31 Mar 2021 - 2:52 a. m.

“Nunca le escuché decir que se iba a retractar”: exesposa de Monsalve

Desde el exilio, Deyanira Gómez, expareja de Juan Guillermo Monsalve, amplió su declaración ante la Corte Suprema sobre cómo terminó ella envuelta en el caso contra el expresidente Álvaro Uribe. Habló de amenazas, presiones, “Caliche” y el abogado Diego Cadena.

El Espectador y Blu Radio*

“Fui compañera de Juan Monsalve de 2013 a 2019, que rompimos nuestra relación. En todo ese tiempo, siendo la única persona que lo visitaba todos los fines de semana, tenía contacto con él 24 horas vía telefónica, nunca le escuché decir que se iba a retractar y nunca le escuché decir que el doctor Iván Cepeda le hubiera dado alguna dádiva por su participación en las declaraciones”. Así declaró Deyanira Gómez en la Sala de Instrucción de la Corte Suprema el 9 de noviembre de 2020. Su versión ratifica varios puntos a los que se refirió en la misma instancia el propio Monsalve, su exesposo, quien ha señalado supuestos vínculos del expresidente Álvaro Uribe con el bloque Metro de las autodefensas. (Lea también: “Solo pasé un mensaje, no hice nada más”: Vicky Jaramillo en el caso Uribe)

Para la fecha de esta declaración, la segunda que ha dado Deyanira Gómez en la Corte, Álvaro Uribe ya había renunciado al Senado y el proceso en su contra había pasado a la Fiscalía. Y precisamente allí, el fiscal Gabriel Jaimes, quien tiene a su cargo el expediente, les ordenó a sus investigadores pedir en el alto tribunal una copia de la declaración que dio la mujer a finales del año pasado. Gómez había declarado en el proceso que se sigue en contra del congresista del Centro Democrático Álvaro Hernán Prada, señalado de presionar a Monsalve para que se retractara de sus dichos, a través de un hombre del Huila que tenían en común: Carlos Eduardo López, alias Caliche.

“Sí he oído hablar de él y las intervenciones que realizó directamente a mi excompañero sentimental Juan Guillermo Monsalve para la época del 19 de febrero al 20, 21 de febrero (de 2018)”, contestó Deyanira Gómez en la Corte cuando le preguntaron por Caliche. La mujer contó que su exesposo le mostró las conversaciones que tuvo con él y los ofrecimientos que le estaba haciendo por retractarse, pero también habló abiertamente del proceso contra Álvaro Uribe, en quien dijo no confiar. Gómez detalló cómo perdió su trabajo en 2018, según ella a causa de sus declaraciones, y que está asilada en otro país por seguimientos y presiones de las que ha sido víctima.

Del abogado Diego Cadena, quien representaba a Álvaro Uribe, Deyanira Gómez le dijo a la Corte que este le pidió una reunión, encuentro que ella grabó secretamente y entregó a ese alto tribunal. En una llamada interceptada el 5 de abril de 2018, Cadena le dijo al expresidente que era ella quien no permitía a Juan Monsalve retractarse. “¿Y ella quién será, hombre?”, le preguntó Uribe. “Una médico”, contestó. Gómez asocia esta conversación con que, un mes más tarde, fue despedida de Coomeva, empresa que luego dijo que la mujer fomentaba mal ambiente laboral. “Ellos hicieron todo lo de ley para retirarme, me indemnizaron porque fue sin justa causa”, contó Gómez en la Corte Suprema.

Cuando le preguntaron en el alto tribunal si era cierto que era ella quien impedía que Monsalve se retractara, contestó: “No soy responsable de que no se hubiera producido la retractación, pero sí se hacía un análisis con Juan cuando nos reuníamos los fines de semana, revisamos a ciencia cierta todos los puntos y yo daba mi punto de vista. Por ejemplo, cuando Carlos López le pide que haga un video, que mire, que hay una persona muy interesada, yo le dije: ‘esa persona no está sola. Carlos López está con otra persona, que de hecho es la que le está proporcionando todo lo que él debe decir, porque una persona con el nivel educativo de Carlos López no podría llegar hasta este espacio’”.

