidió a los comparecientes que explicaran las incongruencias de las explicaciones de la extinta guerrilla sobre esta toma. “¿Por qué ustedes no hablan de lo sucedido allá en Jardín? ¿Cuáles eran los fines de esta toma armada? ¿Quiénes estaban al mando? Hay una gran duda de como operaba el Frente 47 en esos lados. Ustedes dicen que no eran, entonces, ¿Quiénes operaban en esa zona? Varios medios reportaron que habían sido este frente, ¿cuándo nos van a pedir perdón público a las víctimas de jardín?”.

23 Jun 2022 - 4:35 p. m.

“Encuentre a alguien que haya estado con mi papá, permitame sanar este vacio”. Daniela Arandia a Milton Toncel

La familia del geólogo Gerardo Alberto Arandia, secuestrado el 20 de julio de 2000 mientras realizaba exploraciones geológicas, le reclamó a los comparecientes y especialmente a Milton Toncel que las reparara con la verdad. Durante esta intervención, Martha Ospina, esposa de Arandia, le pidió a los exFarc “que se reconozcan los tratos indignos, la tortura, no solo la física si no la psicológica de ellos y la de nosotros en la distancia”. Además, les reclamó por la tortura psicologica que sufrieron su esposo y su familia por no recibir información del secuestro “¿Acaso nos habrá podido escuchar por las voces del secuestro? ¿Habrá tenido la certeza de que jamás dejamos de buscarlo? (...) recuerden los detalles que pueden ser insignificantes para ustedes, pero para nosotros puede ser el bálsamo que cure la herida”.

Posteriormente, Daniela Arandia se dirigió a los miembros del último secretariado para hablarles del perdón “El perdón no es darle la razón al otro, es liberarse de las ataduras de la amargura, es personal e independiente, no es justificar ni olvidar”. Al final de su intervención, Arandia le pidió al compareciente Milton Toncel que “Les pido como acto restaurativo, especialmente a usted Milton Toncel, que encuentre a alguien que haya estado con mi papá, que le permitan a mi niña interior sanar el vacío de no tener a su papá. ¿Han hecho ustedes para que los milicianos aporten y comprendan lo que significa este proceso?”.

Actualización clave23 Jun 2022 - 1:46 p. m.

Retomamos conversaciones con “Karina” para esclarecer esto: Pastor Alape

El exjefe guerrillero Pastor Alape le contó a la JEP y a las víctimas que están hablando con alias Karina, la temida excomandante de las Farc en Urabá que se sometió a Justicia y Paz, para esclarecer una desaparición: la del sargento del Ejército José Vicente Rojas, quien desapareció en 1992. Alape le contestaba a Esperanza Rojas, esposa del suboficial y líder de una organización de militares y policías víctimas.

“Fue capturado desarmado, no fue muerto en combate: fue un asesinato”, le reconoció Pastor Alape a Rojas. Según las indagaciones del exjefe guerrillero, Rojas fue secuestrado en un retén de los Frentes 5 y 34, lo requisaron y le encontraron un GPS y una cámara. “Él se identifica como sargento, él intenta escapar y el guardia lo asesina”, añadió Alape. Sin embargo, Alape decía que el retén ocurrió en 1997. Cinco años después de que Esperanza Rojas perdiera a su esposo.

Al ver que podría haber una confusión y podrían estar hablando de personas distintas, la magistrada Lemaitre interrumpió a Alape y le pidió hacer más averiguaciones. Esperanza Rojas intervino y dijo que Karina podría tener información. En ese momento, el exjefe guerrillero aseguró: “Yo sé que Karina dio unas declaraciones, pero dicen que Karina no debió tener muchas claridades porque no estaba en ese retén”. Sin embargo, aseguró que han retomado conversaciones con ella para esclarecer el hecho.

23 Jun 2022 - 1:25 p. m.

Persona que no era conocida en la zona, se desaparecía: Pablo Catatumbo

El exjefe guerrillero Pablo Catatumbo le contestó a Wladimiro Bayona, padre del estudiante de la Universidad Nacional, Alexander Bayona, secuestrado en el año 2000, en zona rural de Palmira (Valle). “Es uno de los casos más dramáticos, para mí particularmente ha sido de los más dolorosos, porque ocurrió en el área donde yo estaba”, le dijo Catatumbo a Bayona, quien minutos antes lo había interpelado con su clamor: “Yo sé que usted sabe dónde está enterrado mi hijo. No es más, sino que haga un esfuerzo”.

