Publicidad
17 Dec 2021 - 3:01 a. m.

¿Qué son los ‘mercenarios cibernéticos’? El nuevo escándalo de Facebook (Meta)

Las empresas de cibermercenarios le ofrecen a sus clientes recopilar información sobre otras personas para manipularlas.
Facebook, ahora conocido como "Meta", ha sido blanco de críticas en repetidas ocasiones por la poca seguridad que brinda a sus usuarios.
Facebook, ahora conocido como "Meta", ha sido blanco de críticas en repetidas ocasiones por la poca seguridad que brinda a sus usuarios.
Foto: Pexels

Meta, la empresa matriz de Facebook, anunció la prohibición de siete empresas de ‘mercenarios cibernéticos’ o ‘vigilantes a sueldo’, luego de una investigación de meses sobre esta industria formada hace relativamente poco. ¿Qué significa esto? El Espectador le explica.

¿Qué son los ‘cibermecernarios’?

Las empresas de cibermercenarios le ofrecen a sus clientes recopilar información sobre otras personas para manipularlas. Se trata de unas maniobras de espionaje que han afectado a activistas, disidentes y periodistas en todo el mundo.

Según Facebook, ahora conocido como Meta, se desactivaron unas 1.500 cuentas ligadas a empresas de estos vigilantes a sueldo, y se envió una advertencia a 48.000 personas que pudieron ser víctimas de los ataques en un centenar de países.

“La industria de vigilancia por encargo apunta a objetivos indiscriminados a nombre del mejor postor”, según dijo en rueda de prensa Nathaniel Gleicher, jefe de las políticas de seguridad de Facebook.

¿Cuáles son las empresas sancionadas?

La primera que aparece en el listado es Black Cube con origen en Israel. Es reconocida por haber sido supuestamente contratada por el delincuente sexual Harvey Weinstein para atacar a las mujeres que lo acusaron de acoso y abuso. La empresa negó las acusaciones en su contra.

“Black Cube operaba personajes ficticios hechos a la medida de sus objetivos: algunos de ellos se hacían pasar por estudiantes graduados, trabajadores de ONG y derechos humanos, y productores de cine y televisión”, dijo Facebook.

También, con origen en Israel, está Cobwebs Technologies. Esta le permite a sus clientes engañar a sus objetivos para que revelen información persona. Otra firma israelí es Bluehawk, la cual usa cuentas para pasarse por periodistas en un esfuerzo por engañar a sus objetivos para que se graben en cámara. Cognyte es la última firma israelí en el listado.

Le puede interesar: Falleció el periodista que “derrumbó” el Muro de Berlín con una sola pregunta

Las otras empresas son Cytrox, de Macedonia del Norte, la cual infecta los dispositivos de los objetivos con malware tras hacer ataques con phishing; BellTroX, de india; y una empresa china cuyo nombre no especificó Facebook. Sobre Cytrox, cabe destacar que trabaja con un software espía de NSO Group, la empresa israelí con la que el Departamento de Comercio de Estados Unidos recomendó no hacer negocios

Todas las empresas han rechazado las acusaciones de Facebook. Israel está relacionada de alguna manera con cinco de las siete empresas sancionadas.

Le recomendamos: La prueba reina: una presentación en PowerPoint pone contra las cuerdas a Trump

Trabajando en las sombras

“Los cibermercenarios suelen afirmar que sus servicios solo apuntan a criminales y terroristas”, según una declaración de Meta. Pero “los objetivos son de hecho indiscriminados e incluyen periodistas, disidentes y críticos de regímenes autoritarios, familias, miembros de la oposición y activistas de derechos humanos”, puntualizó un comunicado de Meta.

A la par de la investigación publicada por Facebook (Meta), Citizen Lab publicó un documento en el que denuncia que una de las víctimas de estos ciberdelincuentes se trata de Ayman Nour, crítico del presidente de Egipto, Abdel Fattah al-Sisi. El teléfono de Nour fue interceptado por piratas este año por un software constuido por NSO Group y Cytrox. La otra víctima identificada por Citizen Lab sería un periodista exiliado, también crítico del gobierno de al-Sisi.

Le recomendamos: Tragedia en inflable: mueren 5 niños en Australia y 4 más resultaron heridos

“Es importante darse cuenta de que NSO es solo una pieza de un ecosistema de cibermercenario global mucho más amplio”, dijo Facebook.

La revelación se produce pocas semanas después de que Facebook cambiara su nombre a Meta, luego de enfrentar un gran escrutinio por las revelaciones de una de sus exempleadas, Frances Haugen, quien denunció que la compañía permitía la propagación de discursos de odio y de desinformación para triunfar.

Le recomendamos: Los países de habla no inglesa deberían temerle a Facebook: las 7 claves de Haugen

👀🌎📄 ¿Ya estás enterado de las últimas noticias en el mundo? Te invitamos a verlas en El Espectador.

Recibe alertas desde Google News