Mexicanos creen que seguridad y economía mejoraron

López Obrador, el presidente más popular de México en 25 años

Después de tres meses de gobierno, el mandatario mexicano de izquierda rompió la maldición de sus cuatro antecesores anteriores y subió sus cifras de popularidad, que se ubican por encima del 60 %. Las políticas del mandatario para reducir los gastos del Estado han sido bien valoradas por los ciudadanos.

Tras tres meses en el gobierno, Andrés Manuel López Obrador alcanzó cifras de aceptación nunca antes vistas en México. / AP

Mientras que la mayoría de los presidentes suelen perder popularidad a los pocos meses de llegar al poder, el caso de Andrés Manuel López Obrador en México indica todo lo contrario. Tras tres meses en el gobierno, el mandatario de izquierda alcanzó cifras de aceptación nunca vistas en su país y se convirtió en el primero en subir la percepción ciudadana en los últimos 25 años.

De acuerdo con distintas encuestas, entre ellas la realizada por la firma Consulta Mitofsky para el diario El Economista, la popularidad de López Obrador subió de 62,6 % en noviembre del 2018, cuando aún era presidente electo, a 67,1 % de la aprobación presidencial en febrero del 2019, a unos días de cumplirse tres meses de gobierno. Un hecho que se destaca por su rareza en la política mexicana.

(Le puede interesar: El nuevo México de López Obrador)

De los últimos presidentes mexicanos, solo AMLO logró aumentar las cifras de aceptación en sus primeros tres meses de gobierno. Los cuatro puntos porcentuales que incrementaron desde que tomara posesión, en diciembre, contrastan, por ejemplo, con los de sus antecesores: Enrique Peña Nieto, que en su primer trimestre se redujo de 56,4 % a 51,5 %, Felipe Calderón (de 64,1 % a 58,5 %) y Vicente Fox (de 80,2 % a 69,7 %).

Solo Ernesto Zedillo (1994-2000) logró también incrementar su aprobación en el arranque, y de diciembre de 1994 a febrero de 1995 pasó de 32,3 % a 42 %; a pesar de que meses después sufrió un fuerte descenso en su popularidad, destaca Mitofsky.

Los ciudadanos consultados por esta encuesta incrementaron su percepción de que la seguridad, la economía y la situación política del país mejoraron en los tres meses de AMLO. Por ejemplo, en febrero del 2017, el 16 % consideraba que la seguridad en México mejoraba, cifra que en febrero del 2019 ascendió a 36 %. En la cuestión económica, en los mismos períodos pasó de 18 % a 46 %.

Dentro de sus medidas, la mejor evaluada es quitar la pensión a los expresidentes, efectiva desde el pasado 1° de diciembre, cuando AMLO asumió la Presidencia de la república. Con esta decisión, los exmandatarios dejaron de percibir un sueldo mensual de 205.000 pesos mexicanos (cerca de $33 millones), el pago de un seguro de vida, seguro médico, prima de fin de año; así como el salario de hasta 25 personas de apoyo y seguridad.

(Ver más: Programas sociales: la apuesta de López Obrador)

“La encuesta muestra que la aprobación tiene un componente emotivo: cuando se pregunta sobre las acciones de Gobierno, la gente está de acuerdo con las de dar satisfacción ante el coraje que se tenía por los privilegios de los poderosos”, explica Roy Campos, presidente de Consulta Mitofsky.

De hecho, las acciones destinadas a reducir el gasto burocrático en el Estado mexicano son las que mayor aceptación popular tienen, según la encuesta de Consulta Mitofsky. La reducción del sueldo a los funcionarios del gobierno (68,8 %), la decisión del presidente de viajar en vuelos comerciales (53,1 %) y el combate al robo de gasolina (51 %) son las de mejor percepción ciudadana en estos tres meses. Mientras que la más reprobada fue la cancelación definitiva del aeropuerto en Texcoco.

“La popularidad de AMLO ha crecido de manera consistente desde su elección, derivado de acciones de gobierno populares y una comunicación constante que le permite generar respaldo con facilidad”, explicó el analista político mexicano Antonio Ocaranz de El Financiero.

(En contexto: López Obrador: “Triunfar o irse a la chingada”)

El “huachicoleo”, su primera prueba

El combate al robo de gasolina —que en México es conocido como huachicoleo— es una de las medidas más populares del gobierno de López Obrador. El contrabando de combustible le significaba al Estado mexicano pérdidas anuales de US$3.000 millones, razón por la que una de sus primeras medidas fue atajar este problema.

Y es que a pesar de las molestias por el desabastecimiento de gasolina que generó este combate frontal en México en los primeros meses de 2019, el presidente López Obrador salió fortalecido por la forma como manejó la crisis de los combustibles. Una encuesta realizada por el diario El Financiero señala que el 80 % de los mexicanos opina que AMLO manejó la situación de manera acertada y el 65 % considera que el presidente estuvo bien con el asunto de la explosión en Tlahuelilpan, donde perdieron la vida más de cien personas.

(Ver más: La criticada estrategia del gobierno de México contra el robo de gasolina)

Muy cerca se ubican las conferencias mañaneras del presidente, que generan 72 % de opinión positiva y 8 % de negativa. Tanto el combate al huachicol como la estrategia de comunicación mañanera gustan a la gran mayoría de los mexicanos.

Sorprende, por ejemplo, su percepción en temas de política exterior, especialmente sobre la crisis política en Venezuela. A pesar de haber sido criticado por diferentes medios de comunicación y adversarios políticos como los expresidentes Felipe Calderón y Vicente Fox, la gente parece estar de acuerdo con la postura de no intervención internacional del mandatario.

De acuerdo con un sondeo realizado por el diario El Financiero, el 54 % de los mexicanos cree que AMLO está en lo correcto frente a Venezuela, crisis en la que varios gobiernos han reconocido a Juan Guaidó como presidente, pero en la que México ha decidido no tomar partido y llamar a las partes a dialogar. Según el ejercicio, apenas el 17 % de los consultados desaprueba la decisión del gobierno mexicano.

(Ver más: Ayudas económicas para desincentivar el robo de gasolina en México: la apuesta de AMLO)

“Dos de cada tres mexicanos aprueban la gestión del presidente. Para el contexto mundial actual, de redes sociales, internet, información, es muy alto. No hay nadie en América Latina con esta aprobación”, concluye Roy Campos, presidente de Consulta Mitofsky.