Según explicó Catatumbo, “aquella época, año del 2000, era terrible para el Valle del Cauca. Habían aparecido los grupos paramilitares y se habían producido varios asesinatos, masacres. Una de las zonas más afectadas por el paramilitarismo era Combia (vereda donde ocurrió el secuestro de Bayona) y eso generó esa paranoia, porque no encuentro otro motivo por el cual, con dos muchachos estudiantes, absolutamente inocentes, haya ocurrido lo que ocurrió”.

En el tercer día de audiencias de reconocimiento ante la JEP, el antiguo secretariado reconoce los secuestros cometidos con fines de control

Añadió que el joven Bayona llegó en compañía de su amigo, Alberto González a Combia, que, “era una zona de guerra en ese tiempo”. Entonces, según el relato de Catatumbo, “llegaron dos muchachos desconocidos. Era muy frecuente que pasara eso y, persona que no era conocida, se desaparecía, por los dos bandos. Esa era la tragedia que vivía mucha gente y le confieso de todo corazón que yo no fui informado de ese hecho. Si yo hubiera informado a tiempo, esto no hubiera ocurrido”.

Este caso, según el propio Catatumbo, es muestra de una lógica de la guerra: “No siempre los mandos éramos informados de todo lo que ocurría”. El exjefe guerrillero, además, le contestó que no sabe dónde está enterrado el joven Bayona y, en un tono de derrotado, pidió ayuda internacional para encontrarlo. Ese pedido le valió un regaño de la magistrada Catalina Díaz, quien le exigió que no hablara “con el lenguaje de la ayuda, sino con el lenguaje de la obligación”. Y le ordenó que busque al excombatiente que quede vivo que pueda dar respuesta a Bayona y le diga que “cumpla con su obligación de ir a la JEP, o a la Unidad de Búsqueda”.

Actualización clave23 Jun 2022 - 1:04 p. m.

Julián Gallo explica cómo ejercieron el control territorial

“En la guerra hay un principio fundamental de control territorial. Cualquier fuerza, grande o pequeña, tiene que tener el control del territorio. Eso se plasma en un control no solo geográfico, sino de todo lo que hay en ese teatro de operaciones”, inició explicando Julián Gallo, conocido en la guerra como Carlos Antonio Lozada. “En los planes militares nuestros siempre se partía de ese elemento. Nosotros teníamos frentes, que tenían asignadas un área y su primer mandato era garantizar el control de ese territorio”, continuó.

Fue en ese ejercicio de control territorial, que las Farc secuestraron a cinco personas en 2005, entre ellas los padres de Menfis Molano y Aura Saavedra. “Hemos indagado. Algunas de las respuestas que logramos obtener están en el escrito que ustedes conocen y hemos incluido en el plan de búsqueda de la UBPD ese caso porque hoy tenemos que reconocer que fueron unidades del Frente 40, comandados por Darío Huesitos quienes tomaron la decisión: primero, de retener a sus familiares. Ellos tomaron la decisión con base en información que tenían de presencia de personas extrañas”, reconoció Gallo.

“Vamos a agotar todo lo que sea posible para encontrar a sus padres (Jesús Antonio Molano y Osser Saavedra), a Edna (Martínez) y a Erika (Gómez)”, añadió el hoy congresista del Partido Comunes. El único sobreviviente de ese secuestro, Gustavo Trujillo, fue liberado en un carro bomba con rumbo a una base militar. “A qué mentes, si no es a mentes enfermas se les ocurre armar un carro bomba y montar a un ser humano con la idea de explotarlo cuando llegara una guarnición militar”, le dijo Julián Gallo al sobreviviente.

23 Jun 2022 - 11:56 a. m.

El clamor de militares y policías desaparecidos

A Esperanza Rojas le han dicho asesina y le han escupido por buscar a militares y policías desaparecidos, como directora de la Fundación Colombiana de Víctimas del Conflicto Armado de Secuestro Desaparición Forzada y otros hechos victimizantes (Funvides). En la audiencia, mientras hablaba, dos miembros de su oenegé sostenían un cartel en el que se leía: “403 mil militares y policías que no escucha la JEP”.

Mirando al antiguo secretariado de las Farc, los increpó por los múltiples uniformados desaparecidos que trataron con especial crueldad: “Ustedes los mataban, los torturaban, los desmembraban sin dolor”. Y añadió que su camino ha estado lleno de estigmatizaciones: “Me han dicho terrorista porque busco a seres humanos que se colocaron un camuflado, pero detrás de ese camuflado ellos tenían una familia”.

Su esposo, el suboficial del Ejército José Vicente Rojas, fue desaparecido por las Farc hace casi 30 años y ella persiste en su búsqueda. “Hemos sido discriminados por la Comisión de la Verdad, que no nos quiso escuchar; por la Unidad de Búsqueda, que no nos ha dado respuestas; por la Unidad de Víctimas que siempre ha discriminado a nuestra Fuerza Pública”, añadió Rojas.

