Glifosato: el primer caso por muerte que admite la CIDH

hace 5 horas

Entregan potestad a Cundinamarca sobre Regiotram de Occidente y TM de Soacha

El Instituto Nacional de Vías (Invías) y la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI) suscribieron con la Gobernación del departamento dos convenios interadministrativos para la ejecución de los proyectos. Ambos suman $3.5 billones.

Gobernación de Cundinamarca

El metro de Bogotá no ha sido la única gran obra que ha dado un paso clave en los últimos días con la apertura de la licitación para adjudicar su construcción y operación. Dos proyectos de movilidad para Cundinamarca aseguran su ejecución tras la suscripción de dos convenios interadministrativos para Regiotram (un tren de cercanías entre cuatro municipios de la sabana de la zona occidental y Bogotá), y las Fases II y III de Transmilenio a Soacha.

>>>Lea: Firman convenio para estudios de factibilidad del tren entre Bogotá y Zipaquirá

El acuerdo, entre el Instituto Nacional de Vías (Invías), la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI) y la Gobernación de Cundinamarca, le entrega al departamento la administración del el corredor férreo Bogotá-Facatativá y parte del corredor del sur para adelantar las obras de Transmilenio. 

La secretaria de Transporte y Movilidad de Cundinamarca, Jeimmy Villamil, aseguró que respecto a Regiotram, “se tiene como objeto la administración, el mantenimiento, el control y la operación del corredor férreo que desde Facatativá conduce al centro de la capital del país, con aproximadamente 39 kilómetros de extensión”.

>>>Lea: Se busca constructor para el metro de Bogotá

Este convenio tendrá una duración de 35 años, en los que el departamento debe comprometerse a adecuar, en el kilómetro cinco, un patio taller para la entrada del material rodante que va desde Belencito hasta Bogotá, con el propósito de realizar reparación y mantenimiento que se requieran.

El segundo acuerdo, según Villamil, "consiste en la entrega de cuatro kilómetros para la construcción de Transmilenio fases II y III a Soacha, que permite, como lo dispone el Plan de Desarrollo, la modificación en la destinación del mismo. Es decir, sobre esa vía (que no es operativa) se pueden construir las troncales del sistema de movilidad”, explicó.

Por su parte, el gobernador de Cundinamarca, Jorge Rey, resaltó que este es un paso importante para el departamento, ya que representa una gran gestión ante entidades nacionales y recursos cofinanciados con fuentes externas. "Esas dos obras suman $3.5 billones, de los cuales el 70% ha sido gestión ante el Gobierno Nacional", concluyó.