Publicidad
27 Aug 2021 - 9:52 p. m.

Piden libertad de militantes en la Alianza Verde para primera vuelta presidencial

Tres senadores y cuatro representantes a la Cámara de la colectividad aseguran que esa es la mejor opción para mantener la unidad, por encima de una escisión, e invitaron a seguir construyendo partido desde la pluralidad y la diversidad.
Al interior de las directivas de los verdes hay quienes se inclinan por unirse a la Coalición de la Esperanza y otros prefieren estar del lado del pacto Histórico.
Al interior de las directivas de los verdes hay quienes se inclinan por unirse a la Coalición de la Esperanza y otros prefieren estar del lado del pacto Histórico.
Foto: Facebook.com/PartidoAlianzaVerde

Un grupo de congresistas de la Alianza Verde le propuso al partido dejar en libertad a sus militantes frente a quien apoyar en la primera vuelta de la elección presidencial de 2022 y discutir en concertación con las demás colectividades y movimientos de la Coalición de l Esperanza la conformación de las listas a Senado y Cámara de Representantes. De acuerdo con los resultados de esa primera vuelta, el compromiso sería apoyar al candidato alternativo que pase a la segunda.

“La Alianza verde es un partido que estatutariamente promueve la libertad, la pluralidad de opinión, el respeto por la diversidad y las distintas creencias sobre la sociedad y la vida. El partido reconoce que en su interior coexisten distintas tendencias, formas de pensamiento y expresiones sociales. Esta diversidad es un sello auténtico (…) esa unidad en la diversidad debe ser exaltada y protegida permanentemente, más en contextos de polarización electoral efímera que no son ni serán los únicos que vayamos a vivir como partido”, señala un comunicado público suscrito por los senadores Jorge Londoño, Yesid García y José Polo, y por los representantes Katherine Miranda, Inti Asprilla, León Freddy Muñoz y César Zorro.

Lea también: Sanguino, Ortiz y Amaya decantan sonajero de precandidatos verdes

En el mismo, aseguran que están convencidos del potencial de la colectividad para buscar soluciones creativas y fructíferas. “Creemos que no debemos quedarnos atrapados en las disyuntivas excluyentes y estériles que se han pretendido levantar como únicas opciones y que amenazan la unidad del partido”, señalan. Como se conoce, durante las últimas semanas se ha dado un duro choque interno en la Alianza Verde entre quienes se inclinan por sumarse a la Coalición de la Esperanza (donde están Sergio Fajardo, Jorge Robledo, Juan Fernando Cristo, Juan Manuel Galán y Humberto de la Calle) y quienes prefieren estar del lado del Pacto Histórico que lidera Gustavo Petro. Además, hay diferencias en cuanto a la manera de escoger el candidato presidencial de la colectividad. Ello ha dado incluso para que algunos hablen de la escisión o división del partido.

“Nuestra propuesta tiene dos etapas, de acuerdo con el desarrollo de las elecciones presidenciales del próximo año. La primera consiste en que, como colectividad, dejemos en libertad a nuestra militancia para asumir individualmente la posición política de respaldo al candidato o candidata alternativa a la Presidencia de la República que mejor estime, con unas reglas consensuadas, y discutir la integración de listas a Senado y Cámara concertadas con los partidos y movimientos que hacen parte de la Coalición de la Esperanza. En la segunda etapa, la regla sería que, una vez conocidos los resultados de la primera vuelta, el partido apoye al candidato alternativo que logre pasar a la segunda vuelta”, dice concretamente la propuesta.

Incluso, los siete congresistas verdes recuerdan que este tipo de fórmula no es ajena a la colectividad, pues en el proceso electoral hacia la Alcaldía de Bogotá en 2015, se dejó en libertad condicionada a los integrantes del partido para votar ya fuera por Enrique Peñalosa, Clara López o Rafael Pardo. Fue una estrategia que se denominó “libertad organizada, sonora y fraternal”. En compromiso estuvo basado en los tres candidatos siguieran los lineamientos del buen gobierno y quienes los apoyaran solo podían hablar bien de su escogido, sin ataques a los copartidarios ni mencionando negativamente a sus competidores.

Lea también: ¿Se aproxima la escisión en la Alianza Verde?

Y hacen referencia también a lo sucedido de cara a la segunda vuelta de la elección presidencial de 2018, cuando también hubo libertad y un sector del partido apoyó a Gustavo Petro, respetando a quienes optaron por el voto en blanco. “En su respectivo momento, estas fórmulas lograron que la militancia interpretara el momento político de la manera más coherente con sus posiciones personales, manteniendo la cordialidad, la unidad y la construcción democrática de partido desde las diferencias”, agrega el escrito.

Y concluye: “Los firmantes coincidimos que la mejor opción, por encima de una escisión, consiste en la libertad. En esos momentos invitamos a los integrantes del partido a que juntos cuidemos y protejamos lo que hemos construido como colectividad”.

Síguenos en Google Noticias
Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.