Actualización clave23 Jun 2022 - 11:45 a. m.

Sus crímenes no son menores que el holocausto nazi: víctima al secretariado

“Tenía hasta hace unos días un discurso diferente, pero al ver sus caras en estos días…. En sus corazones y en sus mentes jamás ha estado la verdadera intención de reparar a las víctimas. Sus crímenes no son menores que los que sucedieron en el holocausto nazi”, les dijo Menfis Molano al antiguo secretariado de las Farc. Su padre, Jesús Antonio Molano, había sido secuestrado junto a Osser Saavedra, Erika María Gómez, Gustavo Trujillo y Edna Martínez, cuando iban en un carro de Bogotá a Villavicencio (Meta) en marzo de 2005.

Las Farc sospechaban que los cinco eran enviados por el Ejército. Los detuvieron y los interrogaron. El único sobreviviente de ese secuestro, Gustavo Trujillo, fue devuelto en un carrobomba a la libertad y hoy sigue enfrentando las secuelas de ese secuestro. “¿!ué tipos de verificaciones se hicieron?, ¿quiénes estuvieron implicados?, ¿hubo agentes involucrados?”, les cuestionó Aura Saavedra, hija de Osser, a los excomandantes guerrilleros. “Lograron parar miles de sueños, estudios. Agradezco que me hayan escuchado y espero que nos puedan contestar”, les dijo.

Las hijas de Osser Saavedra y Jesús Antonio Molano coincidieron en que la respuesta que ha dado el antiguo secretariado a este caso ha sido insuficiente. Una de las mujeres secuestradas estaba en embarazo, por ejemplo, y esto ha sido “invisibilizado” por la antigua guerrilla, según las víctimas. La magistrada Lemaitre les habló a ambas cuando terminaron su intervención: “donde sea que estén sus papás, creo que nos están observando y estarían muy orgullosos de ustedes”.

23 Jun 2022 - 11:24 a. m.

Usted sabe dónde está mi hijo: padre de secuestrado a Pablo Catatumbo

Vladimiro Bayona inició su intervención contando que busca a su hijo hace más de 11 741 minutos: el estudiante de ingeniería ambiental Alexander Bayona, quien fuera secuestrado por las Farc en el año 2000, en Palmira (Valle). “Mi presencia acá es con un solo fin: para poder sellar mi duelo. Tengo aquí a mi esposa sufriendo, a mis otros dos hijos les da temor salir a disfrutar lo bonito que es Colombia”, dijo el padre, mirando a los ojos al exjefe guerrillero Pablo Catatumbo, quien comandaba la Columna Móvil Alirio Torres de las Farc para el momento del hecho.

“Yo sé que usted sabe dónde está enterrado mi hijo. No es más, sino que haga un esfuerzo”, interpeló Bayona a Catatumbo. “No quiero enterarme de los momentos previos a ese vil asesinato, pero lo que sí necesito yo es que nos ayude a encontrarlos”, le dijo. “Sabemos bien que usted puede realizar indagaciones a través de excombatientes. Usted puede llegar a ellos y a una persona muy importante en esta investigación: la periodista Salud Hernández”, añadió el padre, citando una columna de la comunicadora.

“Déjeme ir de este mundo…”, dijo Vladimiro Bayona mientras se le quebraba la voz, “… sabiendo dónde enterré a mi hijo”. Y le advirtió a Catatumbo que no podrá perdonarlo hasta que no le ayude a encontrar a su hijo. El estudiante Bayona fue secuestrado con su amigo, su partner, como lo llamó el padre, quien continúa desaparecido. Ambos estaban en el corregimiento de Combia estudiando. “¡Qué servicio el que hubieran prestado a la Nación hoy!”, dijo Bayona mirando a Catatumbo.

Actualización clave23 Jun 2022 - 10:56 a. m.

“El Médico” de las Farc pide perdón por deterioro en la salud de los secuestrados

El último comandante del Bloque Occidental de las Farc, Jaime Parra, quien fue llamado en las Farc como El Médico o Mauricio Jaramillo pidió perdón por los daños en la salud de los miles de secuestrados por la guerrilla, que no recibieron atención. “Reconozco mi responsabilidad, por omisión, sobre el deterioro de salud física y mental de los secuestrados”, aseguró Parra.

Hoy el exjefe guerrillero dirige la comisión de búsqueda de desaparecidos de las extintas Farc y se ha enfrentado al desafío de encontrar a las personas que la exguerrilla había secuestrado. Sobre ese trabajo dijo: “Hoy condeno rotundamente el secuestro y la desaparición forzada. No existe justificación para haber cometido estos crímenes”. Enlistó, además, a varias víctimas de desaparición y les pidió perdón a sus familias.

