Publicidad
13 Jul 2022 - 9:55 p. m.

Mindefensa saca pecho por reducción de homicidios, pero tasa es mayor que en 2018

A pocas semanas de finalizar este periodo de gobierno, el Ministerio de Defensa entrega las cifras y resultados de estos últimos cuatro años. Sobresalen la disminución en las cifras de secuestros y homicidios que, a pesar de mostrar una reducción en las cifras oficiales, no muestran la realidad de la seguridad en Colombia.
Diego Molano fue nombrado por Iván Duque como su ministro de defensa en enero del 2021.
Diego Molano fue nombrado por Iván Duque como su ministro de defensa en enero del 2021.
Foto: Mauricio Alvarado

Reducción en las cifras de homicidios, disminución en los secuestros y la presentación de diversas capturas mediáticas fueron algunos de los resultados que entregó el ministro de defensa, Diego Molano, este miércoles a semanas de que acabe su periodo. A pesar de entregar cifras que muestran reducciones en diversos indicadores violentos, la gestión del Ministerio, durante el gobierno Duque, estuvo rodeada por constantes polémicas.

En contexto: Bombardear niños no es una operación exitosa

Según las cifras entregadas por el Ministerio, se cierra el primer semestre de 2022 con una reducción de 2% en homicidios comparado al primer semestre de 2021. Ahora bien, en un análisis de estas cifras, el Centro de Análisis de Datos de la Universidad Externado concluyó: “La reducción del primer semestre fue importante, pero no suficiente. El balance del primer semestre de 2022 es incluso superior al primer semestre de hace cuatro años, en 2018,cuando se aproximaba el inicio del gobierno Duque. Las expectativas de reducción de la mortalidad no se han satisfecho. El cuatrienio Duque culminará con un número aproximado de 50.000 homicidios sin consolidarse una reducción significativa”.

Por ponerlo de otra manera, durante todo 2018 (contando que el gobierno Duque comenzó el 7 de agosto de ese año), la tasa de homicidios se situó en 24,3 por cada 100.000 habitantes. De hecho, fue la primera vez que ascendía en cuatro años. Sin embargo, en el primer semestre de 2022 esa misma tasa subió casi un punto, con todo y las reducciones de las que habla Molano: en los primeros seis meses de este año hubo 25,2 homicidios por cada 100.000 colombianos.

En secuestro, se redujo la cifra de 78 en el 2021 a 70 casos en el 2022. A pesar de esto, el secuestro no registra sus números más bajos del gobierno Duque. En comparación con las cifras que entregó este Ministerio, la cifra de secuestros por cada 100.000 habitantes alcanzó su punto más bajo en el 2019, con un 0.2. En secuestros totales, y con los 70 secuestros que van este año, el 2019 sigue siendo el año en el que se presentaron el menor número de casos.

Lea aquí: Vuelve y juega: en bombardeo al Eln en Chocó murieron cuatro menores de edad

En el caso de las masacres, las cifras que entrega este Ministerio distan bastante de las entregadas por el Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz (Indepaz). Según las cifras oficiales, en lo corrido del año se han presentado 37 “homicidios colectivos”, mientras que las cifras de Indepaz señalan que han ocurrido 53 masacres hasta el 12 de julio de 2022.

El ministro Molano resaltó la fuerza con la que su Ministerio ha actuado a la hora de combatir a los grupos ilegales con presencia en el país. Molano resalta las bajas en combate de Johnier, Mayimbú y Cabuyo, miembros de las disidencias de las Farc, como grandes victorias de su gestión. Ahora bien, la avanzada militar del gobierno Duque no solo ha presentado la muerte de combatientes. Según denuncias del senador Iván Cepeda, “por lo menos 22 menores de 18 años han muerto en estas operaciones que han practicado las Fuerzas Militares”.

Lea también: En datos: Gobierno de Iván Duque extraditó a 622 colombianos, ¿por qué motivos?

El informe de rendición de cuentas también afirmó que las capturas y extradiciones presentadas por el gobierno han sido una victoria en materia de seguridad para Colombia. Según el Ministerio, se logró capturar a 22.916 miembros de grupos armados y fueron extraditados 542 narcotraficantes. Entre estos, la cara más representativa es la de Dairo Antonio Úsuga, Otoniel, jefe máximo del Clan del Golfo.

A pesar del revuelo que hizo el gobierno con la captura y extradición de Otoniel a Estados Unidos, la Comisión de la Verdad, en su informe final, señaló que la extradición representa una estrategia de impunidad. Su caso ilustra este fenómeno: si bien Otoniel se acercó a la justicia y hasta presentó una propuesta para reparar a sus víctimas, terminó montado en un avión y enviado a Nueva York, donde sigue a la espera de juicio.

Durante una rueda de prensa posterior a la entrega de este informe, el ministro Molano se refirió a diversos hechos coyunturales de seguridad en el país. Entre los asuntos que tocó, se encuentra el atentado contra la Fuerza Pública en el que, según Molano, hombres del Clan del Golfo dispararon contra los uniformados que se movilizaban por un puente del casco urbano del municipio antioqueño. Según el ministro, este atentado haría parte del “plan pistola” que adelantan los reductos de esta organización criminal luego de los golpes que han sufrido en el último año.

Para conocer más sobre justicia, seguridad y derechos humanos, visite la sección Judicial de El Espectador.

Síguenos en Google Noticias

 

Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.