Publicidad
27 Jan 2021 - 7:17 p. m.

“Mi colaboración se remitía a recibir y llevar información”: Otto Bula en juicio contra Andrade

Este miércoles 27 de enero, en el juicio contra Andrade, la Fiscalía presentó a su testigo estrella: Otto Bula Bula. Desde La Picota, el exsenador ha entregado detalles de los negocios y acuerdos que se gestaron entre Andrade y los directivos de Odebrecht.
Luis Fernando Andrade y Otto Bula
Luis Fernando Andrade y Otto Bula
Foto: Archivo El Espectador

Otto Bula, testigo estrella de la Fiscalía en el caso que avanza contra de Luis Fernando Andrade, expresidente de la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI), se presentó este miércoles 27 de enero a declarar. Desde las 8:00 de la mañana, el fiscal que lleva el caso ha liderado un extenso interrogatorio en el que Bula ha entregado detalles sobre la relación y los acuerdos que se dieron entre los directivos de la multinacional Odebrecht y el director de la ANI. Andrade, enfrenta un juicio penal por los delitos de interés indebido y contrato sin cumplimiento de requisitos legales, pues, según la Fiscalía, bajo su dirigencia en la ANI permitió que Odebrecht se quedara irregularmente con la adición Ocaña-Gamarra de la Ruta del Sol II. Andrade, por su parte, se ha declarado inocente en todas las fases procesales y, además, el mismo ente investigador le cerró un expediente por Ruta del Sol III. (Lea también: Juicio contra Luis Fernando Andrade por caso Odebrecht, a punto de empezar)

El excongresista Bula, por su parte, fue condenado el 5 de febrero de 2020 a cinco años y cinco meses de prisión por su participación en el entramado de Odebrecht. La condena en su contra fue ratificada por el Tribunal Superior de Bogotá a finales de octubre de 2021 y, en consecuencia, permanece privado de la libertad en la cárcel La Picota. El testimonio de Bula es clave para la Fiscalía, pues él suscribió un preacuerdo en el que, a cambio de aceptar su responsabilidad por enriquecimiento ilícito y cohecho, además de colaborar con la justicia para esclarecer el pago de coimas por parte de la multinacional brasileña, iba a recibir como única contraprestación degradar su participación en los delitos de autor a cómplice.

Por eso, Bula se ha convertido en el “ventilador” de lo que hay detrás del mayor escándalo de corrupción de los últimos años en el país. En ese sentido, esta mañana Bula explicó que su participación fue la de un mensajero de Odebrecht, “un mensajero costoso”, pero necesario para la compañía. “Necesitaban una persona como yo, que tuviera músculo financiero, que hiciera transacciones en el banco que no fueran sospechosas, porque mis movimientos en el banco eran flujos importantes. Que solucionara un problema si lo tenía que solucionar, que llevara una razón a Bernardo Elías, decirle a Odebrecht que tiene esta necesidad, que vaya directamente a la ANI, que hable con el señor Luis Fernando Andrade, que solucione esto (…)”, dijo Bula. (Le puede interesar: Tribunal Superior de Bogotá confirmó la condena de cinco años y cinco meses contra Otto Bula)

Agregó que cuando los problemas eran delicados y de mucha confidencialidad, se hacían reuniones en el apartamento de Eleuberto Martorelli. Que en una o dos ocasiones estuvo Paolo Ferracuti y asistían Bernardo Elías, Luis Fernando Andrade y Juan Sebastián Correa. “Siempre se supo con anterioridad cuál era la necesidad, para qué era la reunión tan importante que se hacía, clandestina y fuera de las instalaciones de la ANI y siempre llevaban la solución o encontraban la solución en esa reunión (…) y puedo decirlo porque tengo respaldos documentales, tengo chats en los celulares que le entregué a la Fiscalía donde muchas veces el señor Andrade preguntaba cuál era el tema de la reunión y se le explicaba”, manifestó.

Bula narró que su participación como “mensajero” fue fundamental en tres momentos: en el contrato de estabilidad jurídica, el otro sí del contrato Ocaña-Gamarra y las reclamaciones económicas que le hizo Odebrecht a la ANI. Respecto al contrato de estabilidad jurídica explicó que tuvo que contactar a congresistas para que le ayudaran a gestionar el acuerdo, a cambio de millonarias coimas. “En el año 2012, septiembre, el señor Yesid Arocha llega a mi casa con Federico Gaviria y me dice que le declararon la improcedencia del contrato de estabilidad jurídica y necesitaba sacarlo antes de diciembre de 2012, porque posteriormente no se firmaría, y que necesitaba a dos congresistas que ayudaran en este trámite para firmar ese contrato y él me habla de una remuneración y yo le digo a (Bernardo Miguel) ‘Ñoño’ Elías para conseguir la firma”, narró Otto Bula.

Respecto al otro sí del contrato de construcción de la vía Ocaña-Gamarra, Bula indicó que Federico Gaviria le dijo que estaban tramitando ante la ANI, la adjudicación de ese convenio. “Federico Gaviria lo venía tramitando y las directivas de Odebrecht hacen gestión ante la ANI para los otro sí de Ocaña – Gamarra. No era prioridad de la Ruta del Sol II pero aseguraron que era mejor a través del otro sí pues los precios eran mejores y garantizaba que se lo adjudicaran (…) Martorelli pidió que agilizáramos el proceso y pidió reuniones con la ANI”, manifestó el excongresista.

Dijo, además, que acompañó al Bernardo “el Noño” Elias, unas 15 veces a visitar al exdirector de la ANI, pero que nunca entró, ni participó de ellas. “Me quedaba en Juan Valdez de la ANI. Nunca quise asistir a reuniones con funcionarios públicos. Soy el único trabajador de Odebrecht que está preso, el más raso, yo no tenía ni perfil político, ni académico, para asistir a una reunión de esas mi colaboración se remitía a recibir y llevar información”, insistió Bula que, en varias oportunidades, fue interrumpido por el juez por hablar más de la cuenta y entregar información que el fiscal no le había solicitado en el interrogatorio.

La audiencia retomará a las 2:30 de la tarde cuando se espera que el fiscal culmine el interrogatorio y la defensa de Luis Fernando Andrade inicie un nuevo careo con el testigo.

Síguenos en Google Noticias