Actualización clave23 Jun 2022 - 10:49 a. m.

Timochenko: “con el secuestro generamos dolor a la gente más humilde del campo”

Rodrigo Londoño, el último comandante de la exguerrilla de las Farc pidió perdón por los secuestros, torturas y otros crímenes a los que sometieron a personas humildes, del campo, para controlar sus zonas de influencia. Según explicó, “esa ceguera nos llevó a ver enemigos donde no los había”. Dijo que los hechos de violencia sexual o malos tratos a secuestrados no fueron una política de la organización, pero reconoció que tales hechos sí se presentaron. “No fue una política de la organización, pero sin duda fueron crímenes”.

“Hoy nos resultan inaceptables las prácticas que en la guerra consideramos justificables”, añadió Londoño sobre los trabajos forzados que les impusieron a los secuestrados o las largas caminatas a las que los sometieron hasta su lugar de cautiverio. “Nos duele el dolor que causamos, al imponer un manto de incertidumbre sobre la vida de los secuestrados”, dijo luego, sobre la práctica que se volvió usual, de no contarles a las familias qué pasó con sus familiares.

Finalmente, Londoño, conocido en la guerra como Timochenko, pidió perdón a las víctimas que estaban presentes en el auditorio.

Actualización clave23 Jun 2022 - 10:34 a. m.

Alape reconoce que sometieron a civiles a horrores sin justificación

El primer compareciente en tomar la palabra fue Pastor Alape, miembro del antiguo secretariado de las Farc-EP, dijo que “los horrores a los que sometimos a miles de ciudadanos colombianos humildes, por los que nos levantamos en armas”. Dijo que, cuando estaban en la guerra, justificaron los secuestros de personas que consideraban enemigas, que no habían respetado las normas de la comunidad o que no habían pagado alguna “multa”. “Eso hoy no es justificación”, reconoció el excomandante del Bloque Magdalena Medio de la exguerrilla.

El secuestro, “además de haberle quitado la libertad a la gente, estuvo acompañado de malos tratos”. Según explicó, “en ese relacionamiento con las comunidades, que eran el centro de nuestra lucha, cometimos estos crímenes. Y, con el paso del tiempo, buscando cómo posicionar a la organización en el territorio, a medida que nos consolidábamos, se nos disparó la arrogancia y violamos la narrativa y el compromiso participativo de las decisiones”.

Alape dio algunos ejemplos: cuando le prohibían a alguien salir de la vereda por un mes no consideraban que fuera un secuestro; o cuando obligaban a alguien a laborar en la construcción de una carretera por incumplir alguna norma impuesta por la guerrilla, no lo consideraban trabajos forzados. Hoy, añadió el exjefe guerrillero, saben que cometieron crímenes. “Duele profundamente que, como organización revolucionaria, hayamos ocasionado tanto dolor”, dijo Pastor Alape.

La exmagistrada Lemaitre interrumpió a Alape y lo interpeló: “ustedes le dieron las armas y el poder a todo tipo de comandantes. La privación de la libertad fue una partecita. Aquí viene gente humilde que, en muchas ocasiones, lo único que tenía era su cuerpo y su cuerpo quedó sometido a esos comandantes”. En lugar de contestarle a la togada, Alape pasó a hablar de la reparación de las víctimas y se quejó de cómo, de los bienes que entregaron las antiguas Farc, como parte del “patrimonio de guerra” que irá a reparar a las víctimas, el Gobierno únicamente ha monetizado $42.680 millones.

Actualización clave23 Jun 2022 - 10:14 a. m.

JEP explica cómo secuestraron las Farc para ejercer control

Cuando el conflicto arreció y comenzó la confrontación armada más dura entre la guerrilla, la Fuerza Pública y los paramilitares, las Farc comenzaron a secuestrar a personas que, según sus sospechas, podrían ser “enemigos”. “Toda la gente que ha venido a la JEP por este patrón es porque sufrió duramente”, explicó la magistrada Julieta Lemaitre, quien conduce el macrocaso 01, en el que se investiga la conducta del secuestro y los demás delitos cometidos en el camino de esa política.

“Es en este patrón donde tenemos el mayor número de desapariciones, de violencia sexual, de trabajos forzados”, comentó Lemaitre, sobre los secuestros con fines de control territorial, en contraste con las otras finalidades que ya reconoció el antiguo secretariado de las Farc en días pasados: con fines de financiamiento y con fines políticos.

(Así fue el primer día de audiencias: Preguntas y cadenas: reviva la audiencia de perdón de las Farc por secuestro)

Para conocer más sobre justicia, seguridad y derechos humanos, visite la sección Judicial de El Espectador.

Síguenos en Google Noticias