Publicidad
24 Aug 2022 - 9:19 p. m.

Falsos positivos en Sucre: Fiscalía pidió cárcel para policías investigados

La Fiscalía procesa a 10 uniformados que habrían participado en el asesinato de tres jóvenes el pasado 25 de julio en el municipio de Chochó. El ente investigador ya les imputó cargos y ahora solicitará ante una jueza que permanezcan detenidos mientras su proceso judicial avanza en los estrados.
Once policías son procesados por el asesinato de los jóvenes. Imagen de referencia.
Once policías son procesados por el asesinato de los jóvenes. Imagen de referencia.
Foto: Óscar Pérez

En estos momentos la Fiscalía destapa varias de sus cartas con el fin de demostrar que 10 miembros de la Policía participaron en los hechos que rodearon el asesinato de tres jóvenes el pasado 25 de julio en el municipio de Chochó, Sucre. Durante la audiencia de medida de aseguramiento, el fiscal del caso solicita que los uniformados sean detenidos preventivamente en una cárcel mientras el proceso avanza.

Lea: Falsos positivos en Sucre: Ninguno de los policías aceptó cargos

Los policías procesados son: María Camila Buriticá Valencia, Jesús María Bolaño Castor, Rafael Paz, Santiago Garavito, Álvaro Álvarez, Yamit Henao, Huber Mieles Arroyo, Bernardo Pontón Mercado, Diana Puerta Rodríguez, Leila Ávila. En la mañana de este miércoles 24 de agosto la Fiscalía les imputó los delitos de homicidio agravado, privación ilegal de la libertad, tortura, favorecimiento a terceros, falsedad en documento público y destrucción de material probatorio.

Le podría interesar: Falsos positivos en Sucre: jueza dice que las capturas de los 10 policías son legales

Según los testimonios de dos patrulleros que participaron en la detención de estos jóvenes, estos últimos habrían sido capturados bajo la excusa de que podrían ser los responsables de la muerte de un policía por parte del Clan del Golfo en el marco del plan pistola. Los patrulleros afirmaron que estos jóvenes se encontraban en completa indefensión cuando el coronel Benjamín Núñez les disparó dentro de una patrulla de la Policía. Tras esto, los uniformados habrían tomado una ruta más lenta hacia el hospital a donde llegaron, pero estos jóvenes ya se encontraban muertos.

Estos hechos fueron presentados por la Fiscalía en una línea del tiempo en la que, apoyada en videos, señalan que los asesinos del policía vestían prendas distintas a las que tenían los jóvenes presuntamente masacrados por la fuerza pública. “De acuerdo a registros fílmicos obtenidos por la Fiscalía se observa a las víctimas con prendas bastante diferentes a las de quienes cometieron el crimen contra el uniformado de la Policía”, afirmó el fiscal del caso.

Posterior a esto, el fiscal mostró el recorrido que la camioneta tomó. Se trata de un recorrido de 7.5 kilómetros en los que el ente investigador recopiló 17 videos de lo que sería el lapso en que los jóvenes fueron asesinados en total estado de indefensión, presuntamente, por el coronel Benjamín Núñez, quien salió del país con destino a México y está prófugo de la justicia.

Uno de los videos en los que la Fiscalía pide que la jueza centre su atención es el de una cámara de seguridad de un motel de la zona. En las imágenes se ve como una de las dos patrullas lleva a los jóvenes en su platón, según la Fiscalía, aún con vida. Otro de los videos, del mismo tramo que recorrieron las patrullas, ya se ve a los tres hombres, señaló el ente investigador, ya sin vida.

Durante la audiencia la Fiscalía mostró las actas de inspección a cadáver hechas por funcionarios del CTI de la Fiscalía como los informes médicos hechos por la clínica que atendió las víctimas, documentos que indican que fueron asesinados con arma de fuego y que su muerte fue instantánea. A su vez, los informes contienen imágenes de cómo las personas asesinadas fueron golpeadas, aparentemente, por los uniformados previamente a sus asesinatos.

“En los videos se observa que ninguno de los policías tuvo interés en ayudar al cuerpo médico de la clínica para bajar los cuerpos (...) Las heridas dan muestra de que los tres jóvenes sufrieron golpes mientras estaban en vida, dan cuenta que sufrieron tratos contrarios a la dignidad humana”, indicó el fiscal del caso, quien durante la audiencia reprochó las acciones de los policías capturados, quienes algunos cumplían labores de policías de infancia y adolescencia.

Parte de las pruebas que recogió la Fiscalía son testigos de la zona que indicaron que los jóvenes asesinados fueron capturados por los patrulleros de la Policía, los golpean y los suben a la camioneta con vida. Entre ellos, los uniformados Buritica, Garavito, Bolaños y Henao. Los testimonios describen cómo iban vestidas las tres víctimas, prendas que también luego aparecen en los informes de inspección a cadáver revelados por la Fiscalía.

Para conocer más sobre justicia, seguridad y derechos humanos, visite la sección Judicial de El Espectador.

Síguenos en Google Noticias

 

Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.