Las gestiones de “Caliche”

Gómez aceptó que su exesposo y Caliche se conocían de antes de febrero de 2018. Ese mes es clave, porque es cuando se le vencía el término a la defensa de Uribe para presentar un recurso contra la decisión de la Corte, en la que se inhibió de investigar al senador Iván Cepeda por manipulación de testigos y ordenó, en su lugar, abrirle un proceso al expresidente bajo ese supuesto. “Era una persona que llamaba a Juan (Monsalve) y le decía: ‘estoy tomando licor, estoy con mujeres’. Su comunicación era para mandarle videos pornográficos, chistes, memes, cosas así. Pero no era una comunicación de otra índole más privada”, contó Gómez sobre las conversaciones entre Monsalve y López. (Le puede interesar: Lo que halló la Fiscalía sobre los testigos contra Álvaro Uribe: Monsalve y Alberto Guerrero)

Esto cambió, según la mujer, por los días álgidos del caso Uribe. “El 19 de febrero de 2018, Carlos López contacta a Juan Guillermo Monsalve por Whatsapp, le dice que necesita hablar con él, que si le permite visitarlo. Mi exesposo le dice que no lo va a recibir. Después de eso, el 21, le dice ya qué es lo que necesita. Le comenta que está reunido con personas entre paréntesis muy grandes que le pueden ayudar en su proceso y a salir de ese lugar donde se encuentra. Le dice que está hablando con el señor Álvaro Hernán Prada, que es un representante a la Cámara muy cercano al expresidente Álvaro Uribe Vélez, y que lo que necesitan es que él haga un video y se retracte”, declaró Gómez.

Además, agregó Gómez, Juan Guillermo Monsalve supuestamente tenía que decir en el video que el senador Iván Cepeda le había ofrecido prebendas. “Le dice: en dos meses usted va a estar en la JEP y le van a ayudar, y usted va a salir porque ellos le van a ayudar a que se defina su situación y usted pueda salir”, relató la mujer sobre las conversaciones que supuestamente sostuvo Caliche con Monsalve y los ofrecimientos que le hizo si echaba para atrás su versión. Deyanira Gómez contó que se enteró de todo porque su expareja le compartía los mensajes y audios que le enviaba el hombre que supuestamente actuaba en nombre de Álvaro Hernán Prada.

Caliche fue tan lejos que le dijo a Monsalve que había escuchado al mismo Álvaro Uribe. “Le dijo: yo escuché directamente a Caparrudo. Y le refiere que ‘el ex’ está muy interesado y que ‘el ex’ está esperando el video. Y él dice que lo escuchó en una llamada que hizo directamente el doctor Álvaro Hernán Prada de su celular y él escuchó en ese momento a Álvaro Uribe Vélez”, continuó diciendo la mujer. En su declaración, dijo que puso en conocimiento del senador Cepeda y de la Corte Suprema lo que estaba ocurriendo, y entregó su celular en el alto tribunal para que las conversaciones fueran tenidas en cuenta como pruebas.

Por los mismos días en que Deyanira Gómez rindió esta declaración en la Corte(noviembre de 2020), Caliche salió en medios asegurando que tenía comprobantes de consignaciones de le había hecho la exesposa de Monsalve. En absoluta calma, la mujer explicó su versión sobre estos dineros: “Si Juan, por ejemplo, quería comerse un plato de comida del Caquetá, de Villavicencio, y tenía la persona que se lo comprara, yo lo podía pagar. Y, lógicamente, no se le pedía a nadie que lo mandara regalado, sino simplemente se pagaba”. Dijo que no recuerda que alguno de estos pagos haya sido por más de $1 millón, pero que siempre eran cuantiosos, porque tenía que pagar hasta el envío correspondiente.

En su más reciente declaración, en la Fiscalía, Caliche dijo que les mintió tanto a Monsalve como al propio Álvaro Hernán Prada. Él mismo admitió, como han contado El Espectador y Blu Radio: “Yo le dije al doctor Prada que venía de parte de Monsalve, eso era una mentira que yo le metí”, y “todo lo que dije a Monsalve de Granados era mentira (...) yo nunca le he mentido a la Fiscalía o a la Corte, pero sí a Monsalve, que es un bandido”. El congresista Prada siempre ha dicho que es inocente y que fue Caliche quien lo buscó, mientras hacía campaña en 2018 para llegar al Congreso, versión que también sostuvo el representante del Huila en la Fiscalía recientemente. (Noticia relacionada: Jaime Granados, abogado de Uribe: “Estamos viendo a la justicia funcionar como debe”)

*Este informe especial sobre el caso Uribe lo trabajó la sección judicial de El Espectador, conformada por Diana Durán (editora judicial) y los reporteros Felipe Morales, David Escobar, Alejandra Bonilla, Kelly Rodríguez y Sebastián Cote; y Santiago Martínez, periodista de la Unidad Investigativa. De parte de Blu Radio están la periodista Silvia Charry y Ricardo Ospina (director de Servicios Informativos).

Comparte: