13 Mar 2020 - 12:37 a. m.

Juez ordena la libertad inmediata de Chelsea Manning

Según el juez Anthony Orenga, la exanalista y denunciante de WikiLeaks ya no es necesaria en el proceso contra el fundador de esta organización, Julian Assange.

redacción internacional

Chelsea Manning, ex analista de inteligencia del ejército de los EE. UU. y colaboradora de WikiLeaks. / EFE
Chelsea Manning, ex analista de inteligencia del ejército de los EE. UU. y colaboradora de WikiLeaks. / EFE

Chelsea Manning, la exanalista del Ejército de Estados Unidos que se convirtió en una de las denunciantes de WikiLeaks, será liberada dentro de poco, luego de permanecer en prisión desde mayo de 2019 por negarse a testificar en una investigación federal contra Julian Assange, fundador de la mencionada organización mediática.

“El tribunal considera que la comparecencia de Manning ante el gran jurado ya no es necesaria, por lo que su detención ya no cumple ninguna función coercitiva”, aseguró el juez Anthony Tregua. “(Por eso se ordena que Manning sea) inmediatamente liberada de la custodia del fiscal general”, agregó. Sin embargo, el magistrado negó la petición de los jueces de Manning de cancelar la multa de US$256.000 que se le impuso por negarse a testificar.

Un día antes de la decisión del juez, Manning había intentado suicidarse en su celda, pero las autoridades lograron intervenirla antes de que se hiciera daño. Es el tercer intento de suicidio de la exanalista del Ejército estadounidense.

Manning confesó que filtró por lo menos 750.000 cables diplomáticos y documentos confidenciales a WikiLeaks por lo que fue condenada a 35 años en prisión. Tras su condena, Manning, nacida como Bradley Manning, inició un proceso de transición de sexo de hombre a mujer. Sin embargo, cuando cumplió seis años de su pena en 2017, pues el presidente Barack Obama decidió conmutar el resto de su condena justo antes de abandonar la Casa Blanca.

Pero los problemas para la exanalista de inteligencia regresaron poco después de salir de prisión, cuando se negó a testificar en el caso Assange alegando motivos éticos. Manning volvió a prisión acusada de desacato, por lo que duró un año tras las rejas. Aunque logró salir en poco tiempo, regresó una vez los fiscales lograron una nueva orden para devolverla a la cárcel en mayo de 2019. Vea también: Chelsea Manning no inculpa a Assange y regresa a prisión

Síguenos en Google Noticias